La pobreza se dispara en Andalucía: cuatro de cada diez andaluces están en riesgo de exclusión

Casi la mitad de los andaluces no puede permitirse ir de vacaciones fuera de casa al menos una semana al año mientras que la pobreza infantil crece hasta casi el 30%

La pobreza aumenta en Andalucía. En la imagen, una persona sin hogar tumbada en la zona de la Catedral en Cádiz, ante la mirada de unos turistas.
La pobreza aumenta en Andalucía. En la imagen, una persona sin hogar tumbada en la zona de la Catedral en Cádiz, ante la mirada de unos turistas. MANU GARCÍA

El Instituto Nacional de Estadística (INE) ha publicado su Encuesta de Condiciones de Vida del año 2021, la tasa de riesgo de pobreza o exclusión social (Arope) de Andalucía se sitúa en 38,7%, por encima de la media nacional de 27,8%.

EAPN ha detallado a través de un comunicado que según los datos de la encuesta, 13.176.837 personas, 397.031 más que el año anterior. Además, arroja que Andalucía es junto a Extremadura la región con la tasa Arope más alta de España.

El porcentaje de población en riesgo de pobreza en España ha subido del 21% al 21,7%, lo que significa que 10.285.517 millones de personas viven en pobreza, con ingresos inferiores a 9.535 euros anuales (794,6€ al mes). Andalucía vuelve a obtener números por encima de esta media, alcanzando el 32,3 % de personas en riesgo de pobreza.

La renta media por persona en Andalucía es de 9.915 euros, también muy por debajo de la renta media estatal por persona que alcanza los 12.269 euros.

Los datos de carencia material y social severa siguen mostrando la preocupante situación de la vulnerabilidad en los sectores más desfavorecidos de la población. En los últimos 12 meses, el 18% no pudo permitirse mantener la vivienda con una temperatura adecuada, frente al 11,3% en 2020, dato que muestra los efectos de la subida de precios de la energía, así como diferentes ítems que conforman la Carencia Material Severa, que suben respecto a 2020, como no poder permitirse disponer de un automóvil o de un ordenador personal.

El estudio señala que los andaluces tienen serias dificultades para afrontar gastos imprevistos o extraordinarios. El 42,4% de la de Andalucía no tenía capacidad para afrontar gastos imprevistos en 2020. Tan solo en Canarias y en la Región de Murcia el porcentaje es mayor. Algo similar ocurre en el porcentaje de personas que no puede permitirse ir de vacaciones fuera de casa al menos una semana al año. En este apartado, Andalucía ocupa la primera posición con un 45,8% de la población.

Otros ítems experimentan una ligera mejoría, como no poder permitirse una comida de carne, pollo o pescado al menos cada dos días, que alcanza el 6,8%, inferior al año 2020 pero muy superior al 4,7% de la media nacional.

Las estimaciones realizadas desde el inicio de la pandemia, apuntaban a que el aumento de la pobreza afectaría a un millón de personas. Como muestran los datos de la ECV, este aumento ha resultado, afectando a 345.667 personas más que en 2020. Por ello, uniéndonos a las consideraciones de EAPN España, EAPN ha estimado que este aumento no ha sido mayor posiblemente motivado por la estrategia seguida por el Gobierno para enfrentar la crisis, diferente a la desarrollada en 2008.

Al mismo tiempo y a partir de estos datos, Save The Children ha elaborado otro informe en el que se alerta de que la pobreza infantil en Andalucía se dispara y supera ya los 400.000 niños en Andalucía, casi un 30% de los que viven en la comunidad. En concreto, un 27,9% de los menores de 18 años en Andalucía está en situación de pobreza, cinco puntos por encima del año anterior.

En total, el número de niños y niñas en situación de pobreza en 2021 en Andalucía se elevó a más de 439.000. En su análisis, la organización alerta de que la pobreza infantil supera la pobreza de la población en general que sube 1,6 puntos respecto el año anterior y alcanza el 20,5%.

Según señala Save the Children en una nota de prensa, las cifras reflejan el "dramático" impacto de la pandemia en la vida de las familias andaluzas, ya que la ECV correspondiente a 2021 recoge los datos de ingreso referidos a 2020, siendo la primera encuesta en medir el impacto real de la crisis socioeconómica derivada de la pandemia en la renta de las familias. Todo ello "evidencia", a su juicio, la necesidad de que el nuevo Gobierno andaluz "ponga en marcha medidas urgentes para reducir la desigualdad y la pobreza entre aquellas familias que más lo necesitan".

Para el portavoz de Save the Children en Andalucía, Javier Cabrera, "es especialmente preocupante el incremento del porcentaje de población infantil que vive en pobreza severa en Andalucía, que ha pasado de un 10,1% en 2020 a un 15,3% en 2021, lo que supone más de 240.000 niños y niñas viviendo en esta situación. Y todo esto a pesar de la introducción de medidas clave de lucha contra la pobreza, como el Ingreso Mínimo Vital y la Renta Mínima de Inserción Social de Andalucía".

Además, la organización alerta de que la carencia material y social severa que afecta a la infancia andaluza "ha aumentado progresivamente, pasando de afectar a un 5,9% de la población infantil en 2019, a un 9,3% en 2020 y llegando en 2021 a un 11,4% de niños y niñas menores de 18 años en la comunidad", lo que supone que actualmente "cerca de 180.000 niños y niñas estén viviendo en una situación que supone el nivel más extremo de escasez, lo que conlleva a la imposibilidad de atender necesidades básicas para el bienestar y dignidad de la infancia".

La orgnanización indica que algunos de los elementos contemplados en el análisis de la carencia material han experimentado aumentos importantes: un 15,2% de niños y niñas vive en hogares andaluces que no pueden permitirse mantener la vivienda con una temperatura adecuada, frente al 9,3% que se encontraba en esta situación el año anterior. El 7,3% de la infancia vive en hogares que no se pueden permitir una comida de carne, pollo y pescado cada dos días, frente al 6,4% del año anterior.

"Nuevamente, los hogares con hijos e hijas menores de edad se enfrentan a mayores tasas de pobreza", lamentan desde Save the Children, que apunta que el 24,5% de estos hogares se encuentra en situación de pobreza frente al 15,8% de los hogares sin menores a cargo. La brecha entre estos dos tipos de hogares ha aumentado cuatro puntos respecto a 2020 (20,8% en hogares con hijos e hijas a cargo y 16,7% en los hogares sin menores a cargo).

Además, "si comparamos los datos entre los últimos años, nos encontramos con que la crisis ha afectado más profundamente a los hogares con hijos e hijas a cargo, ya que en los hogares sin menores a cargo las tasas de pobreza han disminuido", manifiestan.

Añaden que la diferencia "es igualmente significativa" en el caso de la pobreza severa (12,3% en los hogares con menores de edad frente al 8,3%). "Todo ello pone de relieve la necesidad de las familias con hijos e hijas de contar con ayudas para evitar que la crianza suponga un riesgo de caer en la pobreza", aseguran.

Sobre el autor:

Emilio Cabrera.

E. C.

Periodista.

… saber más sobre el autor



Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Lo más leído