"Los empresarios de la piel siempre han protegido la salud y los derechos de sus trabajadores"

La Asociación de Empresarios de la Piel de Ubrique desmiente a Adelante Cádiz tras asegurar que en las fábricas no se estaban tomando las debidas precauciones durante el estado de alarma

Un trabajador, dando forma a una pieza de cuero en Ubrique. FOTO: MANU GARCÍA
Un trabajador, dando forma a una pieza de cuero en Ubrique. FOTO: MANU GARCÍA

La Asociación de Empresarios de la Piel de Ubrique (Asopiel) responde a la nota de prensa enviada por Adelante Cádiz, en la que la formación asegura que los empresarios del sector "están jugando con la salud de los trabajadores", o que "la seguridad en las empresas de la piel de Ubrique, en tela de juicio por el coronavirus".

La asociación asegura que se ha puesto en contacto tanto con el Ayuntamiento de Ubrique, través de su alcaldesa, como con los representantes de los sindicatos UGT y CCOO, quienes han confirmado que no han recibido ningún tipo de contacto por parte de Adelante Cádiz ni de los medios que se han hecho eco de estas "inciertas" noticias, para contrastar las informaciones difundidas, que no comparten porque es "temeraria, alarmista e incendiaria".

Asopiel señala así que "desde la declaración del estado de alarma el pasado sábado 14 de marzo por parte del Gobierno de España, la práctica totalidad de las empresas de Ubrique han ido cerrando una a una, siendo completamente falso que no se hubieran tomado las medidas que se disponen por parte de las autoridades sanitarias y del Ministerio de Trabajo, desde incluso antes de la publicación del Real Decreto".

La asociación recuerda que el Real Decreto 463/2020, de 14 de marzo por el que se declara el estado de alarma para la gestión de la situación de crisis sanitaria por el Covid-19, dispone en su artículo 7 la limitación de la libertad de circulación de las personas y establece los desplazamientos permitidos durante la vigencia del estado de alarma. En concreto, en su apartado c se refiere a los desplazamientos al lugar de trabajo para efectuar su prestación laboral, profesional o empresarial”.

Asopiel también añade en su comunicado que el decreto "establece en sus artículos 9 y 10, las medidas de contención en el ámbito de educativo y de la formación, así como en el ámbito de la actividad comercial, equipamientos culturales, establecimientos y actividades recreativas, actividades de hostelería y restauración y otras adicionales. Entre las actividades listadas, por tanto, no se encuentra la de las fábricas de marroquinería, siendo obligatorio mantener, en la medida de lo posible y garantizando las medidas de seguridad, la actividad productiva; y más aún en un sector que proporciona numerosos salarios a la gran mayoría de la población de Ubrique".

La asociación de empresarios de la piel apunta que desde el lunes 16 de marzo "se han venido realizando inspecciones por parte de los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado, para comprobar que las fábricas cumplen con las medidas sanitarias y de seguridad en el trabajo". "Sólo el día 18 de marzo —señala— se realizaron siete inspecciones resultando todas las actas levantadas favorables a las empresas inspeccionadas".

Todo ello, agregan desde Asopiel, "evidencia cómo los empresarios de la piel siempre han actuado de la forma más diligente y prudente posible, protegiendo siempre en primer lugar la salud, la vida y los derechos de sus trabajadores, como viene siendo una constante en nuestra actividad". Las afirmaciones emitidas por Adelante Cádiz, para los empresarios de la piel, constituyen "un claro ataque al honor, dignidad, fama y a la reputación de los empresarios de la marroquinería de Ubrique y de las marcas multinacionales mencionadas en el mismo artículo, llegando incluso a imputársenos la comisión de distintos delitos".

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído