Opinión

La ‘Andalucía imparable’ era un Primark

Autoridades andaluzas en la inauguración del Primark de Sevilla.

Era 2003. El PSOE andaluz ataba los perros con longanizas, inauguraba carreteras, hospitales, institutos, agencias públicas, hoteles, cursos de formación, daba subvenciones a diestra y siniestra y se aprobaban planes de recalificaciones urbanísticas de los que todavía nos estamos comiendo los ladrillos. Eran los tiempos de las vacas gordas, en los que los socialistas andaluces no ganaban elecciones, barrían.

El expresidente de la Junta, Manuel Chaves, no caminaba, desfilaba por los pasillos del Parlamento directo a enfrentarse a la oposición. Una liebre podía cruzar Andalucía de norte a sur, de este a oeste, saltando encima de las vallas publicitarias con el lema de la Junta con el que quisieron hacernos creer que éramos la Alemania del Sur: ‘Andalucía imparable’.

No había más izquierda que el PSOE. A las resistentes criaturas de Izquierda Unida les reventaban las ruedas de los coches en sus pueblos, les amenazaban, los echaban del trabajo y les hacían la vida imposible por negarse a pelotazos urbanísticos y golferíos varios que ahora nos comemos en forma de ladrillazos. Los medios de comunicación eran un guante de seda y Abengoa nos hacía soñar con un futuro andaluz de renovables, ingenieros, soberanía energética y salarios de 3.500 euros al mes.

En aquella borrachera de poder, donde el PSOE andaluz obtenía más del 50% de los votos, desde Almería hasta Huelva, aspirábamos a ser la Suecia ibérica con el clima de Miami. Los pobres no existían, ni la desigualdad, ni el paro; aunque en los mejores años de la bonanza económica Andalucía tuvo los niveles de paro que en los peores años de la crisis han tenido los territorios más prósperos de España.

Luego vinieron los ERES; que no es corrupción, es mucho peor: una multimillonaria subvención de dinero público a cambio de cerrar empresas. Es la compra de la paz social con dinero público cuando la obligación tuvo que haber sido defender el modelo productivo, el empleo, el futuro y el pan de los andaluces y andaluzas. De aquella Andalucía imparable no queda nada, salvo los cascotes, la ruina, los niveles de pobreza y desigualdad insoportables, un 50% de la población andaluza cobrando menos de 650 euros al mes, los jóvenes emigrados cargados de nuevas tecnologías y los comedores escolares llenos de niños que sus madres no tienen qué darle de comer a mediodía en casa.

La globalización ha hecho su trabajo, con la aquiescencia de unos socialistas que renunciaron de sus ideas y de defender a los barrios que les votaban en masa con inusitado entusiasmo y devoción. Y entre esas, nos encontramos con la inauguración de un gran centro comercial de Primark en Sevilla, en una zona que fue un pelotazo urbanístico, con Cajasol y la Caixa de por medio, que nos prometieron como un proyecto de transformación urbanístico, ambiental y social en la capital andaluza con forma de falo.

Nos decía Alfredo Sánchez Monteseirín, el entonces alcalde socialista de Sevilla, que éramos poco modernos por negarnos a que un rascacielos de cristales y acero tapase el horizonte de La Giralda, la brújula emocional de Sevilla. Había que callarse o te arriesgabas a que te llamaran cateto, conservador y contrario a la creación de empleo.

Han pasado sólo quince años, que parece mucho pero es un cuarto de hora en el reloj de la historia, y aquella ‘Andalucía imparable’ que inundaba la geografía andaluza de vallas publicitarias ha quedado reducida a un Primark. Una multinacional que acostumbra a contratar a mucho personal para inaugurar las tiendas y a los dos meses, una vez hecho el marketing, los despide como ratas. Una multinacional irlandesa que vende calcetines a 2 euros porque su materia prima es la esclavitud de niñas que cosen en talleres insalubres, infames y esclavistas de Bangladesh e India.

El 23 de abril de 2013, en Bangladesh murieron 1.100 personas tras venirse abajo una fábrica de nueve plantas donde se producía ropa para empresas extranjeras como Primark. En España, el 90% del personal de tienda, mujeres que trabajan de cajeras, cobran 400 euros al mes. Estos son los secretos del éxito de Primark que han sido bendecidos por la presidenta de la Junta de Andalucía, el alcalde de Sevilla, el presidente de la Diputación hispalense, el Delegado del Gobierno de España en Andalucía y un tropel de cargos públicos socialistas.

En un par de calcetines de dos euros de Primark hay tres pobres: la criatura que los ha fabricado, la que los ha comprado y la que los mete en una bolsa y cobra en caja. Es el capitalismo globalizado que duerme en paraísos fiscales y que usa subterfugios para que las carreteras por donde transportan su mercancías las paguen las criaturas a las que les pagan 400 euros al mes en una ciudad, Sevilla, donde no existe alquiler más barato de 500 euros.

Y todo ello con el abrazo, apoyo y presencia de las autoridades andaluzas e hispalenses que fueron a cortar la cinta del centro comercial mientras un grupo de mujeres, que valen 400 euros al mes, les movían globos azules con ritmo sincrónico y alegría desmedida. Mientras al PSOE andaluz se le llena la boca hablando de feminismo en sede parlamentaria, lo que abraza son salarios de 400 euros al mes y mujeres con contratos a 20 horas a la semana.

La ‘Andalucía imparable’ era cobrar salarios de 400 euros, destruir el comercio y empresariado andaluz que paga con sus impuestos los sueldos de los políticos, promocionar la esclavitud de niñas en India o Bangladesh y decirle a las empobrecidas andaluzas, que cobran 400 euros al mes, que lo mejor que les puede pasar en la vida es comprar y vender bragas, calzoncillos y calcetines a un euro.

Etiquetas

Más artículos en esta categoría:

Comentarios

  1. Gran artículo, gran verdad, esperamos el cambio pronto porque Andalucía se muere en pobreza en todos los aspectos, desilusión y conformismo que destruye a las personas y sus vidas, y esa globalizacion que solo bebeficia a los ricos haciendo pobre a los demás

  2. Gran artículo, pero me ha chirriado lo de "los andaluces y andaluzas". Que pasa, ¿Que no es suficientemente inclusivo "los andaluces"? Y si no lo es ¿Por que no "los jóvenes y jóvenas"?
    ¿Y solo las mujeres tienen contratos de 20 horas?Por favor, igualdad, pero real y para todos.

  3. "Y todo ello con el abrazo, apoyo y presencia de las autoridades andaluzas e hispalenses que fueron a cortar la cinta del centro comercial mientras un grupo de mujeres…" Perdona, se te olvidan sus votantes, que esa chusma no aparece ahí porque si, que están ahí porque la gente les vota, igual a los españoles es que lo que nos gusta es ser miserables e infelices.

  4. Buen artículo, cargado de verdades, pero lamento que estas cosas sólo se escriban y publiquen cuando ocurren en Sevilla… Sevilla no es Andalucía y si usted se queja de la inauguración de un Primark (con toda la razón) imagine cómo nos sentimos el resto de andaluces abandonados o concretamente cómo nos sentimos los Linarenses, la ciudad con más paro de España, cuando aquí no sólo es que no se inaugure nada (y cuando digo nada, es nada), es que no paran de cerrar empresas desde que se acabó con Santana (digo bien lo de "se acabó", y con el caso de los ERES lo estamos viendo). El paro sigue creciendo y Susana no se digna a aparecer por aquí, a pesar de que el 14 de diciembre de 2017 el parlamento andaluz aprobó por unanimidad de todos los grupos una moción de la que a día de hoy no se ha cumplido nada, al igual que el famoso plan "Linares Futuro", y ha estado por Bailén, Jaén, Andújar o Castillo de Locubín. Parece ser que no tiene muchas ganas de vernos y por ello el 05 de Octubre, Linares irá a verla a ella. El último agravio ha sido su promoción de "Andalucía paisajes con sabor" en la que deja fuera a la provincia del aceite de oliva. Ya no es que no nos considere andaluces, es que no nos quiere ni para comer.

    1. El articulo, pasable pero el comwntario suyo,paisano, hace bueno el dicho aquel de " vine a por cobre y encontré oro". En apenas cuatro frases resume usted de maravilla esta triste realidad que para los Jiennenses es el pan nuestro de cada dia: el Paro,la incomunicacion logística y el abandono a su suerte de miles de personas hacen ,efectivamente,que linares sea la ciudad con mas paro de españa y Jaén la segunda provincia tras Cadiz. Las Andalucias del olivar y el turismo como malevolos ejemplos de una gestion nefasta donde el hastio politico impregna con su desmemoria a todo aquello que no huela al azahar sevillano en la mohosa postal de andalucia

  5. Fantástico artículo. Es necesario recordar bien cómo se generaronn las condiciones actuales para poder comprender qué está ocurriendo y por qué ocurre y, sobre todo, cuál es el alcance de nuestros actos: ya sea votar a uno u otro… o comprar en Primark.

  6. Andalucía merece que se la escuché, soy catalana y vuestros derechos y inquietudes, son también nuestras, Cataluña siempre ha estado al lado del pueblo Andalus, y si sabéis de historia, preguntar quin os vino con trenes por la guerra a ayudaros bb la gente del campo sacaba sus pañuelos y nos decían adiós, arriba Andalucía….

  7. Lo siento pero lo que dices de Primark no es verdad, nadie cobra 400€ ni estando a 20 horas, lo mismo deberías quejarte de lo que se cobra en el sector por convenio. Pero en Primark se cobra más que en el resto del sector. Tampoco es verdad que los echen después de la apertura, si no hay ningún problema estarán sus 6 meses de contrato y después un tanto por ciento se queda de indefinido. A ver donde pasa eso dentro del sector… Porque he trabajado mucho en tiendas… Lo que dices de la ropa y quien la fábrica tampoco es verdad. Tienen un compromiso de Comercio ético con una empresa de inspecciones externa a ellos. Además de muchos proyectos con esos países donde se fabrica, ayuda a las mujeres, a provincias enteras, incluso para avanzar tecnológicamente. No contratan niños ni pagan menos del sueldo mínimo de allí. Es cierto que se fabricaba ropa para Primark en el taller donde murió tanta gente y Primark, sin ser su responsabilidad, pagó y sigue pagando indemnizaciones a esas familias para que puedan rehacer sus vidas. Para hablar, primero hay que informarse.

    1. Hala, pues a informarse:
      *" Primark, "conmocionada": La cadena irlandesa de ropa Primark, que colabora desde hace años con Organizaciones No Gubernamentales, se ha declarado "entristecida" y "conmocionada" por la catástrofe ocurrida ayer. A través de un comunicado, la compañía ha confirmado que "uno de sus proveedores" ocupaba "la segunda planta" del edificio de ocho pisos." http://www.elmundo.es/elmundo/2013/04/25/internacional/1366885756.html . Es decir, que sí.
      * Ni el autor de la columna se ha inventado nada ni es el primero en descubrir los hechos: https://www.elconfidencial.com/consumo/2015-10-24/lo-que-esconde-el-low-cost-de-primark-paga-700-euros-y-fabrica-en-bangladesh_1065656/

      Los sueldos de Primark (Ojo, a jornada completa), pues estos son:
      * https://www.vozpopuli.com/economia-y-finanzas/empresas/Primark-publica-salarios-sueldos-convenio-colectivo-inditex-zara_0_1042096983.html
      * https://cincodias.elpais.com/cincodias/2017/01/04/empresas/1483531945_913806.html
      * https://www.indeed.es/cmp/Primark/salaries
      Lo que quiere decir que los sueldos del sector textil en España son una porquería y que Primark es uno más de los que pagan esos sueldos.
      Es decir que, como refiere el autor, entre el horizonte de la Jauja-Andalucía de 2003 y el presente, en el que la presidenta de la Junta inaugura personalmente un negocio de estas características (por no decir 'calaña') hay todo un abismo que se ha cruzado a base de palabrería gubernamental. Q.E.D.

  8. Que fácil es decir lo poco que se cobra en Primark desde una oficina de lunes a viernes de 8 a 3 con 2000€ de sueldo. Hay que comparar los sueldos con los de su mismo sector y en Primark para eso son muy legales, no te van a dar nada por la cara pero cumplen con lo que dicen. A ver en cuántas tiendas te contratan a 20 y estás 30 o más y si no te gusta te dicen que tienen a otros esperando. Menos preocuparnos de las empresas que lo hacen bien y mas mirar el resto que nadie inspecciona. O empresas que te van contratando de 3 meses en tres meses para perder antigüedad y no hacerte indefinido. Yo trabajo en Primark y no cobro 400€, tengo 6 meses de contrato y la posibilidad de ser indefinido después. Tengo estudios para estar en una oficina de lunes a viernes por 2000€ pero lo único que me ofrecen de mi carrera es cobrando lo mismo que en Primark y trabajando más horas. Tengo superiores con estudios que ya ni se molestan en buscar, en Primark son indefinidos y cobran mas que en lo suyo porque están a 40 horas. Vamos a ser un poco coherentes, si los sueldos son bajos luchemos por subir los sueldos en el sector entero y que sean legales. No critiquemos por criticar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.