Kallana, el sueño de Alejandro y Eva es una "abacería moderna" en Jerez

Alejandro Vega y Eva Carretero son un matrimonio jerezano que tras muchos años trabajando en hostelería decidieron abrir juntos su propio espacio culinario

Alejandro Vega, dueño y cocinero del bar Kallana, en Jerez.
Alejandro Vega, dueño y cocinero del bar Kallana, en Jerez. MANU GARCÍA

El pasado mes de octubre nació en Jerez el Bar Kallana —Avda. Álvaro Domecq, urbanización El Bosque nº 8—, un espacio sencillo y acogedor pero con una carta muy potente basada en los productos más emblemáticos de la provincia de Cádiz. Cocina de mercado y sabores cien por cien de la tierra.

Sus impulsores son Alejandro Vega y Eva Carretero, una pareja de jerezanos que tras muchos años ligados al mundo de la restauración decidieron iniciar juntos su propia aventura empresarial. "Tenía esa espinita de llevar mi propio negocio", reconoce Alejandro.

KALLANA 9
Uno de los platos de Kallana.   MANU GARCÍA

Como explica este experto cocinero, de 46 años, "los inicios fueron bastante buenos, abrimos justo en el puente de la Inmaculada y recibimos muchos clientes y durante la previa de la Navidad también vino mucha gente".

Sin embargo, el repunte de casos de covid-19 a final de 2021 hizo que la alegría inicial se tornara en preocupación muy pronto. "Se notó muchísimo el bajón que pegó el negocio. De repente se complicó todo", dice.

Afortunadamente, la situación pudo volver a controlarse y el bar siguió su camino. En palabras de su dueño Kallana es "una abacería moderna". La decoración del local es totalmente suya y de su mujer. "Eva es la mente y yo el brazo ejecutor. Aquí no ha entrado un fontanero, un pintor… todo lo hemos realizado nosotros para que quedara como queríamos", asegura.

KALLANA 3
Es un espacio pequeño y acogedor, decorado enteramente por sus dueños.  MANU GARCÍA

Al final, el objetivo de Alejandro y Eva es que su local sea como una segunda casa para quienes vienen. "Buscamos elaborar en un plan familiar y transmitir esa cercanía a la hora de presentar el plato al cliente", explica.

Este lunes han estrenado su carta de verano, ya que "intentamos dar mucha rotación a los platos porque nuestros clientes suelen venir a menudo, incluso varias veces a la semana". Así, el atún rojo y la mojama de almadraba, los tomates de Conil, diferentes clases de quesos y por supuesto el jamón ibérico de bellota del que Alejandro es experto cortador son algunos de los protagonistas de la oferta estival de Kallana.

KALLANA 5
El jamón ibérico de bellota es uno de los productos estrella.  MANU GARCÍA

Dentro de esta propuesta veraniega, como no puede ser de otra forma, triunfan los productos de proximidad. "Intentamos trabajar los productos de nuestra tierra que son exquisitos y le encantan a nuestros clientes. Tenemos un material muy bueno de nuestra tierra", remarca. También trabajan productos de altísima calidad que provienen de otros puntos de España, como las anchoas del cantábrico o el pulpo gallego.

En la carta, algunos de los platos más consumidos son la tosta de pan de cristal con anchoa y aguacate, las sardinas ahumadas, los arencones, la ensaladilla de gambas -de los platos más reclamados-, el ceviche de corvina o el tartar de atún.

A todo esto hay que sumar los platos fuera de carta que van cambiando cada día. "Los platos fuera de carta ayudan a complementar nuestra oferta. Los fines de semana, por ejemplo, solemos ofrecer guisos que no cocinamos de forma habitual", indica el restaurador jerezano.

KALLANA 7
Tosta de pan de cristal con anchoa y aguacate.  MANU GARCÍA
KALLANA 6
Algunos platos se terminan directamente en la mesa.  MANU GARCÍA

Además, los lunes permanecen cerrados para centrarse en la experimentación y elaboración de nuevos platos. "Nos gusta meternos en la cocina y crear platos diferentes y con un toque especial", comenta Alejandro. Su última creación -incorporada a la carta este miércoles- es la alcachofa con virutas de jamón sobre una base de salmorejo.

Todos los platos que ofrecen "pertenecen a la cocina clásica pero nosotros les damos nuestro toque para adaptarlos a los nuevos tiempos". Así, el sabor de los platos de toda la vida se mezcla con el de los nuevos elementos que añade, ofreciendo una magnífica experiencia culinaria para los clientes.

KALLANA 10
Alcachofa con virutas de jamón sobre base de salmorejo.  MANU GARCÍA
KALLANA 15
Disponen de una amplia carta de vinos.  MANU GARCÍA

Por si fuera poco, en Kallana también cuentan con una enorme carta de vinos de todo tipo. Eva Carretero es una gran amante de esta bebida, de modo que "cuando montamos esto una de las cosas que teníamos claro era que queríamos ofrecer una buena carta de vinos".

Este empresario local cree que "probablemente trabajemos casi todos los finos, olorosos, palo cortado y amontillados que existen". Aparte de estos, también venden vinos de La Rioja, de Rivera del Duero y el vino de la casa, el Campestral, hecho en Arcos y que no utilizan ningún elemento químico en su producción.

De igual manera están abiertos a las peticiones de sus clientes. "Si alguien me dice que quiere celebrar su aniversario con un Vega Sicilia yo contacto con mis proveedores y se lo consigo", añade.

La problemática de los precios no es ajena a Kallana. El cocinero jerezano explica que "el jamón, los vinos, el pescado… todo ha visto cómo su precio se ha disparado, pero nosotros intentamos mantener un precio lógico por encima o por debajo, pero siembre el mismo para no marear al cliente". No obstante, recalca que “también hay que tener en cuenta la calidad de lo que se come. Un buen producto va a ser más caro pero merece la pena y tratamos de no mover los precios.

Apenas unos meses después de su apertura, este bar cuenta ya con una clientela fija pero no para de atraer a nuevos visitantes. "Está viniendo cada vez más gente nueva. Están superando incluso nuestras propias expectativas", admite con cierta sorpresa Alejandro. Como ya ha recalcado antes, "la clave está en el amor y la profesionalidad con la que lo hacemos todo. Son los pequeños detalles los que marcan a la gente y no cabe duda de que aquí se llevan una buena impresión".

Junto a su mujer ya han experimentado con mayor o menor éxito las temporadas altas de Navidad, Semana Santa y Feria. Ahora, está a punto de comenzar la de verano y esperan que Kallana refresque los meses estivales de muchos amantes de la buena comida y bebida.

Sobre el autor:

Pablo Mata

Pablo Mata

Periodista, graduado en la Facultad de comunicación de Sevilla en el año 2020. Miembro de la Asociación de Prensa de Jerez. He hecho prácticas y colaborado en varios medios para ganar experiencia. También escribo en mi propio blog sobre mi pasión, el deporte, y hora tengo la oportunidad de aportar mi granito de arena en lavozdelsur.es.

… saber más sobre el autor



Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Lo más leído