Carlos Rosado: "Me encantaría que se hiciera una serie o película ambientada en el Cádiz de las Cortes"

El presidente de la Andalucía Film Commission y de la Spain Film Commission conversa con lavozdelsur.es sobre la salud del sector audiovisual en la comunidad y de los cambios que se han producido recientemente

Carlos Rosado, en días pasados en Sevilla, ante uno de los lugares que fueron parte de las localizaciones del rodaje de la serie 'Juego de Tronos'.
Carlos Rosado, en días pasados en Sevilla, ante uno de los lugares que fueron parte de las localizaciones del rodaje de la serie 'Juego de Tronos'. MANU GARCÍA

Silencio, se rueda (en España)

Cada vez es más habitual ver una película o serie extranjera y que la escena esté grabada en un sitio cercano para nosotros. Lo que vimos como una excepción en su momento con Halle Berry bañándose en La Caleta, ahora es mucho más común. En los últimos años, series de gran éxito como Juego de Tronos o The Crown se han rodado en Sevilla, Osuna, Jerez o San Fernando, entre otros muchas localizaciones andaluzas.

Uno de los mayores culpables de que esto suceda es el abogado Carlos Rosado (Málaga, 1951), presidente de la Andalucía Film Commission y de la Spain Film CommissionAmbas organizaciones buscan atraer los rodajes más prestigiosos en un sector que, reconoce, es de "una competencia feroz". Rosado se siente gaditano a todos los efectos y se nota tanto en sus ejemplos, como en su nostalgia con el mar. Muy vinculado con la capital gaditana, fue incluso concejal en su Ayuntamiento durante dos años (1979-1981), y posteriormente, fue durante un fugaz año (1986) diputado por la provincia en el Parlamento andaluz.

Pero por encima de todo, con una dilatada trayectoria en el mundo audiovisual, Rosado ha sido el padre de la consecución de importantes incentivos fiscales para los rodajes de producciones internacionales, una puerta de entrada a un rentable negocio que genera mucho empleo y riqueza allá donde recala. Con este bagaje a sus espaldas, responde a lavozdelsur.es sobre el momento del sector audiovisual y sobre los secretos para atraer los mejores rodajes.

¿Ha vuelto la industria audiovisual a la normalidad tras la pandemia?

Hay dos elementos que hicieron que la pandemia golpease de forma muy bruta al sector audiovisual. La enfermedad supuso la paralización inmediata con el Estado de Alarma de todos los rodajes. Una vez levantadas aquí las restricciones era un tema que no dependía solo de España sino que en otros países, emisores de producciones, tenían restricciones muy fuertes. Estados Unidos impuso limitaciones extremas para salir y entrar del país. 2020 fue un año de supervivencia.

"Con la pandemia se ha producido un fenómeno, no se ha podido ir prácticamente a los cines, pero el consumo en los domicilios particulares ha sido elevadísimo"

Pero las necesidades de producción no han parado, sino lo contrario. Con la pandemia se ha producido un fenómeno, no se ha podido ir prácticamente a los cines, pero el consumo en los domicilios particulares ha sido elevadísimo. Ha habido un incremento en la actividad de las plataformas. Mientras sea necesario disponer de títulos, hay que rodarlos. No hay una crisis de demanda. Distinto es que la competencia entre destinos, tanto nacionales como internacionales, es muy fuerte. A eso nos dedicamos en la Film Commission: promocionar, difundir, establecer acuerdos y facilitar al máximo la recepción de producciones en comparación con otros países.

Menciona las plataformas y la importancia de estas durante la pandemia, ¿ha acelerado el fin del cine tradicional?

Es una especulación que no estamos en condiciones de resolver. El cine en sala está viviendo momentos de mucho cambio y ya acusaba antes de la pandemia ciertas tensiones. Lo que no sabemos es si el cierre de las salas de cine como consecuencia de la pandemia ha llevado al público a cambios de hábitos de consumo. Probablemente todo sea verdad. Lo que es verdad es que está cambiando el target de los que van al cine. Se está viendo en el tipo de películas que tienen éxito en los cines. Está más volcado en el espectador joven y adolescente. También es cierto que hay una terrible dependencia en todas las salas de las políticas comerciales de Estados Unidos. Imponen los paquetes de películas que se pueden ver.

CARLOS ROSADO 3
El presidente de la Spain Film Commission durante un momento de la entrevista.   MANU GARCÍA

Esto abre un campo de debate grande, si cada vez los medios técnicos en los domicilios particulares son mejores y si cada vez va siendo una mayor alternativa a las salas de cine. Pero también es verdad que el cine es un fenómeno social. La gente no sólo va a ver la película, sino que es un conjunto de aspectos. Es un evento completo donde socializas. No hay nadie en condiciones de decir si hay crisis o no, o si hay un cambio de paradigma. Estamos en momento de cambios, eso sí.

Antonio de la Torre ha dicho recientemente que era afortunado por ser del 8% de los actores que tenía trabajo, ¿hay muchos actores o hay poco trabajo en el sector?

En esto hay que tener una visión de conjunto. Todo el ecosistema audiovisual español está compuesto no sólo por los directores, productores, guionistas, actores etc. sino por un tejido profesional muy amplio. Es una pirámide. Se va abriendo el abanico de las profesiones. El star system español es muy preciso, como pasa en todos sitios. Los grandes actores que atraen espectadores son pocos y es lógico que haya un olimpo de un grupo de actores. En España hay muy buenos actores y actrices y cada vez circulan más por ahí y tienen mayor presencia en producciones internacionales. España está dando pasos firmes para tener un sector creativo cada vez más reconocido.

Junto a eso, el conjunto de profesiones que se requiere para un rodaje de una película o serie está en momentos, cada vez más frecuentes, de pleno empleo. Sin negar la crisis permanente que tienen los productores españoles, aunque no todos, desde el punto de vista de los profesionales hay momentos en los que es difícil encontrar profesional español porque está todo el mundo trabajando. No hay un escenario de crisis en ese segmento. El sector de actores y actrices pues sí, no es fácil ser actor o actriz en España. Como en todos los sitios. Pero en el resto de profesiones implicadas España está en momento de pleno empleo.

"El conjunto de profesiones que se requieren para un rodaje está frecuentemente en momentos de pleno empleo"

¿Qué los actores y actrices españoles salgan fuera sirve para poner en el mapa al país y sus localizaciones para rodar? ¿U ocurre al contrario?

Es una ecuación compleja, no es tan así ni en un sentido ni en el contrario.

Pero entiendo que influye en el sector.

España ha dado unos pasos muy significativos para atraer producciones internacionales y rodajes. El más importante fue cuando planteé al Gobierno tener un incentivo fiscal. Con esto se dice que si rueda en España y emplea al talento español, profesionales españoles y compra de bienes y servicios españoles, tiene derecho a que se le devuelva parte del gasto que ha ocasionado en España. Es un dinero que está beneficiando al tejido profesional español.

Eso ha logrado que España sea más competitiva. Si ofreces rodar con profesionales españoles y que con eso se le devuelva un 30% o 35% de lo que ha gastado el productor, nos volvemos más competitivos. Es una pescadilla que se muerde la cola. A medida que captamos rodajes, abrimos un campo más amplio a la empleabilidad del tejido profesional español. Incluidos actores y actrices. España, gracias a todos los mecanismos, ha incrementado claramente su competitividad como destino internacional y ha diversificado los destinos de rodaje. Antes se rodaba en Madrid y Barcelona y ahora es en todo el país. Además, Andalucía ocupa un lugar muy importante.

CARLOS ROSADO 5
En los últimos años ha aumentado el número de rodajes internacionales en España.   MANU GARCÍA

¿Qué tienen España y Andalucía para que los grandes rodajes quieran llevarse a cabo aquí?

Antes ofrecían el territorio solamente. Es muy atractivo para la industria porque es variado, bonito y se puede dar una enorme tipología de rodajes. España tiene condiciones climáticas excelentes, una luminosidad especial, diversidad de recursos que van desde la montaña y la nieve a playas tropicales, o de ciudades modernas a ciudades históricas. Esa es la primera tarjeta de visita.

Junto a eso, España y específicamente Andalucía ofrece a las producciones elementos rentables desde el punto de vista económico. Primero infraestructuras de comunicaciones, hay ciudades conectadas con todo el mundo y el país está conectado por ferrocarril. En dos horas y media estás en Madrid desde Sevilla. Infraestructuras para recepción de equipos: infraestructuras hoteleras y hosteleras. También hay una estructura de precios bastante estables y asequibles.

Un rodaje consume muchos recursos y España tiene una estructura de precios y salarios competitiva y muy eficiente. Los profesionales son cualificados y experimentados, aunque parezca anecdótico, la mayoría de trabajadores ya hablan inglés, el idioma de comunicación básico en las producciones internacionales. Todos estos factores y un entorno legislativo y fiscal favorable hacen de España un país muy atractivo. Que el primer sitio fuera de Gran Bretaña que utilice The Crown sea Andalucía hace que España se convierta en un destino natural que son extranjeras. Es verdad que simulan escenografías que son de otros lugares, pero eso nos mete en otro territorio en el que la Film Commission tiene que estar explicando constantemente al espectador final dónde se ha rodado su serie favorita.

"La Film Commission tiene que estar explicando constantemente al espectador final dónde se ha rodado su serie favorita"

¿En qué momento se dan cuenta de que La Carraca, en San Fernando, puede ser el puerto de las Bahamas?

Ahí hay una tarea muy importante hecha por las Film Commission, que somos entidades públicas sin ánimo de lucro especializadas en promocionar y atender los rodajes. Esto significa que estamos en la raíz del incremento exponencial de los destinos de rodaje. La comunicación con el sector privado es importante y nosotros vamos difundiendo sitios que a lo mejor el sector privado no conocía. Hablas de The Crown pero se puede recordar que la película sobre el Che Guevara, las escenas de Sierra Maestra se ruedan en Jimena. Todo eso, junto a la unión con los poderes públicos, hace que haya una tarea de difusión y de competencia muy fuerte con otros destinos. Las Bahamas existen y se podría rodar, pero es mucho más caro. Además, los productores tardan menos de Londres a San Fernando que a las Bahamas.

Habla de la competencia, usted preside la Spain Film Commission y la Andalucía Film Commission. Siendo andaluz, ¿cómo lo hace para no pujar siempre por localizaciones andaluzas?

Me pasa como a todos los socios de Spain Film Commission, todos competimos con todos. Pero con mi condición de presidente, el encargo que yo tengo es crear las condiciones adecuadas en España para que la competitividad sea mayor. A partir de ahí, cada territorio hace sus políticas concretas de captación de rodaje. Yo no me meto en dónde tiene que ir a rodar una producción. El trabajo que se me encomienda a mí y a mi Junta Directiva es discutir las políticas públicas y acuerdos favorables para toda España. Luego cada uno lo rentabilizará en mayor o menor medida en función de sus capacidades y políticas. Nunca me he encontrado ante un supuesto de incompatibilidad. Es verdad que me alegro mucho de que Andalucía Film Commission sea una de las más antiguas de España y una de las mejores. Pero eso es un orgullo que tengo como andaluz y no como presidente.

CARLOS ROSADO 4
Si tuviera que rodar, rodaría en Cádiz.   MANU GARCÍA

'Juego de Tronos' ha sido una de las producciones con más impacto. Se produjo un boom de visitas en Osuna y en el Alcázar, ¿necesitamos que alguien nos diga que algo es bonito para que lo valoremos?

No creo que estemos en ese caso. No creo que haya un español que no piense que España es un país muy atractivo, precioso y con una gran historia. El conocimiento que se tenía fuera sí era muy limitado. Me ha llegado a ocurrir que en una reunión con productores extranjeros situaran a España cerca del Golfo de México. Sorprende que haya que explicar lo básico. Hay una tarea de divulgación en primer lugar muy importante. Luego tienen un concepto muy reduccionista de país. España era una señora vestida de flamenca, o unos toros, los sanfermines o poco más allá.

Cuando empiezas a explicar que es un país moderno, que tiene todo tipo de escenografías, una climatología muy diversa… Es un país muy pequeño entonces cuando viene un señor de Estados Unidos, las distancias le resultan muy asequibles porque vienen de hacer ocho o diez horas en avión. Cuando empiezas a difundir alternativas, se produce un fenómeno curioso. Le descubres sitios nuevos y haces que puedan encontrar en España muchísimas cosas.

Nosotros competimos con los desiertos de Marruecos, hay muchas películas o series ambientadas en zonas de conflicto de Oriente Medio y muchas se ruedan en España porque allí hay menos seguridad jurídica y menos seguridad ciudadana. Hace poco se rodó en Sevilla una serie turca porque había un personaje homosexual y las pegas del Gobierno turco hizo que, en vez de rodarse allí, se rodase aquí. España ofrece seguridad y estabilidad. Hay que explicarle al espectador que aquello que ha visto ambientado donde sea, se ha rodado en tu sitio. Esto nos lleva al turismo vinculado al audiovisual, que cada vez mueve a más gente en el mundo.

"Hace poco se rodó en Sevilla una serie turca porque había un personaje homosexual y las pegas del Gobierno turco hizo que se rodase aquí"

Usted se dedicó a la política. ¿Cómo se dio cuenta de que su lugar estaba en el mundo audiovisual?

Yo pertenezco a una generación de españoles y andaluces que cuando se instaura la democracia en España éramos jóvenes profesionales y nos vimos en el deber cívico de dedicarnos a la política durante el periodo de la Transición. Yo también tomé esa decisión y fue concejal del Ayuntamiento de Cádiz y diputado. Pero yo soy abogado.

Mi aproximación al mundo audiovisual se produce porque formé parte de primer consejo de administración de Canal Sur y me introdujo en un mundo que desconocía y me fui formando. Como abogado también me fui especializando en materias relacionadas con la propiedad intelectual y los derechos de autor. Esto me situó en un camino que me ha llevado hasta aquí.

Luego recibí un encargo de montar una fundación de desarrollo de lo audiovisual en Andalucía y ahí fue cuando propuse la creación de la Film Commission de Andalucía, que es la más antigua de España. He sido secretario general de Canal Sur también, he transitado entre lo público y lo privado. Desde 1998 estoy vinculado al mundo de la Film Commission y he contribuido a su generalización en España. Estoy orgulloso de que la de Andalucía sea de las más competitivas.

Preparativos previos al rodaje de escenas de la tercera temporada de 'The Crown' en Jerez, en una imagen de archivo.
Preparativos previos al rodaje de escenas de la tercera temporada de 'The Crown' en Jerez, en una imagen de archivo.   MANU GARCÍA

Con ese currículum entiendo que cuando se sienta con un político lo ve venir desde lejos.

Tengo que decir que yo mantengo un alto concepto de la política y los políticos porque prestan un servicio muy valioso. Estoy en contra de la crítica generalizada a la política. Hay políticos mejores y peores y me he encontrado con todo tipo. Ellos tienen como misión intermediar entre la sociedad y el sistema. He tenido mucha relación con lo público, nuestra organización por ejemplo es pública, y es verdad que cuando uno encuentra a alguien que es emprendedor y ambicioso para su territorio, resulta más fácil la comunicación. En nuestro tema, como es tan atractivo porque el cine mueve muchas pasiones y recursos, el caso del desarrollo en España de la Film Commission es un caso de éxito. Hemos pasado de casi no tener presencia en el mundo audiovisual a ser un destino importante.

Recientemente recibimos a una delegación de altos ejecutivos de la industria audiovisual de Estados Unidos. Esto es la culminación a un trabajo previo que hemos hecho. Finalizó con un viaje del presidente del Gobierno en el que tuve el honor de acompañarle. Por primera vez, un presidente del Gobierno español se entrevistaba directamente con los que deciden en el mundo qué se rueda y donde. Aceptaron la propuesta de venir a producir y se están extrayendo nuevas oportunidades para el audiovisual español. Se ha creado también el Hub Audiovisual, una estrategia nacional para crear una estrategia de competitividad mejores.

"Estoy en contra de la crítica generalizada a la política. Hay políticos mejores y peores y me he encontrado con todo tipo"

Son casi 2.000 millones…

Aparte de la cantidad económica, que es muy importante, se pretende incrementar un 30% la producción española. Vamos a desarrollar la industria de los rodajes en España. La apuesta decidida del Gobierno y las CCAA por este tema hace que España esté viviendo un momento de grandes oportunidades en el futuro para el sector.

Pensando en andaluz me gustaría que Andalucía tuviera mayores dotaciones técnicas de espacios de rodajes, exteriores y platós. Hace años propusimos la creación de un plató acuático en la provincia de Cádiz. Es una oportunidad que todavía no se ha desarrollado pero no descartamos que el nuevo Gobierno lo atienda en un futuro.

Se ha estado hablando recientemente de la nueva Ley Audiovisual estatal, ¿qué le parece el contenido?

España necesitaba una ley mucho más moderna, ambiciosa y adaptada a los nuevos tiempos, con la irrupción de las plataformas. Las plataformas no son un cuerpo extraño, forman parte del ecosistema español. Producen aquí y compran y emiten aquí. La ley es buena, crea condiciones, contempla un buen sistema de desarrollo del audiovisual. Independientemente de las criticas puntuales que se hayan podido producir, principalmente en el ámbito de la producción independiente, aunque yo creo que son exageradas, la ley en su conjunto es muy buena.

CARLOS ROSADO 9
Antes de dedicarse al mundo audiovisual, fue político.   MANU GARCÍA

¿Hace falta en Andalucía algún cambio? La ley es reciente, de 2018.

Andalucía dispone de una ley del audiovisual y una ley del cine, pero desde que se hizo hasta ahora las cosas han cambiado una barbaridad. Los hábitos de consumo, las posibilidades que tiene el audiovisual andaluz de autorregularse… Si partimos de una idea, que creo que comparten los poderes públicos, de que la industria audiovisual es una industria enormemente útil económicamente y en imagen, hay que apoyarlo y crear condiciones para que se desarrolle bien.

Andalucía tiene todos los elementos para que esto sea posible. Tiene emisores públicos y privados de televisión, buenos medios de comunicación, tejido profesional, unas administraciones públicas competentes en la materia, una herramienta como la Film Commission, un tejido profesional y una academia de cine específicamente andaluza. Son todas las condiciones para que Andalucía sea un protagonista en España y en el mundo en el hábito audiovisual, pero como en todas las industrias necesita el apoyo de los poderes públicos. Espero que el nuevo consejero o consejera competente en la materia acoja esta iniciativa discuta mucho con los afectados porque estamos a favor de que Andalucía desarrolle sus potencialidades.

"Lo que más me gustaría sería una serie o una película ambientada en el Cádiz de las Cortes de 1812"

¿Dónde rodaría una escena?

Afortunadamente, donde me gustaría que se rodara se rueda mucho, que es en Cádiz. Se va a rodar ahora la serie The Honor. Más que se ruede en Cádiz, me gustaría que se hiciera una historia ambientada en alguno de los episodios que ha protagonizado Cádiz a lo largo de sus 3.000 años. Lo que más me gustaría sería una serie o una película ambientada en el Cádiz de las Cortes de 1812 porque además las escenografías siguen estando como estaban. Me encantaría que ocurriera.

¿Con que localización ha sentido más satisfacción por verla en una producción?

Me interesó mucho cuando Ridley Scott rodó en Andalucía escenas muy importantes de varias películas: 1492, El reino de los cielos o Éxodus. En todos ellos, Ridley Scott consiguió unas escenografías enormemente atractivas y estéticamente excelentes. Junto a eso, me permitió conocerlo personalmente y tuve algunas conversaciones muy largas sobre su sentido del cine. Tuvimos conversaciones sobre David Lynch, con el que siempre lo he asociado como director. Scott tenía un sentido de respeto enorme sobre la historia española y andaluza y no hizo barbaridades en el sitio, sino que procuró adaptarse a la naturaleza de los espacios que se rodaba. Aunque el Alcázar de Sevilla simulara ser Jerusalén, estaba perfectamente ambientado. No se hicieron extravagancias. La vinculación que tengo con Scott y la que tiene él con Andalucía es la experiencia más grata de mi vida profesional.

Sobre el autor:

Emilio Cabrera.

Emilio Cabrera

Periodista.

… saber más sobre el autor



Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Lo más leído