Los andaluces salen a la calle por el precio de la luz: "El Gobierno no quiere enfrentarse a oligopolios"

Los sindicatos y diferentes asociaciones protestan en las ocho provincias y piden a Unión Europea, Gobierno y patronal que actúen para controlar los precios durante una tarde marcada por la lluvia

Concentración en Cádiz para protestar por la subida de precios.   GERMÁN MESA
Concentración en Cádiz para protestar por la subida de precios. GERMÁN MESA

Hace unos meses la subida del precio de la luz con los tramos energéticos llegó a servir hasta para los chistes. Las lavadoras, o de madrugada, o los findes de semana. La burla tuvo límites. Un límite que, precisamente, es lo que le falta al precio de la luz. Sube y sube sin tocar techo. Muchos preguntaban "dónde están los sindicatos" cuando gobierna la izquierda.

Este miércoles, los sindicatos – CCOO y UGT – han estado en la calle, junto a otras asociaciones como la Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos (UPTA), la Confederación Estatal de Asociaciones Vecinales (CEAV), la asociación de consumidores Facua y la Unión de Asociaciones de Trabajadores Autónomos y Emprendedores (UATAE) en un total de 58 concentraciones, a lo largo y ancho de la geografía nacional, para protestar por la subida de la luz. Ocho de ellas en Andalucía.

Con horarios diferentes, pero con un cielo encapotado común, centenares de andaluces han salido a las distintas plazas de las capitales de provincia a quejarse por la escalada ininterrumpida de precios en la energía y la inacción del Gobierno para frenarlos. Liderando la pancarta principal en Sevilla y con megáfono en mano estaba Rubén Sánchez, portavoz de Facua. El dirigente de la asociación de consumidores ha reprochado al presidente del Gobierno y a la ministra Teresa Ribera "que nos escuche y deje de ningunearnos y darnos la espalda. Que deje de reunirse exclusivamente con los señores que mandan en las eléctricas".

Concentración en Cádiz por el precio de la luz  GERMÁN MESA
La concentración estaba convocada por Facua, CCOO y UGT, entre otras.   GERMÁN MESA

UGT-A, uno de los principales convocantes, ha calificado las concentraciones como "multitudinarias" aunque bien es cierto que en algunas ciudades ha tenido mayor seguimiento que en otras. Desde Madrid, el secretario general de la organización, Pepe Álvarez, apuntaba a tres frentes: la Unión Europea, el Gobierno de España y la patronal a la que desde las fuerzas sindicales piden que no acapare beneficios. En Cádiz, Manuel Franco, portavoz sindical, bajo una intensa lluvia que ha empañado la jornada, incidía en que los precios de la energía estaban obligando a varias pymes a clausurar su actividad, "hay que controlar los precios porque hay que proteger el empleo y la economía". Una frase que ha servido de lema para las concentraciones. De forma simultánea y a unos metros de la Plaza del Palillero se celebraba otra concentranción en la capital gaditana en favor del pueblo saharaui.

 
Concentración en Cádiz por el precio de la luz GERMÁN MESA
El representante de Facua lee un manifiesto.   GERMÁN MESA

Nuria López, la representante de Comisiones Obreras en Andalucía, ha denunciado que cuando hay turbulencias económicas, "siempre ganan los mismos" y, además, añade que "no son la clase trabajadora". López propone que se fijen los precios para que así estos no repercutan en el consumidor, "por eso queremos un estado regulador". En este sentido, Rubén Sánchez expresaba que "el Gobierno, como ninguno de los anteriores, quiere enfrentarse a oligopolios y hacer cosas distintas". Aunque no ha sido la tónica en la mayoría de ciudades, en Málaga sí se han podido ver dirigentes de Podemos e Izquierda Unida en las concentraciones, partidos que forman parte del Gobierno al que se le piden medidas. Entre ellos ha estado Toni Valero, coordinador de Izquierda Unida Andalucía.

Las concentraciones únicamente han sido una de las actividades que se han llevado a cabo a lo largo del día. Durante la mañana, trabajadores de diferentes empresas han efectuado paros en la jornada laboral a modo de protesta.

El partido se juega en Bruselas

El principal objetivo de estas movilizaciones que han celebrado los sindicatos y varias asociaciones durante la tarde del miércoles en distintos puntos del país no es otro que apretar al Gobierno de España, más en concreto a Pedro Sánchez, para que, a su vez, presione en Bruselas el jueves 24 y el viernes 25 en las reuniones que celebrará el Consejo Europeo con la presencia de todos los jefes de Estado de los países miembros. De ahí saldrá el modelo energético de Europa a corto plazo y, muy posiblemente, también a medio y largo plazo.

Pedro Sánchez lleva varias semanas defendiendo desacoplar el precio de la luz del gas, algo que ha encontrado socios en los países del sur de Europa, pero para lo que hay resistencia en otros como Alemania o Países Bajos. Otra de las propuestas que ha deslizado el Ejecutivo, en este caso, la ministra para la Transición Económica, Teresa Ribera, ha sido la de topar el precio de la luz. Un límite para lo que también se necesita el visto bueno de Europa. Las últimas informaciones apuntan a que, en esta batalla, sólo están inmersos España y Portugal por lo que se trataría de una medida excepcional y limitada en el tiempo.

Concentración en Cádiz por el precio de la luz  GERMÁN MESA
La lluvia ha sido protagonista en la concentración.   GERMÁN MESA

En un primer momento, la ministra Ribera habló de 180 euros el megavatio. Pocas horas después rectificó. En paralelo, en la otra parte del Gobierno, la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, abría un melón intacto: abaratar los precios recortando los beneficios de las eléctricas. Desde el PSOE lo han ignorado como si nunca hubiera salido a escena. Mientras tanto, en la oposición una única propuesta: bajar los impuestos. En este sentido, el IVA de la factura de la luz ya descendió del 21% al 10% hace unos meses, sin embargo, el precio no ha dejado de subir.

La luz, protagonista en el Congreso

Por mucho que afirmara que la subida de los precios de la energía "es culpa de Putin" mientras la ministra de Asuntos Económicos, Nadia Calviño, asentía, Pedro Sánchez no ha podido evitar que los focos lo señalasen en el Congreso de los Diputados para hablar de este asunto. El presidente del Gobierno marca el día 29 como fecha clave para tomar medidas. El Partido Popular pone de ejemplo a otros países que ya han tomado decisiones, "¿a qué espera?". A veces el ejemplo es Francia, un país cuyas medidas entrarán en vigor el 1 de abril.

Concentración en Cádiz por el precio de la luz  GERMÁN MESA
Las asociaciones piden limitar los precios.   GERMÁN MESA

Mas duro si cabe fue Gabriel Rufián, aunque sin concretar, más bien como excusa para divagar. Un uso clásico de "más que una pregunta, tengo una reflexión". Y Sánchez se enfadó como se enfadan centenares de alumnos cada vez que oyen esa frase hecha. Seguramente, el que más se centró en el tema fue Íñigo Errejón, de Más País, aunque hay que decir que también le dio a Sánchez el beneficio de la duda cuando culpa a Putin, "ni la pandemia, ni la guerra son responsabilidad de este Gobierno" aunque apuntaba, "lo que sí es responsabilidad de este Gobierno es decidir cómo se distribuyen las cargas".

A partir de ahí, tres datos. Como Yolanda Díaz. Naturgy 1.200 millones de euros; Endesa 1.900 millones de euros; Iberdrola 3.900 millones de euros. No es un sorteo, es el beneficio de cada una de estas compañías eléctricas durante 2021. Errejón se suma a las tesis de la ministra de Trabajo, "se están forrando".

Sobre el autor:

Emilio Cabrera.

Emilio Cabrera

Periodista.

… saber más sobre el autor



Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Lo más leído