Moreno Bonilla, un eslalon permanente: pide el cierre total de Andalucía pero deja ir a esquiar a Granada

Alud de críticas a la decisión de la Junta, que ha pedido el cierre total de Andalucía al Gobierno, pero ha incluido en el BOJA la posibilidad de movimiento entre provincias si es con 'forfait' para Sierra Nevada

Paco_Sanchez_Mugica.jpg.200x200_q100_box-190,0,950,760_crop_detail

Paco Sánchez Múgica

Periodista, licenciado en Comunicación por la Universidad de Sevilla, máster de Urbanismo en el IPE. Antes en Grupo Joly (2004-2012), Desde 2014 soy socio fundador y director de lavozdelsur.es. Miembro de número de la Cátedra de Flamencología; colaboro en Guía Repsol; y coordino la comunicación de la Asociación de Festivales Flamencos. Socio de la Federación Española de Periodistas (FAPE).

Moreno Bonilla, junto a su consejero de Hacienda, Juan Bravo (i), en una visita reciente a Sierra Nevada. Autor: Junta
Moreno Bonilla, junto a su consejero de Hacienda, Juan Bravo (i), en una visita reciente a Sierra Nevada. Autor: Junta

El "modelo híbrido" andaluz de gestión de la pandemia. Así llamaba el presidente de la Junta de Andalucía, Juan Manuel Moreno Bonilla, en diciembre pasado, cuando la segunda ola había decaído, a su plan para compatibilizar al máximo la protección de la salud de los andaluces frente a la pandemia con la posibilidad de que muchos de estos andaluces pudieran seguir ganándose la vida con sus negocios abiertos el máximo tiempo posible.

Ese "modelo híbrido", que Moreno decía que incluso era imitado por otras comunidades, era otro de esos conceptos vacíos que algún lumbreras se sacó de la manga y se lo coló al político de turno en su argumentario del día. Lo que también se conoce de un tiempo a esta parte como ayusada, en referencia a algunas de las perlas que suele dejar escapar día sí, día también la presidenta de la Comunidad de Madrid.

Si algo hemos aprendido de la pandemia en un año de combate a nivel mundial contra el virus es que ya tiene pocos secretos a efectos de protección de la salud: si hay menos contacto, menos movilidad, hay menos incidencia del virus. No falla. Si se abren las playas y se ponen vigilantes de playas contratados a dedo con cargo al Presupuesto andaluz, llega una segunda ola. Si no se refuerza la atención primaria, no se contratan rastreadores y se iluminan alumbrados navideños como si fueran unas fiestas navideñas de la vieja normalidad, hay una tercera ola "explosiva". Ni modelos híbridos, ni más patochadas. Solo puede haber una vuelta a la normalidad cuando haya inmunidad de grupo gracias a la vacuna, y eso no se conseguirá, apuntan los expertos, hasta el próximo otoño. Por muchas vueltas y retórica, esta es la única realidad.

Pero hete aquí que el último BOJA que se ha sacado de la manga el Gobierno andaluz del cambio aún tenía reservado un último eslalon. En la misma semana en la que ha pedido 2 millones más de vacunas a Sanidad —pese a que no termina de poner las que ya tiene, con la excusa de la reserva del 20%— y ha pedido el cierre total, confinamiento domiciliario incluido, al Gobierno, en la misma semana en la que ha tenido que rectificar por tratar de querer colar que el estallido de contagios en la tercera ola se debe a la cepa británica, en esta misma semana de cifras de récord, Moreno Bonilla ha hecho una excepción. El BOJA ha reservado una excepción ante el endurecimiento de las medidas que él mismo, "dando la cara", anunció el pasado viernes.

Todas las provincias andaluzas quedarán cerradas perimetralmente, hay decenas de municipios que tendrán cerrada toda actividad no esencial y estarán confinados perimetralmente. Sin embargo, cualquier andaluz que presente un forfait —un abono para utilizas los remontes de Sierra Nevada— para ir a esquiar no tendrá problema de movilidad entre provincias. El forfait servirá de salvoconducto para desplazarse entre provincias, salvo que la procedencia sea de municipios confinados, es decir los que superan la tasa de incidencia de 500 contagios por cada 100.000 habitantes. ¿Esto es serio? Solo hay que dar una pequeña vuelta por redes sociales como Twitter para pulsar el grado de cabreo e indignación que esta medida ha desencadenado en la opinión pública.

Un alud de críticas, entre la indignación suprema, la ironía o directamente el pitorreo, que dejan en muy mal lugar la supuesta seriedad, rigor y anticipación de la que alardea el Gobierno andaluz. "El gobierno de Juanma Moreno nos tiene acostumbrados a titulares que parecen de El Mundo Today, pero no tiene ninguna gracia que la vida de los más de 8 millones de andaluces y andaluzas esté en manos de irresponsables"; "Poco nos pasa"; "En Andalucia el Covid te respeta si vas a esquiar"; "Como todo el mundo sabe, el abono de esquí de Sierra Nevada frena los contagios y protege contra el Covid"; "Mira cómo se parecen Juanma Moreno y Díaz Ayuso, restricciones a medida para algunos. Yo no puedo ir a ver a mis nietos a 15 Km de casa, pero puedo ir a esquiar y hacer colas apretaditos a 250 km"... A esta hora son ya cientos y cientos de comentarios por una decisión que difícilmente ha podido ser avalada por ningún experto. No se preocupen, si acaso rectificarán el BOJA y aquí no ha pasado nada. 

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído