La rabia de una profesora del niño fallecido en el colegio de Málaga: "La ambulancia tardó 20 minutos en llegar"

"Queremos personal sanitario en los centros como en los países de nuestro entorno. Quiero gritar a las familias que por eso hay que luchar. Nos va la vida en ello", ha escrito la docente en redes sociales

Instalaciones del IES Sierra de Mijas, lugar donde ha fallecido un niño de 12 años tras desmayarse en el centro en horario escolar.
Instalaciones del IES Sierra de Mijas, lugar donde ha fallecido un niño de 12 años tras desmayarse en el centro en horario escolar.

El IES Sierra de Mijas (Málaga)  está de luto tras el fallecimiento de un niño de 12 años al desmayarse en el centro en horario escolar.  Cuando los servicios sanitarios, la Guardia Civil y la Policía Local llegaron hasta el instituto, no pudieron hacer nada para salvar la vida del menor.  Su profesora de Lengua, dolorida ante la situación, ha expresado la indignación que siente ante la situación en redes sociales. “Ayer un niño de 12 años, alumno mío de Primero de ESO, se desplomó y cayó muerto en el patio del instituto Sierra de Mijas. En el patio, en el recreo. Delante de sus amigos desde la guarde. A la vista de todo el centro. Dos compañeros intentaron ayudarlo desde el primer momento”, empieza contando.

La profesora cuenta que tenían desfibrilador y que muchos profesores estaban preparados para usarlos después de pagar un curso vendiendo pulseras porque no tenían ninguna ayuda de la Junta.  “¿Para qué van a pagarlo? Solo somos un centro educativo donde cada día se reúnen 1300 personas entre profesores, alumnos y PAS, además de familias y otras personas de paso. Muchos pueblos tienen menos población. Y tienen servicios médicos. Y enfermeras”, expresa.  

“Ayer, la única ambulancia de la zona tarda 20 minutos en llegar. Y el niño muere. Y sí, a lo mejor no se podía hacer nada. Pero a lo mejor sí. Y hoy es otro día en el que nos reuniremos 1300 personas menos una. Trabajaremos e intentaremos procesar el dolor de lo que vivimos ayer. El miedo, la desesperación, la mirada de esa familia que se quebró ayer. Y cruzaremos los dedos para que nadie se golpee, se caiga por las escaleras, le de un ataque. Epiléptico, un ictus o se trague un pendiente (nos pasó el curso pasado)”, escribe con dolor la maestra del pequeño.

 

Sin embargo, entre la pena hay palabras de rabia hacia un sistema educativo que, según la profesora, no es igualitario: “Nosotros somos profesores, nuestros alumnos para las autoridades educativas y sanitarias son de segunda: no tienen los mismos derechos que otros alumnos de la zona. Su formación académica es tan buena como la de los demás, porque somos profesionales y nos dejamos la piel. Pero sí un niño se cansa mucho en EF no hay nadie que pueda examinarlo y derivarlo y si una niña se desmaya en el baño y llamamos al 061 a veces nos dicen que no puede ser que nos los llamemos para eso, que es una bajada de azúcar”.

“Queremos personal sanitario en los centros como en los países de nuestro entorno ( y en los centros privados y privadetes de España) Quiero gritar a las familias que por eso hay que luchar. Nos va la vida en ello. Vosotros podéis meter caña. Hacedlo. Por el niño que ayer nos dejó, por su familia, por tu hijo. Que te oigan.  Hace más de 30 años, en mi cole, público por supuesto, pasó lo mismo. Y lo único que ha variado es que los profesores se han currado saber hacer RCP y procurarse un desfibrilador. Las autoridades igualitas. Mandarán coronas al funeral, supongo”, finaliza con un discurso demoledor.

 

Sobre el autor:

WhatsApp Image 2021 10 18 at 21.02.22

L. Velázquez

Natural de Sanlúcar de Barrameda, estudió periodismo en la Universidad Complutense de Madrid. Aprendió el oficio entre las paredes de la redacción de Europa Press y luego pasó a seguir creciendo en el diario Público. Especializada en temas de feminismo, migración y fake news, cree en un periodismo comprometida con el derecho a una información veraz a través del respeto de testimonios, las fuentes y la empatía.

… saber más sobre el autor



Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Lo más leído