Los trabajadores de Canal Sur preparan un diciembre de movilizaciones ante la amenaza de 55 despidos

La Junta se comprometió a la estabilización de 239 plazas con el visto bueno de los consejeros de la RTVA, incluido Zancajo, de Vox; los afectados no descartan ir a la huelga

Trabajadores de Canal Sur, durante las protestas de hace unos meses.
Trabajadores de Canal Sur, durante las protestas de hace unos meses.

Momentos complicados los que se vuelven a vivir entre los trabajadores de Canal Sur. Si en la anterior legislatura las denuncias de manipulación en los informativos y las externalizaciones de programas fue uno de los principales temas de debate, en el inicio de esta sobrevuela la posibilidad de que 55 trabajadores sean despedidos antes de que acabe el año 2022 después de que la Junta tan sólo aprobase 184 estabilizaciones de 'falsos interinos' de las 239 a las que se había comprometido inicialmente.

Este lunes se ha producido una nueva reunión del Comité Intercentros para ratificar una decisión que ya se había tomado la semana pasada pero que no se pudo ejecutar. Los trabajadores habían decidido iniciar las movilizaciones en el Palacio de San Telmo, sede de la Junta de Andalucía, para reivindicar la estabilización de todos y cada uno de ellos. Sin embargo, el viaje de Juanma Moreno, presidente de la Junta, a Egipto y la celebración de un Consejo de Gobierno telemático provocó el aplazamiento. 

A pesar de lo sucedido hace siete días, los trabajadores del ente público no desisten y esta semana sí que comenzarán unas protestas que están previsto que se extiendan hasta final de año. Fecha que, por otro lado, es el límite que tiene la empresa pública para rectificar lo publicado inicialmente y que 55 trabajadores no se queden en la calle. Fuentes de la radio televisión pública han explicado a lavozdelsur.es que habrá concentraciones cada martes hasta que acabe el año, coincidiendo con la celebración de los Consejos de Gobierno, aunque no descartan otras medidas como una huelga en caso de que las peticiones sean ignoradas por parte de la Junta de Andalucía.

El pasado jueves, según ha podido saber lavozdelsur.es, hubo una reunión entre los representantes de los trabajadores y Antonio Sanz, consejero de Presidencia e interlocutor del Ejecutivo en esta cuestión. Sanz pidió "optimismo y confianza" a los representantes de Canal Sur y, además, aseguró que el Gobierno estaba trabajando en la estabilización de las 239 plazas comprometidas. No obstante, desde la RTVA los trabajadores creen que el Ejecutivo está "agotando los plazos sin hacer nada". Mientras tanto, los afectados aguardan en un ambiente de "mucho nerviosismo". "Están jugando con su futuro", señalan fuentes de la corporación.

El origen del conflicto

La situación actual en la que se encuentran estos 'falsos interinos' nace por una directiva europea sobre la que el Gobierno de España aprobó la ley 20/2021 y que obligaba a hacer fijos a aquellos funcionarios públicos que llevaran más de tres años como interinos. Aquella norma se hizo de forma ambigüa y poco clara. Más tarde, fue la Junta la que tuvo que aprobar decretos para llevar esta obligación a su legislación.

La situación afecta de forma muy concreta a Canal Sur porque se trata de un ente instrumental que lleva en fraude durante muchos años, según fuentes consultadas, ya que no se han hecho oposiciones desde 2008 por lo que hay gente que tiene la temporalidad superada con creces e, incluso, personas con sentencias favorables en las que se les da el derecho de ser indefinidos después de varios años en la empresa pública.

En mayo del pasado año, el Gobierno andaluz firmó un acuerdo para estabilizar a los 239 trabajadores de la RTVA que estaban en esta situación. Sin embargo, poco tiempo después publicó un BOJA donde se hablaba de 55 plazas menos. El propio Consejo de Administración del ente público dio su visto bueno antes de que acabara la legislatura. El nuevo Consejo formado ratificó dicho acuerdo. Entre las firmas estaba la de Álvaro Zancajo, que ocupa el puesto de Vox. Este partido siempre se ha mostrado a favor de adelgazar al mínimo la radio televisión pública. "Peleamos por las 55 plazas que nos faltan porque la Junta consideró que esas plazas eran de interinos puros sin tener en cuenta informes que justifican que esas 55 plazas son estructurales, existen y están presupuestadas", afirman desde el sector de los afectados para lavozdelsur.es. En caso de que no haya acuerdo antes del 31 de diciembre, esos puestos de trabajo se esfumarán y quedarán fuera del proceso de estabilización.

El otro conflicto: las bases de la estabilización

Los trabajadores de Canal Sur no sólo se han encontrado con un problema en el número de estabilizaciones, sino también en las condiciones de esas estabilizaciones. Desde la empresa pública se ha contratado a un asesor jurídico externo para que elabore las bases con las que se llevará a cabo la estabilización de los puestos de trabajo. Tras la presentación del primer borrado hubo dos semanas sin negociación hasta que hace unos días se presentó un segundo borrador con modificaciones después de que la Junta emitiera una serie de recomendaciones. A pesar de ello, este segundo borrador no satisface a los interinos afectados.

Los trabajadores piden que se respete la antigüedad en el puesto de trabajo. Sin embargo, en los borradores presentados hasta el momento hay un peso significativo de titulaciones externas mientras que los cursos realizados dentro de la RTVA se valoran mucho menos. "Están elaborando las bases como si fuera un proceso selectivo y esto no lo es", afirman los afectados. Los interinos piden que todo se iguale en el apartado de méritos para que sea decisiva la antigüedad. Según explican, el planteamiento actual puede provocar que entre los interinos se quiten puestos de trabajo. "Las bases que está haciendo la empresa puede hacer que gente que lleva años en un puesto pueda conseguir otro". Desde los sindicatos negociadores tienen la sensación de que la dirección pretende sustituir a trabajadores actuales por gente de fuera de la empresa a través de un proceso selectivo posterior.

Esta situación se ha dado en otros entes instrumentales de la Junta de Andalucía como en el propio Consorcio de Huelva. La diferencia es que ahí ha habido un acuerdo para que ninguno de los interinos vea peligrar su puesto de trabajo. En Canal Sur se preguntan que por qué no ocurre en el resto de organismos similares.

 

Sobre el autor:

Emilio Cabrera.

Emilio Cabrera

Periodista.

...saber más sobre el autor

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Lo más leído