"Si a mi padre lo quité del andamio fue por ese gol"

"Si a mi padre lo quité del andamio fue por ese gol"

Su nombre ondea por La Granja, su barrio de origen. El exfutbolista Kiko Narváez se siente un "jerezano cadista" y confiesa que regresar a Jerez le "hace volver a la realidad".

El comentarista resuelve nuestro cuestionario #ObjetivoWhatsApp con todo el arte del mundo y con mucha claridad: "Yo estoy muy orgulloso de ser jerezano y soy cadista de sentimiento porque me lo dieron todo".

12-09-2015 / 08:30 h.

Le llaman 'El Arquero' pero no ha tirado una flecha en su vida. Con un camino profesional ya fijado, su vida dio un giro de 180 grados antes de cumplir los 30. Con la cabeza llena de rizos nació en la primavera del 72; en el barrio de La Granja, "plaza Ubrique, al lado de la farmacia", como él especifica. Cultivó más los pies que las manos, terminó séptimo pero no octavo y él mismo se explica: "Me cogió manía la profesora. Y le digo a ella que qué mala suerte porque me dijo que no llegaría a nada y al final a algo llegué. Tenía buen ojo la señora, como para trabajar a las dos de la mañana echando las cartas". Con tan solo 13 años se fue al Cádiz; allí le pagaron los estudios y aprovechó para sacarse algunos cursos como carpintería, automoción y auxiliar de clínica, "para estar con las niñas", dice. A día de hoy no corre detrás de un balón, pero sí habla sobre él en Carrusel Deportivo, en el As y en Mediaset. Francisco Miguel Narváez Manchón, Kiko Narváez, el hombre que nos hizo de oro en Barcelona 92 -sin tener precisamente ese gol en el número 1 de su ranking- se somete a nuestro cuestionario para que conozcamos un poco mejor a uno de nuestros paisanos más mediáticos. 

¿En qué equipo comenzó a jugar al fútbol?

Comencé primero en el Xerez alevín, con 10 años. Pero como no jugaban de titular algunos de mis amigos, los que íbamos andando de La Granja allí a Chapín, cogimos e hicimos un equipo: La UFRA, era Unión de Feos y Raros Andaluces. De ahí algunos cumplieron, se metieron en infantiles y yo me fui al Pueblo Nuevo. Luego con 13 años hice las pruebas para el Cádiz y me cogieron.

¿Por qué al Cádiz?

Me fui al Cádiz porque estaba en Primera División, porque me pagaban absolutamente todo y el sueño de ser futbolista era mucho más fácil estando en las categorías inferiores de un equipo que estaba en Primera.

¿Cuándo fue la última vez que estuvo por Jerez?

La última vez que paseé por Jerez… hace un par de semanas. Voy a ver a amigos, a mis padres, mi sobrino, mi hermano… Cada vez que puedo voy a oxigenarme allí, sino no podría vivir ni trabajar en Madrid.

¿Qué es lo que más le gusta de su ciudad?

Me hace pisar muy fuerte la tierra, ponerme en el suelo. Cada vez que voy a allí me hace recordar los valores y los privilegios que tengo con los problemas que tienen tus amistades… Te hace volver a la realidad. Siempre me dijeron lo del refrán: "Tú, largo, el día que te olvides de dónde vienes, nunca vas a saber adónde vas".

"Siempre me dijeron lo del refrán: Tú, largo, el día que te olvides de dónde vienes, nunca vas a saber adónde vas"

¿Qué emociones le traen el polideportivo de La Granja?

Más que emociones me entra nostalgia. Me da mucha nostalgia de los momentos vividos de chico y después del orgullo de ver a la gente disfrutando del pabellón; su familia, su gente… los padres de los críos que están jugando también han sido partícipes de que ese nombre esté ahí. Siempre le he echado las culpas de mis principios y de mi educación a la gente de Jerez cuando voy por cualquier parte de España y la verdad es que siento un cariño… Da igual que esté en Pontevedra, en Ourense, en Barcelona o en Madrid. Y de eso tiene mucha parte de culpa los valores que me inculcaron de chiquitito ahí, no tengo ninguna duda.

¿Qué opina de la actual división del Xerez?

Ya solo la palabra división me chirría. Además tengo muchas amistades y siempre se lo agradeceré al Xerez Club Deportivo, porque entre otras cosas yo iba de chico a recoger pelotas en el trofeo de la Vendimia, tenía mis pósters del Xerez… Y eso mucha gente, cuando te ven ahora con lo del Cádiz, no lo entiende. Pero cuando algunos todavía no habían nacido estaba yo recogiendo pelotas en Chapín. A mí no me gustan las divisiones, lo que más me gusta es el tema de unificar los sentimientos. Yo soy más de un escudo que de un presidente y no lo he entendido. Pero claro, no lo he entendido y tampoco me he sentado para que me lo expliquen, por lo que hablar de ello es muy complejo porque puedes meter la pata y te puedes equivocar.

Entonces, ¿se siente orgulloso de ser jerezano?

Sí, me siento orgulloso vamos… y porque no me entra una bandera de las grandes en el coche, que si no la sacaba por fuera dando una vuelta por la Cibeles.


Kiko Narváez
'Selfie' de Kiko Narváez junto al Capullo de Jerez y al Muo de Jerez para lavozdelsur.es

Al tener un pasado cadista muy ferviente, ¿se siente querido por los jerezanos?

Sí, sí. Me siento querido no, lo siguiente. No sé el medidor de eres más cadista que jerezano. Yo soy un jerezano cadista y soy un tío agradecido en la vida. Le doy el mismo valor y el mismo agradecimiento a mi tierra, Jerez, que al equipo que me dio la oportunidad de jugar en Primera, que apostó por mí y que desde los 13 años me lo pagó absolutamente todo. Yo estoy muy orgulloso de ser jerezano y soy cadista de sentimiento porque me lo dieron todo, y quien no lo entienda tiene dos problemas: o es un desagradecido de la vida, o tiene gana de tocar los cojones (risas).

Hablando del Cádiz ¿qué opina del fichaje de un paisano suyo como Dani Güiza?

(Risas). Siempre he estado en contra de ser esclavo de tus palabras porque todo el mundo podemos equivocarnos y podemos cambiar. Él lo dejó claro en la rueda de prensa cuando dijo que hizo muchas tonterías en su vida y es una demostración de lo que dijo en su día. Los años te hacen curtirte y sabes que no puedes ir por la vida de ‘anti’ nada. Eso es algo que intento inculcárselo a mis hijas. Esa palabra, ‘anti‘, no me gusta nada. Ahora lo veo en el Cádiz y como cadista disfrutando de su primer gol y comentándole a la gente que tenga un poco de paciencia porque cuando se ficha por un equipo hay que ver primero su honestidad y su profesionalidad. Y si da la cara ¿por qué reprochar una equivocación que tuvo hace tiempo?

"Yo estoy muy orgulloso de ser jerezano y soy cadista de sentimiento porque me lo dieron todo"

¿Cuál es la cantidad más grande que un equipo ha ofrecido por usted?

No sé si fueron, de las cifras de entonces, 2.000 millones de pesetas que ahora son 12 millones de euros. Hará 17 o 18 años.

¿Qué sintió al verse truncada su carrera futbolística con tan solo 29 años?

Ha sido uno de los obstáculos más grandes que por ahora he superado, quizás el de mayor altura. Con 27 y en el mejor momento de mi vida futbolística, cuando realmente me creía que era el líder del vestuario de un equipo, vino la lesión que me hizo retirarme a los 29. El obstáculo, con diferencia, de mayor altura de mi vida, pero bueno… ya está superado. Ahora con 43 años, después de 14, si no lo he superado…

¿De qué empresas ha sido imagen?

De Bimbo, Multiópticas, la Caja de Ahorros allí en Jerez, Lanjarón, ahora de Nissan… Esta gente te hace un estudio y te hace un barrido por toda España para saber el nivel de tu imagen. Quizás es lo que más me llena, porque no tiene nada que ver con el fútbol, con el equipo. Esto es más de la persona, de la imagen, de tu forma de ser y eso sí te hace dormir ocho horas seguidas el día que firmas el contrato. Cada vez que firmo un contrato publicitario me digo: Coño, algo bueno estoy haciendo. Y ese día al menos duermes que quita el sentío.

"Cuando realmente me creía que era el líder de un vestuario de un equipo, vino la lesión que me hizo retirarme a los 29"

¿Se ha planteado alguna vez ser entrenador?

No, a día de hoy, no. No sé si en otra vida a lo mejor… Pero yo al igual que los profesores, el tema de ser entrenador es vocacional. Para enseñar tienes que estar convencido y yo no lo estoy. Si no estás convencido tú, es difícil convencer a 25 tíos de un lado y de otro.

¿Me podría decir cuál es su 11 ideal en la actualidad?

¿Mi 11 ideal? De portero: Courtois, por ponerte un ejemplo. De lateral izquierdo pondría a Alaba del Bayern de Múnich. De centrales pondría a Godín y a Sergio Ramos. De lateral derecho está jodido el tema. Evidentemente arriba estaría Messi, el Kun Agüero y Cristiano. En el centro del campo pondría a día de hoy a Silva, a Yaya Touré y Busquets. Me falta el lateral derecho... De lateral derecho mi compare Tony el de la Nissan, sube muy bien, lo que pasa es que a mitad de campo se cansa la criatura y tiene que volver (risas). De lateral derecho hay unos pocos, pero hay algunos que no los quiero poner porque me caen como el culo, pero como a todo el mundo hay alguno que te cae o que no te cae bien, pero después lo conoces y ves que el chaval es enrollao. Y de lateral derecho a Juanfran mismo, del Atlético, de la Selección. Y ya está.

"Cada vez que firmo un contrato publicitario me digo: Coño, algo bueno estoy haciendo. Y ese día al menos duermes que quita el sentío"

¿Una película?

Siempre he dicho Oficial y Caballero.

¿Un actor?

Denzel Washington.

¿Y un libro?

Cualquiera de John Grisham, La Tapadera, El Jurado… Es que cogí a este hombre y me enganché.

¿Cree en Dios o profesa alguna religión?

No.

Por último, una pregunta muy manida para los delanteros, ¿de qué gol se siente más orgulloso?

Del primero que marqué en Primera en Zaragoza, porque con ese gol no bajamos a Segunda y nos quedamos en Primera con el Cádiz. Desde los 13 años, cuando iba con mi bolsita en los Comes, iba soñando siempre con eso. Cada vez que hacía mi viaje a Cádiz y dejaba a mi familia y a mis amigos en Jerez. Y se cumplió. Marcar un gol en Primera y encima ese gol con el que salvas a tu equipo de bajar a Segunda y que se quede en Primera... te puedes imaginar. Si jugué en las Olimpiadas fue por ese gol. Si a mi padre lo quité del andamio fue por ese gol, fue el momento en el que tú te crees que puedes llegar a ser. Fue una inyección de moral y de confianza. 

 
 
Publicidad