La crisis de Cs también estalla en Cádiz, la tierra de Arrimadas y del 'clan de la manzanilla'

Varias agrupaciones empiezan a armarse para "terminar con la tiranía" que imponen desde la dirección Almudena Camacho y Sergio Romero. "Pagan favores en el partido y hacen la vida imposible a Juan Marín", aseguran

Romero y Marín, en el Parlamento andaluz, en una imagen de archivo. FOTO: PARLAMENTO DE ANDALUCÍA.
Romero y Marín, en el Parlamento andaluz, en una imagen de archivo. FOTO: PARLAMENTO DE ANDALUCÍA.

Ciudadanos es un polvorín. En Cádiz, una de las escasas provincias donde ha logrado representación a nivel nacional y de la que es natural su próxima líder, Inés Arrimadas, también. La hecatombe de las pasadas generales del 10N, que supusieron la pérdida de 47 escaños e incluso forzaron la dimisión de Albert Rivera y de destacados cargos orgánicos que se quedaron sin puesto institucional, parece que ha dejado secuelas irreversibles. Este mismo martes ha presentado su renuncia el hasta ahora secretario de Organización, Fran Hervías, que se suma a una lista de dimisionarios que ya engrosan Juan Carlos Girauta, José Manuel Villegas o Fernando Páramo. Como un castillo de naipes, hay quien tiene la percepción desde dentro que el edificio que había construido la formación naranja puede colapsar definitivamente más pronto que tarde.

Con la única idea más o menos consensuada internamente de que la jerezana Inés Arrimadas debe ser la nueva líder que salga del futuro congreso extraordinario del próximo mes de marzo, la situación del partido en Andalucía, donde cogobierna en la Junta de Andalucía de la mano del PP, o en ayuntamientos como el de San Fernando, en Cádiz, apoyando al PSOE, tampoco es fácil después del 10N. Precisamente en la provincia gaditana, cuna del líder andaluz de la formación naranja Juan Marín y de lo que se dio en llamar el clan de la manzanilla —por la coincidencia de numerosos altos cargos del partido naturales de Sanlúcar, cuna de este vino—, la situación cada vez es más tensa. Según ha podido saber lavozdelsur.es, diferentes agrupaciones de la provincia se están "organizando" para, según exponen sin cortarse, "acabar con la tiranía" de la actual secretaria provincial de Organización, la sanluqueña Almudena Camacho Sumariva, y el portavoz provincial y parlamentario, el sanluqueño Sergio Romero.

"Le están haciendo la vida imposible a Juan Marín, solo mandan ellos con sus amigos", aseguran fuentes del partido consultadas por este periódico digital. Si a nivel Junta de Andalucía están siendo sonados estos días los enchufes de familiares de cargos orgánicos del partido en la Administración andaluza, el lío de la provincia de Cádiz apunta directamente a "Camacho y Romero". Ambos sanluqueños, ambos, como les llaman internamente, "los líderes del clan de la manzanilla". Un caso llamativo es el de San Fernando. Según estas fuentes el delegado provincial de la Consejería de Educación y Deportes, Miguel Andreu, "es marido de la actual secretaria de comunicación provincial de Cs, Regla Moreno, que a su vez es actual teniente de alcaldesa en el Ayuntamiento de la Isla —en virtud a un pacto con el PSOE, donde se ha subido el IBI tras prometer bajarlo— y mano derecha de Camacho". "Una pareja, además, amiga de Sergio Romero", matizan Y añaden: "Entre ambos suman unos ingresos mensuales de más de 6.000 euros en sueldos públicos gracias a las amistades".

"Moreno es diplomada en Educación Infantil y se le conoce experiencia laboral de teleoperadora —en 2017, año en el que accedió al pleno del Ayuntamiento de San Fernando, estaba en paro—, mientras que Andreu era maestro en una escuela en Vejer hasta que llegó a Ciudadanos", apuntan estas fuentes de dentro de la organización. En poco más de un año, "gracias al amiguísimo, todo cambió para esta pareja". En el caso de la política isleña llegó a liderar la candidatura para las pasadas municipales por sorpresa —algo similar ocurrió en El Puerto—, pues todo el mundo daba por hecho que la portavoz en la anterior legislatura, Mayte Más, seguiría al frente. "Los afiliados de San Fernando pedimos incluso después de elecciones municipales que Regla renunciara al acta porque había sido impuesta a dedo por Almudena Camacho como pago de sus favores en el partido y los afiliados no la queríamos. Entre estos favores estaban eliminar a Mayte Más y a Javier Cano, ex diputado al Congreso por la provincia, ambos de la línea de Juan Marín", sostienen las mismas fuentes. Y añaden: "Lo consiguió, porque ni Mayte ni Javier Cano tienen ya cargos públicos".

Curiosamente Almudena Camacho Sumariva es prima, señalan otras fuentes del partido consultadas por este medio, de la también sanluqueña Elena Sumariva, mano derecha de Marín en la Junta de Andalucía, y "ambas están enfrentadas". Unos enjuagues y unas pugnas "por ver quién sale mejor en la foto y quién vive mejor a costa de las arcas públicas" que ya está movilizando a la base de una organización que esperaba, ciertamente, que se hicieran las cosas de otra manera en una formación que, decía, venía a regenerar la vida política y las componendas en unos viejos partidos convertidos en agencias de colocación de amiguetes y familiares. "Desde varias agrupaciones de la provincia nos estamos organizando para terminar con la tiranía de Almudena Camacho y Sergio Romero, y cambiar la forma de hacer las cosas para que Inés Arrimadas, a la que apoyamos sin fisuras, sea la próxima presidenta del Gobierno", aseguran las fuentes consultadas. "De lo que sí estoy seguro es que vamos a salir muy reforzados después del congreso de marzo", dicen otros, tragando saliva.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído