rueda_isabel_paredes_b_2.jpg
rueda_isabel_paredes_b_2.jpg

La delegada municipal de Bienestar Social, Isabel Paredes, ha presentado en rueda de prensa el I Plan Local de la Diversidad y Convivencia, cuya aprobación inicial se someterá al dictamen del último pleno municipal de la legislatura, que tendrá lugar este viernes en el Consistorio. En el transcurso de su alocución, la responsable política del PP ha afirmado, paradójicamente, que "Jerez prácticamente no tiene población extranjera". La población foránea, ha dicho, se corresponde con el 4% del total de la población empradonada, ya que actualmente residen en el municipio 7.251 extranjeros. Un 42,8% más que en 2010, cuando según el Anuario Económico de la Caixa se contabilizaban 5.079 residentes de otras nacionalidades, algo que indica que pese a factores tan decisivos como la crisis esta población sigue creciendo en el municipio.

Es por esto que cuando menos hay que entender como desafortunado el matiz que ha introducido Paredes en su comparecencia ante los medios. Más aun cuando ha asegurado que el plan presentado "refuerza el objetivo de impulsar políticas que promuevan la cohesión y la inclusión social". "Hay que distinguir entre extranjeros e inmigrantes, éstos son de terceros países y la población extranjera procedente de la Unión Europea"; ha matizado en la rueda de prensa.

Así y todo, ha asegurado que el plan municipal “afronta los grandes retos de las sociedades de este siglo, respecto a la inmigración y la extranjería porque queremos una ciudad inclusiva e integradora, y este plan nos dota de mecanismos y medidas que vienen a complementar otras importantes iniciativas impulsadas en los últimos cuatro años, que garantizan una menor conflictividad y mejor convivencia”. El diagnóstico de población que da curso a este plan, según ha informado el Ayuntamiento en una nota de prensa, confirma que los distritos de Jerez con mayor población extranjera son Centro y Sur, y el que menos, la zona rural.

La franja de edad prevalente es de 15 a 44 años, emergiendo además un perfil de población de “menores de segunda generación, que requieren un proceso inclusivo, que exigen una intervención desde el sistema educativo como herramienta fundamental de inclusión social”. Paredes se ha referido, al tiempo, la importante diversidad endógena de Jerez, con presencia de una gran representación de la etnia gitana, “que hemos sabido gestionar y mejorar, lo que nos define como una ciudad integradora”. Aún así, la delegada ha incidido en que el gran reto es apostar por la diversidad cultural, desde la integración pero además, “poniendo en valor las oportunidades que nos aportan las personas de otras culturas, que se reafirma en la interacción de todos y cada uno de los habitantes de la zona”. Al respecto ha destacado la envergadura del Proyecto de Intervención Intercultural en Zona Sur (ICI), con una importante proyección y exitosos resultados que se expanden hacia otras zonas de Jerez.

La delegada ha agradecido la implicación de cuantas personas, profesionales, instituciones y organismos han participado en la elaboración de estos dos planes, reafirmando que “tenemos que seguir apostando por programas que hemos impulsado a lo largo de estos cuatro años y que dan una respuesta transversal a todas las acciones, para llegar a todos los tramos de población, y que nos permiten más posibilidades de acierto ante los déficit y carencias con las que nos encontramos”.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído