Los autónomos, en pie de guerra: "Se olvidan de nosotros, siento ansiedad, no consigo dormir"

Varios pequeños empresarios manifiestan la situación vulnerable en que se encuentran y la incertidumbre que sienten, mientras el Gobierno les ha cobrado hoy el impuesto por estar dado de alta, de unos 400 euros salvo excepciones

José Carlo Haro, en una imagen reciente. FOTO: MANU GARCÍA
José Carlo Haro, en una imagen reciente. FOTO: MANU GARCÍA

Los autónomos han sufrido hoy un golpe a sus maltrechas situaciones económicas. En el mejor de los casos, para aquellos que tienen la tarifa reducida por nueva actividad y ciertas condiciones, 50 euros. En la mayoría, rozando los 400 euros por una actividad que, desde el 15 oficialmente, no pueden realizar salvo excepciones.

Es el caso de Antonio Sánchez, autónomo y propietario del Bar Pancho, en el polígono Navinco de Jerez. Es el único que trabaja en este pequeño establecimiento. "Yo pago lo que sea por el tiempo que he trabajado, pero si es la mitad del mes, ¿por qué me hacéis pagar el mes entero? No digo que me regalen los primeros 15 días de marzo, pero no los que no he podido trabajar. Las medidas que han tomado de confinamiento son totalmente lógicas por salud, pero si no me dejan trabajar, aunque esté justificada la medida, ¿por qué pago?", lamenta.

Al no tener personas a su cargo en el negocio, tuvo la previsión de asumir con tiempo el cese de actividad. Desde este uno de abril, no estará dado de alto. Padre separado, su actual pareja ha sufrido un ERTE. Es uno de esos autónomos que son más bien autoempleados, trabajadores que viven al día. "La medida que toman es aplazar el pago. ¿En qué cabeza cabe que tengamos que pagar dentro de seis meses? A saber cuándo nos darán los 600 y pico de euros que dicen que nos van a dar. No lo digo por este Gobierno, porque la oposición que los critica son el Capitán A Posteriori, que saben ahora lo que había que hacer pero no antes. Si no hubiera sido así la pandemia, criticarían que el Gobierno hubiera comprado mascarillas. No es por política, es porque no lo están haciendo bien. A los funcionarios, que no los critico porque se lo han ganado, sí les dan solución, y me parece bien por ellos, pero es muy fuerte que para nosotros no haya solución. Si antes había trabajo en B, lo que van a conseguir es que después lo haya mucho más". Asume, además, la crisis que viene. "La salud es lo primero, pero no lo digo sólo por el coronavirus. Dormir por la noche, la depresión, la ansiedad, eso es salud, y nos va a costar. Esta crisis me va a dejar tocado a mí pero también a mucha gente".

Antonio Sánchez, en el Bar Pancho, antes del cierre.

Beatriz Gago tiene un trabajo aparte de su negocio, una tienda de confección de complementos y pamelas en el centro de Jerez, Paz y Cruz, en calle Francos. Además, solo unos días antes del comienzo de esta crisis sanitaria dio a luz a su primera hija. Le dieron el alta justo cuando Pedro Sánchez anunciaba el estado de alarma. "Satura, porque no estamos con familiares, no sabemos lo que estamos haciendo bien o mal, pero la niña está muy bien". Por eso, su negocio ha pasado a no ser prioridad estos días y con el parón económico, lo ve muy difícil. "Estábamos en el mejor momento, habíamos ido a la pasarela flamenca, ahora llegaban las bodas, pero también habíamos hecho mantoncillos para las ferias...". Empezó cosiendo en casa de su madre, pero con las cancelaciones de eventos, no sabe hasta qué punto lo podrá retomar. "Mi situación es especial porque te planteas muchas cosas, si merece la pena. Llegar donde estábamos, que nos costó muchos años, va a ser muy complicado, se ha derrumbado todo. No sé lo que pasará, quiero decidir en cada momento y no pensarlo a largo plazo".

José Carlos Haro y Yolanda Pinto son pareja y ambos autónomos. Él tiene una empresa de animación y eventos, La Fábrica, con personas a su cargo. Ella, autónoma sin trabajadores en una clínica podológica en calle Corredera, junto a otras dos profesionales de fisioterapia y nutrición que también son trabajadoras por cuenta propia. Haro explica que sus eventos, con colegios, además de comuniones, se fueron cancelando días antes de declararse el estado de alarma. "Fue una ruina", que amenaza el pequeño colchón con el que contaba para un par de meses, y no sabe si la vida se retomará con normalidad, "si la gente podrá organizar eventos de más de 100 personas, si habrá dinero para fiestas". Su temporada fuerte comenzaba después de Semana Santa. Alaba a su plantilla de trabajadores fijos, siete personas, y ha hecho un ERTE pero compensará el 30% restante para que no pierdan el poder adquisitivo. "Tienen la manía de comer, vivir en una casa...", dice irónico. Si no entra trabajo, "no se lo que va a pasar". De hecho, perdió inversión ya realizada para comuniones canceladas, "trajes, hinchables...".

Yolanda Pinto, en su clínica.

Lo que no se pierde "son los seguros sociales.". Y la medida de aplazar pagos o pedir préstamos sin intereses le parecen "un engañabobos. Es como si te echan de tu trabajo y en vez de darte el desempleo te dicen que te prestan el dinero. Eso es endeudarse. Yo creo en mi proyecto, en mis trabajadores. Yo incluso puedo hablar de que tengo un colchón, pero pienso en el pintor de toda la vida que tiene un autoempleo y no sé qué va a hacer con una ayuda de 670 euros". Para matar el tiempo, mantiene vivo su canal de Facebook con talleres para niños. "Esas dos horas que me tocaron me ayudaron a no pensar, me despejé", dice con algo de consuelo.

Pinto, por su parte, indica que siente que los autónomos están "descolgados" con la gestión por parte del Gobierno. "Estos meses eran los más fuertes. A principios de abril tendré que pagar el alquiler del local,  este martes el autónomo. Además, no sabemos a qué ayuda podemos acogernos los podólogos, porque nos permiten trabajar, pero no suena el teléfono. En más de dos semanas, sólo he atendido una urgencia, que es para lo que podemos abrir". En ese sentido, al menos el Colegio de Podólogos no cobrará el segundo semestre, y les va informando de lo que ocurre, las medidas que pueden tomar, "pero cada día salen cosas nuevas y no sabeos qué hacer".

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído