barrios_diaz_vazquez_diaz_cano_02.jpg
barrios_diaz_vazquez_diaz_cano_02.jpg

(Leer escuchando Ahí estás tú, de Chambao)

Me alegro mucho de que el Consejo de Gobierno aprobara ayer el proyecto de Ley de Protección de los Derechos de las Personas Consumidoras y Usuarias en la Contratación Hipotecaria sobre la Vivienda. La norma tiene como principales objetivos “acabar con los abusos en estas operaciones financieras y asegurar que la ciudadanía conozca en todo momento los derechos que le corresponden, ante qué productos se encuentra y cómo y dónde puede hacer valer las garantías que ofrece la Administración andaluza”.

Era uno de los objetivos compartidos por anterior gobierno bipartito PSOE-IU. Hay quien piensa que el coordinador y portavoz de IU en Andalucía, Antonio Maíllo, hizo mal en no usar en campaña y presumir de los avances que se produjeron durante el gobierno de coalición. Hay miles de andaluces que esperan que la ley pueda mejorarse y ampliarse ante la realidad del drama que viven. Ya sabe Maíllo lo que puede hacer: colaborar para hacer mejor esa ley esperada. Y no equivocarse de nuevo desdeñando algo que impulsó su propio partido.

Resulta muy importante, respecto a la publicidad y comunicaciones comerciales, que cuando se indique el tipo de interés o coste del préstamo, se establece la obligación de facilitar información básica. “Para que puedan compararse ofertas de diferentes entidades, se tomará como referencia una hipoteca de 150.000 euros a 25 años. Asimismo, las entidades deberán advertir de la existencia de cláusulas suelo y techo, del posible riesgo de perder la vivienda en caso de incumplimientos, de si la garantía alcanza al resto de bienes del consumidor y de si las condiciones ofertadas están vinculadas a la contratación de servicios adicionales”. Bienvenida la ley porque era y es una demanda de buena parte de la sociedad andaluza.

Piratas religiosos

Por otra parte, el informe sobre los contenidos emitidos por las televisiones bajo competencia del CAA en 2014 difundido ayer por el Consejo Audiovisual de Andalucía (CAA) ha revelado “un auge de los canales religiosos de distintas confesiones que se han lanzado a la ocupación de frecuencias de televisión local y que suponen un 19% de estas emisiones sin licencia detectadas por el Consejo”, si bien revela un descenso en la invasión de frecuencias libres de TDT local de seis puntos porcentuales. Pero hay preocupación por este descontrol increíble.

Respecto a los contenidos emitidos por las televisiones autonómicas privadas en Andalucía, el análisis constata “el fracaso de los objetivos previstos en la implantación y el desarrollo de la TDT hace ahora cinco años”, por lo que uno de los objetivos en este nuevo tiempo político podría ser poner orden (con la colaboración del Gobierno central), analizar cada licencia, una a una, y actuar en consecuencia ¿por ejemplo readjudicándolas a iniciativas de periodistas?

El informe denuncia que la mayor parte de estos operadores sin licencia (77%) emiten consultorios en directo de videncia, programas de chat y teletienda, y un 4% contenidos generalistas. “Que los canales religiosos representen ya el 20% de esta ocupación de frecuencias evidencia”, advierte el CAA, “que este fenómeno ha dejado de ser un hecho puntual para convertirse en una tendencia”. Por ello, ha acordado realizar un análisis monográfico sobre los contenidos que emiten estos operadores.  

Capital saudí para promover el Islam

El CAA informa que entre los canales religiosos captados está Córdoba Internacional TV que, además de contenidos netamente religiosos y publicitarios, difunde programas informativos, culturales y de entretenimiento. Este operador ocupa frecuencias libres de Sevilla, Córdoba, Málaga y Granada. “De origen saudí, Córdoba Internacional TV es uno de los dos canales musulmanes que emite en español a través del satélite Hispasat 1C con el fin de promover el conocimiento del Islam en España y América Latina”.  

Añade el informe del CAA, publicado en su web, Córdoba Internacional TV aterrizó en España en 2012 y en su página web “se informa sobre el desarrollo de acuerdos para explotar licencias de TDT en la Comunidad de Madrid. Hace tres años, sus representantes anunciaron su intención de extenderse a las cuatro ciudades”.

El informe es muy interesante pero deja al descubierto que Gobierno y Junta tienen que ponerse manos a la obra para regular un sector que puede tener muchas posibilidades y que, si se vertebra, contribuirá a garantizar la pluralidad informativa. La televisión necesita libertad, pluralidad e independencia pero eso no ocurrirá hasta que se regule la publicidad institucional con garantías. Veremos.

Frontera “inteligente”

Me cuentan desde Gibraltar que la nueva frontera inteligente española “ha impuesto largas esperas a los peatones a temperaturas superiores a los 30 grados para poder entrar o salir de España. Entre ellos, se encuentran personas que viven en España y trabajan en Gibraltar, así como turistas y residentes de ambos lados de la frontera”.

El subdelegado del Gobierno en Cádiz, el popular Javier de Torre ha salido al paso de inmediato, situando encima solo 45 minutos el tiempo de espera (a pleno sol oiga). Dice que el recién instaurado sistema ABC persigue “la fluidez en el paso entre La Línea y Gibraltar y viceversa, si bien es verdad que este nuevo dispositivo documental precisa de un periodo de implantación en el que los usuarios se acostumbren a su uso”.

Añade que en el caso de La Línea de la Concepción, se trata de “trece dispositivos de entrada y trece de salida, y el usuario debe familiarizarse con este sistema para ganar la agilidad que se persigue, por lo que se va a reforzar el personal que va a informar al usuario para usarlo correctamente y en el menor tiempo posible”. Vale, pues que vaya personalmente y, cambiando su indumentaria para no ser reconocido, que pase la frontera inteligente y luego nos lo cuente. Porque parece que no es cuestión de acostumbrarse. Eso dicen.

Según la oficina de información de Gibraltar, “los trabajadores y visitantes que se dirigían esta mañana a Gibraltar han tenido que esperar hasta más de dos horas para cruzar la frontera. Las colas de vehículos han llegado a superar los dos kilómetros de longitud, provocando el colapso de la arteria principal de La Línea de la Concepción, tal y como se aprecia en el vídeo adjuntoque incluye imágenes tomadas entre las 11.00 y las 13.00 horas de hoy”. El viceministro Principal, Joseph García, ha lamentado el perjuicio que las esperas ocasionan al turismo, a las personas que cruzan la frontera a diario para trabajar en Gibraltar y a las empresas de ambos lados de la frontera.  En opinión de García, las colas peatonales y vehiculares “ponen de manifiesto que el nuevo cruce fronterizo, cuya puesta en marcha España no ha coordinado con las autoridades británicas y gibraltareñas, obviamente adolece de serios defectos ya que en vez de aliviar el paso lo está entorpeciendo”. Vean. 

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído