El portavoz de la familia de Anna y Olivia: "Tomás ha sido tan retorcido de buscar el dolor de Beatriz para el resto de la vida"

El buque oceanográfico 'Ángeles Alvariño' continúa la búsqueda del cuerpo de la pequeña Anna y de su padre, Tomás Gimeno, cerca de donde se encontró a Olivia

Anna y Olivia, las pequeñas de Tenerife.
Anna y Olivia, las pequeñas de Tenerife.

"Fue tan retorcido y tan cruel lo que diseñó, que su objetivo era éste. Él no pensaba que el trabajo del buque diera con ellas, porque a esa profundidad él imaginaría que era imposible", ha explicado Joaquín Amills, portavoz de la familia de las niñas de Tenerife, Anna y Oliviacuyo cuerpo fue hallado en el océano AtlánticoAmills ha asegurado que cree que "Tomás Gimeno habrá terminado con su vida".

El portavoz de la familia ha considerado que la intención del padre de las niñas "era tener a Beatriz —la madre— inmersa en el dolor de por vida de no saber y pensar que las niñas estarían con su padre desaparecidas y nunca encontrarlas". "Lo peor en esta vida es no tener respuesta, no saber el cómo, cuándo y dónde", ha dicho en declaraciones a La Sexta, recogidas por lavozdelsur.es.

"Llevo toda la noche dándole vueltas y no tiene sentido, no solo éramos nosotros, todo el entorno del sujeto, porque ni siquiera quiero decir su nombre, apuntábamos lo mismo, que era incapaz de hacerle daño a las niñas. Y no se entiende, la violencia nunca es entendible", ha agregado el portavoz de la familia de Anna y Olivia, para el que Tomás "ha sido tan retorcido de buscar el dolor de Beatriz para el resto de la vida".

El busque busca a Olivia y Tomás Gimeno

El buque oceanográfico 'Ángeles Alvariño' continúa durante la mañana de este viernes en la zona donde fue hallado el cuerpo sin vida de Olivia para tratar de encontrar a su hermana Anna, de tan sólo un año, y su padre, Tomás Gimeno. El barco del Instituto Español de Oceanografía (IEO) está equipado con un radar de barrido lateral y un robot marino que han sido vitales para hallar, primero, una botella de buceo y una funda nórdica propiedad de Tomás y, finalmente, el cuerpo de Olivia.

En estos momentos el buque se encuentra a unas tres millas náuticas del puerto de Santa Cruz de Tenerife, en la misma zona donde se produjo la última conexión con el teléfono móvil de Tomás y donde ha permanecido prácticamente desde su llegada a la isla. Tras el hallazgo de Olivia, de seis años, las redes sociales se han llenado de mensajes de solidaridad dirigidos a Beatriz, la madre de las niñas, y su familia y allegados. Asimismo, el Ayuntamiento de Santa Cruz ya ha convocado un minuto de silencio a las 12.00 horas.

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído