Un empleado del SAS teme que le 'obliguen' a prejubilarse: "Lo que quiero es volver al trabajo"

Pasillos del Hospital de Jerez, en una imagen de archivo. FOTO: MANU GARCÍA.
Pasillos del Hospital de Jerez, en una imagen de archivo. FOTO: MANU GARCÍA.

El afectado asegura que denunciará a la Junta por concederle una prórroga en la baja, en vez de otra distinta, y al servicio de traumatología "por la lentitud con la que me están tratando".

"Esto es desesperante", comenta compungido un jerezano de 54 años que lleva como pinche de lavandería del Hospital de Jerez desde 1992. Hace cuestión de días le ha llegado una carta del Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) donde le notificaron que le han rebajado 300 euros de su sueldo por llevar 12 meses de baja. A ello se le suma que si no vuelve a su puesto de trabajo antes del 2 de agosto, estará obligado a prejubilarse. "Pero si yo lo que quiero es que me operen para volver al trabajo", critica, al tiempo en que asegura que denunciará al SAS y al servicio de traumatología. 

El 2 de noviembre de 2016, J.M.G.B. fue dado de baja por el servicio de medicina preventiva el Hospital de Jerez al tener afectado el manguito rotador del hombro izquierdo. "Me dicen que es una enfermedad profesional, de estar décadas bregando con tantos kilos de ropa", relata. Este jerezano fue operado por el servicio de traumatología en marzo de 2017 y se incorporó a su puesto de trabajo el 27 de junio del mismo año. No obstante, cuando acudió a la revisión en septiembre, el traumatólogo le trató el hombro derecho. "Me mandaron la resonancia magnética y vieron que tenía los mismos síntomas, pero que incluso el derecho estaba peor que el otro".

J.M.G.B. se llevó ocho meses de baja por el hombro izquierdo, con una operación de por medio. Lo que no sabía es que el traumatólogo, en vez de darle una baja distinta por su dolencia en el hombro derecho, le haría una prórroga de la anterior, como si se tratara de la misma articulación afectada, "cuando al ser otro brazo, debería empezar otra baja diferente". Y como tan solo puede permanecer un año de baja, cumplió la fecha límite este pasado mes de febrero. Por ello, su sueldo se ha visto mermado en 300 euros, pasando a cobrar 900. 

"Pero si yo lo que quiero es que me operen para volver al trabajo"

"Me hicieron la resonancia del hombro derecho el pasado 25 de octubre y ya estamos a 9 de abril y todavía no me han operado. Me han llamado para las pruebas de la anestesia, pero no me han dado fecha de la operación", expone. En este sentido, destaca que si de aquí al 2 de agosto este jerezano no está operado y en forma para trabajar, estará obligado a prejubilarse. "Y me quedarán solo los 900 euros", lamenta. Siendo de la misma casa, del Hospital de Jerez, J.M.G.B., indica que solo "estoy pidiendo que me operen". Sobre todo, por el miedo a perder su trabajo y a verse sometido a una prejubilación. 

"Estoy de los nervios, y esta misma tarde me reúno con mi abogado para presentar una denuncia al SAS —dependiente de la Junta de Andalucía— por haberme contado la prorrogación, no siendo la misma articulación afectada, y al servicio de traumatología por la lentitud con la que me están tratando", afirma. Además, critica el lamentable servicio que le prestó Inspección de Cádiz, cuando, en persona, sin justificante alguno, le ratificaron que su dolencia no estaba considerada como enfermedad profesional. "Tú vas a Inspección y ni te miran a la cara. No dejaron ni que me explicara. Siento una impotencia...", concluye.  

Sobre el autor:

Claudia González Romero

Periodista.

… saber más sobre el autor

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído