Savia rural.
Savia rural.

Abrimos con mucha ilusión esta sección en lavozdelsur.es, a quien agradecemos su sensibilidad y disposición para tratar cuestiones que afectan de manera clara a las mujeres y hombres de nuestros pueblos, de nuestro territorio.

La sección Savia Rural que hoy inauguramos quiere convertirse en una ventana a nuestra Andalucía rural. Tan propia, tan nuestra, tan singular, tan diversa, tan valiosa que nos cautiva y siempre nos sorprende. Desde esta semana, y cada domingo, compartiremos una fotografía y un texto inspirado en la misma y que hará referencia a los múltiples planos de la realidad y la actualidad de nuestros pueblos, nuestros campos, nuestra sierra, nuestra costa.

Una propuesta colaborativa en la que mujeres y hombres vinculados a la Fundación Savia, con voz propia y de forma libre y transparente expondrán sus ideas y la realidad que se encuentran en su día a día. Hablaremos de nuestra cultura rural, nuestro patrimonio natural, agrario, ganadero,histórico, de nuestros valores, nuestros manejos tradicionales e innovadores, de oficios y tradiciones, de retos y problemas, también de alegrías que son una de nuestras más claras señas de identidad. Amplitud de temas y perspectivas porque así es nuestro territorio andaluz, amplio, rico, diverso, complejo.

Estáis invitados lectores a este recorrido por el mundo rural andaluz. Nuestras propuestas serán ambiciosas y también constructivas, inclusivas, positivas, honestas, elaboradas, rigurosas. Es nuestro compromiso. Bienvenidos.

La primera fotografía queremos que sea un homenaje a uno de nuestros cultivos, de nuestros ecosistemas más valiosos, el almendro, y poner de relevancia la importancia de las abejas y su función polinizadora. El almendro, por su capacidad de adaptación y resistencia es uno de los cultivos más importantes en diversas comarcas andaluzas, nuestra tierra es una referencia mundial en el cultivo de almendras ecológicas de la máxima calidad, reconocidas en los mercados más exigentes y son cientos de familias las que viven de este cultivo, tradicionalmente de secano.

Las abejas realizan una función polinizadora esencial, sin ellas no sería posible nuestra biodiversidad, son un eslabón absolutamente esencial de la cadena natural y, a la vez sus poblaciones están disminuyendo drásticamente por el uso de pesticidas y herbicidas, por el cambio de manejo de suelos, por el cambio climático. La caída de su población preocupa a los expertos y todo el medio rural. Además, nos proporcionan la mejor miel del mundo. Consumir miel andaluza es muy saludable y es una clara aportación en la defensa de este sector.

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído