Un niño, jugando con su patinete, durante un paseo. FOTO: MANU GARCÍA
Un niño, jugando con su patinete, durante un paseo. FOTO: MANU GARCÍA

Estos días hemos leído mucho sobre la salida de los niños a partir del domingo 26 de abril. De todo ello, me he quedado con dos ideas que lanzan fos pediatras:

1. Alberto García Salido, pediatra intensivista, con experiencia en paliativos, @nopanaden dice: "Antes de salir de casa con tus hijos tendrás que buscarlos. Porque se habrán hecho un refugio de tanto andar por los rincones. Seguramente no sepan qué día es y puede que "la calle" sea el mejor amigo invisible que nunca han tenido. Observarás cómo alcanzan el portal y les dejarás dudar, porque de la duda surge la sabiduría. Seguro que han pensado muchas veces qué es lo que ocurre y es probable que no tengan la imaginación solo para mariposas. Recordarás que la imaginación de los niños no entiende de confinamiento. No hacen falta columpios para aquel que disfruta jugando entre interrogaciones. Les podrás hablar del cielo. O del Sol. O de todos esos silencios que habéis tenido en casa, de las veces que se ha cambiado de canal porque sabes que ya tienen suficiente con la realidad entre vuestras cuatro paredes. Los primeros pasos serán como el que descorcha las ganas. Que no se te escapen corriendo ya que puede que recuerden que la anarquía es siempre la primera página de la infancia. Irán con mascarilla o sin ella. Con las manos quietas o dispuestas a tocar lo que antes no era frontera. Serás árbitro de su existencia. Niños de una nueva normalidad, exploradores de la incertidumbre con una mochila todavía vacía y nueva. Contaréis los pasos, los metros y los segundos. La infancia a contrarreloj que convertirá a los críos en un boomerang. Desde que salgáis quedará menos para volver a casa y cerrar la puerta. Volver a Ítaca con la sensación de querer siempre otra vuelta. Y se lavarán las manos, volverán a sus rincones, a sus juguetes, quizá pensando que han recibido un regalo. Y les mirarás haciendo cicatriz con tu sonrisa. Porque sabes que la vida nos ha cambiado de canal y estamos todavía sintonizando. Porque sabes que por ellos merece la pena.

2. Y @luciamipediatra, pediatra y escritora, cuenta en Instagram que lo importante de los paseos con niños es convertirlos en un momento de disfrute, de paz y de distracción. No lo convirtamos en un momento de ansiedad y de miedo, de angustia y de pérdida de control, porque entonces el paseo perdería todo su sentido y ni ellos ni nosotros lo disfrutaríamos. Es normal sentir un poco de miedo ante una nueva situación, pero no permitamos que el miedo nos domine y que proyectemos esos temores en ellos, por favor. Hagamos el esfuerzo de mantener su inocencia intacta.

Y ante ello hay respuestas a Alberto del tipo:

@veronicasapi: "Hoy mi hijo puede salir a la calle pero no quiere, tiene miedo. Hace tres semanas su padre se fue de casa para protegernos del virus y sola no soy capaz de salir con ellos sin generarle más ansiedad porque la pequeña es un terremoto y todo lo toca. De momento toca esperar".

@inakihidalgo: "Este hilo sí que es un regalo. Joder, Alberto. Me han flipado tus palabras, no las de hoy, sino las que llevo como referencia desde que empezó el confinamiento y han ayudado a ser mejor padre con mis hijos. Gracias".

@najera2000: "Yo confío en la responsabilidad de los niños".

@rdellector: "Mi hijo pequeño tampoco quería salir. Decía que le iba a coger el virus. Pobrecito... al final, le he convencido de que el virus no le puede coger".

@Deidayrevuelta: "El mío no quiere salir, dice que qué pereza".

@_helenaru_: “Porque sabes que la vida nos ha cambiado de canal y estamos todavía sintonizando. ¡Qué razón tienes!".

@miriamgutmoy: "Me has emocionado con cada palabra, vivan los salientes de guardia. Hoy acompañaremos a nuestros hijos en sus primeros pasos hacia la libertad. Descansa".

@Ysabelmstudio: "Llorando. Supongo que mi forma de drenar esta tensión es mi mejor vía. Hemos realizado nuestro paseo, mi hija de ocho y yo, con mascarillas. La sensación ha sido extraña. Hemos visto muchos niños y padres sin mascarilla, mucha gente. Los niños son maestros. Pero no pude dejar de sentir tristeza, muchos adultos nos miraban con expresiones de miedo y sorpresa desde el balcón, la calle llena de niños era como un museo, uno muy extraño. Son tiempos en que necesitamos más que nunca expresar lo que sentimos. ¡Ánimo!".

O respuestas a Lucía:

@espartanina: "Gracias Lucía por tu responsabilidad y tu gran labor con mensajes Sebastià alentando al respeto y paz social. Ojalá tus previsiones se cumplan y sea una hora de disfrute, paz y sosiego, cumpliendo normativa y recomendaciones, con lavado de manos y distancia social. Deseando que nos dejen a los adultos una hora de paseo diario".

@marinacorvi: "Además tenemos que aprender a convivir con el virus".

Que sea un día feliz y de disfrute y no de tensión y miedo. Gracias por seguir abriendo poco a poco el confinamiento. Esperemos que la semana que viene sea un poco más.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído