El Gobierno prevé recaudar más de 800 millones solo con unas nuevas medidas antifraude

Los presupuestos contemplarán una sibida de impuestos que incluyen el de medidas a favor de medio ambiente o contra las bebidas azucaradas

El presidente, Pedro Sánchez, en Bruselas. FOTO: Moncloa
El presidente, Pedro Sánchez, en Bruselas. FOTO: Moncloa

El Plan Presupuestario de 2021 remitido por el Gobierno a la Unión Europea prevé un impacto del conjunto de medidas fiscales y de la nueva Ley de lucha contra el fraude de 6.487 millones en 2021 y de 2.323 millones en 2022 en criterio de caja, gracias a nuevos impuestos verdes, a los envases de plástico, un IVA del 21% a bebidas azucaradas y las tasa Google y Tobin, lo que permitirá incrementar los ingresos en 33.447 millones el próximo año.

El plan contempla que la ratio de ingresos sobre PIB se sitúe en 2021 en el 40,3%, frente al 41,7% de 2020, debido al mayor aumento del PIB el próximo año, ya que los ingresos en términos absolutos en 2021 se incrementarán en 33.447 millones de euros respecto a 2020.

El Gobierno explica que el aumento de los ingresos públicos se explica por la mejora de la economía y la actividad y, en menor medida, por las medidas fiscales que se aplicarán a partir del próximo ejercicio. En concreto, el impacto estimado del conjunto de medidas fiscales y de la nueva Ley contra el Fraude fiscal se sitúa en 6.847 millones en 2021 y en 2.323 millones en 2022 en criterio de caja.

Entre los cambios impositivos que proyecta en los Presupuestos el Gobierno y que verán la luz en 2021, además del Impuesto sobre Determinados Servicios Digitales y el Impuesto sobre Transacciones Financieras, conocidos como tasas Google y Tobin, que fueron aprobados recientemente por el Parlamento, figura el impulso de la fiscalidad medioambiental, en línea con las recomendaciones de la Comisión Europea, como la creación del Impuesto sobre envases de plástico de un solo uso, que ya ha superado el trámite de información pública.

El documento enviado a las autoridades europeas también recoge otros ajustes fiscales como el incremento del IVA de las bebidas azucaradas y edulcoradas del 10% al 21%, cuyo objetivo es "favorecer hábitos más saludables". También recoge las medidas incluidas en el Proyecto de Ley de Medidas de Prevención y Lucha contra el Fraude Fiscal, con la que espera recaudar 828 millones, que permitirán reforzar el control de las prácticas irregulares asociadas a las nuevas tecnologías, combatir la economía sumergida mediante la bajada del límite de pagos en efectivo en el ámbito profesional a 1.000 euros y también combatir la elusión fiscal de las grandes multinacionales para hacer un sistema tributario más justo, prohibiendo también las amnistías fiscales.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído