Sociedad

Jerez, ‘zona socialmente catastrófica’: más de 64.000 personas están en riesgo de exclusión

La Coordinadora de la Zona Sur Existe, el Observatorio Ciudadano Municipal de Jerez y la A.V.V. Centro Histórico presentan un informe que muestra que uno de cada tres jerezanos carecen de las necesidades básicas: "En el sur de la ciudad, se trata del 68,98% mientras que en el Distrito Norte la cifra se reduce al 0%"

Una única entidad bancaria para 25.000 habitantes. Un dato casi anecdótico que esconde le realidad que sufre la zona sur de Jerez, donde 22.542 de 32.679 personas están en riesgo de exclusión social, un medidor que aborda las situaciones de pobreza, desigualdad, vulnerabilidad y marginación elaborado a partir de diferentes términos. Así lo muestra el informe que han presentado este lunes en la Nave del Aceite, la Coordinadora de la Zona Sur Existe, la Asociación de Vecinos del Centro Histórico y el Observatorio Ciudadano Municipal de Jerez. 

Tomando como referencia la situación de la vivienda y el desempleo, y una bibliografía documental con datos del Ministerio de Fomento, de la Junta de Andalucía y del propio Ayuntamiento de Jerez, Jerez, Ciudad Socialmente Catastrófica señala que uno de cada tres jerezanos están en riesgo de exclusión social o dicho de otra forma, se ven incapacitados por la carencia de recursos y capacidades básicas, de participar en la vida social, económica y cultural. Es decir, el 32,85%, un total de 64.764 personas, de 197.108 personas que entran dentro del estudio, salvando los desajustes poblaciones entre la población por distritos y la total del municipio según el INE, algo que aseguran no supone una variación estadística significativa. Los datos son aún más alarmantes cuando se presentan por distritos, escenificando una realidad social muy diferente entre la zona norte y la zona sur de la ciudad.

Mapa de la ciudad de Jerez en el informe ‘Jerez Ciudad Socialmente Catastrófica’.

Según el informe, en el Distrito Norte, donde viven más de 25.000 personas, no hay ninguna persona en riesgo de exclusión social, mientras que en el Distrito Este, sólo un 7,64% de la población lo está, es decir, 3.016 de 39.465 personas. Una realidad que contrasta con la del Distrito Sur, con un 68,98% o del Distrito Oeste, con un 53%, 15.302 de 28.856 personas. Es lo que Antonio Rivera denomina “la media luna de la pobreza”, un cinturón pintado de rojo y naranja que bordea todo el margen izquierda e inferior de Jerez y que también pinta de amarillo el centro histórico de la ciudad.

“En algunas zonas, como en La Granja o en La Asunción, hemos detectado hasta el 50% de desempleo”, señala el portavoz de la Coordinadora de la Zona Sur Existe, encargado de presentar el informe. Antonio Rivera señala que en estos barrios las condiciones de infravivienda no son tan dramáticas pero apunta al desempleo y la situación socioeconómica también desfavorable. Pero no sólo el Jerez urbano goza de esta losa, heredada desde hace varias décadas: la zona rural, con más de un 40% de ciudadanos en riesgo de exclusión social, está por encima de la media de todo el término municipal.

Un momento de la presentación del informe en la Nave del Aceite. FOTO: MANU GARCÍA.

Es por ello que estos colectivos no entienden que no se califique a la ciudad como zona catastrófica. “Existen varios motivos para declarar un territorio zona catastrófica y poner en marcha planes de ayuda, sin embargo siempre lo asociamos a fenómenos meteorológicos”, expone Rivera, que cree que la imagen de la concentración de la vulnerabilidad en el término municipal de Jerez determina su carácter catastrófico. Una realidad que, según los datos expuestos por el informe, no sólo no ha cambiado desde 1991 sino que ha empeorado.

Mapa del municipio de Jerez, con “media luna” en exclusión social en la ciudad y la zona rural en naranja, según el informe de ‘Jerez Ciudad Socialmente Catastrófica’.

“Por ejemplo, en diez años ha empeorado de la zona sur de la ciudad; ha aumentado el desempleo y la desigualdad, porque no se ha luchado con medidas reales que incidan en el territorio”, lamenta Rivera, que califica de las actuaciones políticas de “asistenciales, limosneras, superficiales” y hasta “políticas del entretenimiento”. “Nos hacen creer que se interviene en los barrios pero la realidad es que no hay transformación alguna”, espeta. En esa línea, critica las intervenciones que se están haciendo en la zona. “No se va a cambiar la realidad de nuestro barrio por dar un paseo por la Laguna de Torrox”. Y lamenta que la presentación de informes como este se califique a sus autores de “destructivos”. “Somos realistas y queremos que se intervenga de forma real y no superficial”, concluye.

Entre las conclusiones que expone el informe se encuentra la cronificación de la pobreza, el conformismo ciudadano y el propio agravamiento de los problemas a lo largo del tiempo por no aplicar políticas públicas integrales. Según los redactores del estudio, la pobreza se hereda de generación en generación, algo que se está mostrando en la realidad actual de la ciudad de Jerez, y en esa circunstancia Rivera apunta a que “todos somos responsables más o menos de forma consciente”. “El hecho de que la Zona Sur sea una zona socialmente catastróficca y que la gente no se una es también parte del problema”, concluye.

Los datos del informe pueden ser consultados aquí. 

Etiquetas

Más artículos en esta categoría:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *