-Nosotros siempre estamos investigando, trabajando en distintas líneas de trabajo. El partido siempre ha tenido laboratorios de este tipo.

-Esta vez ha dado muy buen resultado electoral…

-Sí, sí, claro, ha sido un rotundo éxito, salvo en Madrid y Barcelona, donde se han dado dos circunstancias negativas: que alguien se ha pasado con la dosis en el experimento y nosotros hemos estado especialmente mal.

-Desde luego, vaya tela el Carmona en Madrid, tanta tele pa nah… y el de Barcelona, sólo cuatro concejales… si por un momento pensé que Barcelona había bajado de población, que se había ido todo el mundo a vivir a L’Hospitalet o a Cornellá y se elegían menos concejales…

-El experimento, en líneas generales, ya digo, ha sido un éxito porque nos ha permitido llegar donde con nuestros votos no llegamos. Apelando a la casa común de la izquierda es como si prácticamente doblaras resultados, gobernamos en muchos sitios y nos ponemos en rampa de lanzamiento para gobernar en próximas citas sumando por nosotros mismos o aprovechando futuros experimentos.

-Pero los experimentos no siempre son nuestros…

-Bueno, unas veces sí y otras no. El experimento nuevo, Podemos, no lo es, pero lo hemos diseccionado y analizado convenientemente a nuestro favor, de tal forma que, al final, lo hacemos nuestro. No lo era en origen pero lo hemos hecho nuestro. Qué más de si sirve perfectamente a nuestros objetivos…

-Claro, es que lo de la ‘marca blanca’ estaba agotado. ¿Por cierto, a quién se le ocurrió llamar ‘marca blanca’ a IU?

-La verdad, no sé. Te puedo decir que la primera vez que lo oí me vino de Jerez.

-¿De los Caballeros o de la Frontera?

-De la Frontera, de la Frontera. Se lo oí a Pedro Pacheco, el que fue alcalde muchos años. En una rueda de prensa dijo que en Andalucía, el que no quiera votar al PSOE –por los casos de corrupción y tal- puede votar a IU, su ‘marca blanca’, que no es lo mismo pero acaba siéndolo. Un poco más y llama a los de IU ‘los Hacendados’, que hubiera sido muy gracioso, la verdad, llamar ‘Hacendados’ al PCE y demás, ja, ja. A mí, ya digo, me llegó la cinta por la valija, la grabación venía todavía en cinta, así que fíjate si hace tiempo, me gustó el nombre, ‘marca blanca’ y empecé a usarlo. De todas formas, tenía razón Pacheco cuando circunscribía la ‘marca blanca’ a Andalucía. Sí, ha funcionado en otros sitios, como en los pueblos del ‘cinturón rojo’ de Madrid, pero mira Extremadura, los cuatro añitos que IU le ha dado al tal Monago. Es que los experimentos políticos se parecen a los de laboratorio, a veces se producen reacciones con las que no cuentas…

-Pero esta vez ha sido un éxito, un éxito…

-Sí… mira el caso mismo de Jerez. Es un caso de libro de lo que queríamos y hemos conseguido. Sacas siete y a gobernar. Es que no llegábamos con los dos de la ‘marca blanca’. Nueve. Así que, ahí entra el experimento: cinco concejales para Ganemos. Primero eres casta, pero luego se le quita la t a la palabra y te quedas en casa –casa-, que eso es lo que somos, la casa común de la izquierda.

-Oye, ¿y a esta nueva experiencia cómo se le llama? ¿Tiene nombre?

-Estamos dándole vueltas, pero en vista del electorado, de la edad mayoritaria, hemos pensado en llamarlo ‘línea joven’. Sí, va a ser ‘línea joven’. Suena bien y es realista. No podemos usarlo delante de nuestras juventudes, claro está, porque se desanimarían… y ellos tienen algún que otro talludito –mira Carmena, la alcaldesa de Madrid- pero creo que ´línea joven’ va bien. Va perfectamente. De hecho nos va perfectamente…

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído