El silencio cómplice y la Andalucía que llora a 85 años del asesinato de Blas Infante

Ante el silencio cómplice de la ultraderecha y el lamento de una izquierda rota, el PP toma la bandera del andalucismo naíf: "Juanma Moreno construye la Andalucía por la que luchó Blas Infante"

El homenaje a Blas Infante en el kilómetro 4 de la carretera de Carmona este martes 10 de agosto en una imagen de Canal Sur.
El homenaje a Blas Infante en el kilómetro 4 de la carretera de Carmona este martes 10 de agosto en una imagen de Canal Sur.

Aquel día Angustias no pudo llevarle la sandía pelada al calabozo. Era su fruta favorita. Sin embargo, los golpistas no solo no aceptaron la comida, sino que le dieron en cambio su reloj y sus gafas, el último rastro que quedó de él. La madrugada de ese 11 de agosto de 1936 unos tiros pretendían acabar con la voz del Padre de la Patria Andaluza para siempre. Sin embargo, no lo consiguieron. Su legado continuó más allá de la muerte. Hoy, 85 años después de aquel asesinato, y con el recuerdo presente de los más de 140.000 desaparecidos que dejaron los sublevados en las fosas y cunetas de todo el país, hay quien sigue guardando un silencio cómplice.

En el Parlamento andaluz, el órgano legislativo resultado de la voluntad de los andaluces y las andaluzas, se sientan once representantes políticos que no condenan el asesinato de Infante. Hablar de su figura es para ellos "adoctrinamiento nacionalista andaluz", tachando a aquellos que lo estudian y lo defienden de "comunistas" o "independentistas", sin tener ni idea de lo que hablan. No les hace falta. En el homenaje que cada año se le hace en ese kilómetro 4 de la antigua carretera de Carmona, lugar donde mataron al de Casares, nunca les encontraremos. Tampoco en ninguna declaración o acto institucional. No hace falta nombrarles, porque ellos se retratan a sí mismos. 

"Juanma Moreno está construyendo la Andalucía por la que luchó Blas Infante"

El 10 de agosto es un día especial aunque las ausencias siempre sean remarcadas. Cada año la izquierda andaluza y el nacionalismo andaluz acude a la carretera de Carmona a rendir homenaje a Blas Infante. Normalmente, este acto se acompaña de declaraciones institucionales de responsables de la Junta de Andalucía y de uno u otro partido. La novedad es que desde hace dos años y medio, en el Palacio de San Telmo se sentaron los representantes de una derecha españolista alejada de las arbonaidas. Para los andalucistas, la mayoría de ellos muy críticos con el PSOE-A, la pregunta estaba en si la derecha mantendría en alza esa bandera verde y blanca de la que presumía estéticamente el antiguo ejecutivo autonómico. La respuesta es afirmativa.

Moreno Bonilla ante el busto de Blas Infante en el Parlamento, en una imagen de archivo.
Moreno Bonilla ante el busto de Blas Infante en el Parlamento, en una imagen de archivo.

La secretaria general del Partido Popular Andaluz, Loles López, es una prueba de ello. Este 10 de agosto lo ha hecho. "Juanma Moreno está construyendo esa Andalucía por la que tanto trabajó y por la que tanto luchó Blas Infante, el legado de su obra cobra aún más peso en este tiempo tan difícil que llevamos de pandemia", sostiene. La dirigente popular incluso ha aprovechado tan señalado díapara hacer un guiño a la unidad, en un momento especialmente duro a la izquierda del PP (y del PSOE): "Él pedía la unidad de todos y eso es en lo que está trabajando el Partido Popular". 

Diálogo, consenso y gobierno "para todos los andaluces" con el agravio comparativo presente ante otras comunidades del Estado. "Somos la comunidad que menos recibe de Fondos covid siendo la más poblada o no nos devuelven el dinero del IVA. En el PP nos sentimos profundamente orgullosos de ser andaluces y siempre defenderemos primero los intereses de Andalucía", afirma. Al otro lado, la izquierda andaluza mira de reojo. Y no sabe dónde esconderse.

La "traición" de la Junta al autogobierno que denuncia una izquierda rota

En la carretera de Carmona, el líder de Izquierda Unida en Andalucía, Toni Valero, alza su puño en un cara a cara con Blas Infante, inmortalizado con los brazos abiertos en una escultura que le recuerda. "El autogobierno es traicionado por el Gobierno andaluz. Fue un avance democratizador inconmensurable que llenaba de esperanza y prosperidad a Andalucía", dice en declaraciones a los medios. "Proteja al autogobierno, no lo maltrate; tiene que ser leal con la memoria de Blas Infante, no basta con poner solo unas flores", añade.

valero
El dirigente de IU, Toni Valero, este martes 10 de agosto junto a la estatua de Blas Infante.

Su compañera de Podemos Andalucía, Martina Velarde habla del "legado", un referente "para el futuro de la tierra" e insta a desarrollar y cumplir La Ley de Memoria Histórica andaluza. "Fueron vuestros socios, los que votaron en el Congreso contra la anulación de la sentencia a Blas Infante", recuerda, haciendo alusión a los no presentes.

La otra izquierda es menos visible. Teresa Rodríguez se prepara con anticapitalistas y andalucistas para las próximas elecciones con una izquierda andaluza rota y muchas dificultades para poner su proyecto político en el centro. De hecho, la senadora de Adelante Andalucía en Madrid, Pilar González, hace unas declaraciones que apenas tienen eco en los medios. Fuera del arco parlamentario andaluz tras la expulsión de Adelante Andalucía, no dudan en gritar "Viva Andalucia libre" sin saber si les están escuchando.

Más lejos aún se encuentran otras dos fuerzas políticas que hacen gala de fortaleza municipal pero con un reciente fracaso en Andalucía: Más País y Andalucía por Sí. Hay quienes comentan que no estan lejos de confluir para unos próximos comicios. Sería la tercera papeleta "andalucista" tras Unidas Podemos, Adelante, sin contar al PSOE-A. Eso sí, ni unos ni otros apelan a la "unidad" ni la reivindicación de "Andalucía" que sarcásticamente los populares andaluces hacen suya. Ver para creer.

El consenso perdido de Blas Infante y la victoria de la derecha

En representación del PSOE-A, el diputado Antonio Ramírez de Arellano tampoco falta a la cita del aniversario del "vil asesinato de Blas Infante por fuerzas del régimen criminal y corrupto franquista". Las palabras del diputado socialista apuntan hacia los no presentes: "El negacionismo nos puede devolver a situaciones de enfrentamiento y odio que algunos partidos de extrema derecha están intentando traer de nuevo. Hay quienes no reconocen hechos tan incuestionables como el fusilamiento y muerte de Blas Infante, aún en una fosa común sin identificar", señala.

Elías Bendodo, junto a Francisco Salado y José Carrasco, en la casa natal de Blas Infante.
Elías Bendodo, portavoz de la Junta de Andalucía, en la casa natal de Blas Infante, próxima a ser remodelada.

Con el eco del Padre de la Patria Andaluza y lamentando la "falta de consenso político general que antes concitaba su figura" acusa a la Junta de PP y Cs de sostenerse en el gobierno con una fuerza procedente del franquismo. Sin embargo, el consenso perdido parece tener más aristas y leerse en otras claves. Ante la izquierda dividida, la última victoria de la derecha en las elecciones de diciembre de 2018 y el batacazo de Ciudadanos, el PP se siente líder. Con escudo rociero y sin él, la nueva Junta de Andalucía se presenta a sí misma como heredera del "legado" de Blas Infante sin ningún tipo de vergüenza ni reparo.

A 85 años de su asesinato, Blas Infante vuelve a ser manoseado y utilizado como juguete en una Andalucía que no ríe, sino que llora. Mientras tanto, sus restos continúan esparcidos en la sevillana fosa de Pico Reja junto a un millar más de desaparecidos asesinados por los golpistas. "Se mata a un hombre pero no se puede matar a una idea", nos advirtió. Su voz está en su obra pero hay quien no conoce ni una sola pagina de ella. Tal vez ese sea el problema. 

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído