Sevilla restaura sus columnas romanas de la calle Mármoles

Los trabajos se suman a otras actuaciones llevadas a cabo para el mantenimiento del entorno donde están ubicadas estas columnas que suponen uno de los escasos restos romanos que se conservan en la ciudad

Los trabajos se suman a otras actuaciones llevadas a cabo para el mantenimiento del entorno donde están ubicadas estas columnas que suponen uno de los escasos restos romanos que se conservan en la ciudad.
Los trabajos se suman a otras actuaciones llevadas a cabo para el mantenimiento del entorno donde están ubicadas estas columnas que suponen uno de los escasos restos romanos que se conservan en la ciudad.

El Ayuntamiento de Sevilla, a través de la Gerencia de Urbanismo y Medio Ambiente en coordinación con el Distrito Casco Antiguo, ha iniciado los trabajos de restauración de las columnas romanas ubicadas en la calle Mármoles con un presupuesto de 90.000 euros. Esta actuación para la conservación y mejora de las condiciones de estas columnas se enmarca dentro de la estrategia de protección del patrimonio y en los objetivos del Plan Director de Patrimonio Municipal.

Los trabajos, que cuentan con el dictamen favorable de la Comisión Provincial de Patrimonio Histórico, tienen un plazo de ejecución de 3 meses y se realizan a través del contrato de conservación y mantenimiento de bienes inmuebles en espacios públicos.

Se trata de tres columnas que se encuentran en una parcela de propiedad municipal de 151 metros cuadrados de superficie, en concreto en el número 1 de la mencionada calle Mármoles. Esta manzana, de forma irregular, queda delimitada por las calles Aire, Abades, Corral del Rey, Muñoz y Pabón y Gandesa. Se trata de tres fustes monolíticos de granito y sus respectivas basas de mármol, siendo la más cercana al acerado de la calle ática y las restantes compuestas. Las tres columnas están asentadas en las que podría ser su cota original, es decir, cinco metros por debajo del nivel actual de la calle,

La intervención que acaba de comenzar está dirigida a detener el deterioro que sufre este monumento como consecuencia de su exposición continuada a las inclemencias ambientales.

El delegado de Hábitat Urbano Cultura y Turismo, Antonio Muñoz, y el delegado del Distrito Casco Antiguo, Juan Carlos Cabrera, junto a representantes de la Asociación de Vecinos y Amigos del Barrio de Santa Cruz, han visitado el recinto donde se encuentran estos elementos para comprobar el desarrollo de los trabajos. Muñoz ha destacado que “esta actuación se enmarca en la estrategia que este gobierno municipal está llevando a cabo para la recuperación y conservación de nuestro patrimonio, con una inversión sin precedentes y con el primer Plan Director de Patrimonio de la ciudad elaborado en colaboración con la Universidad de Sevilla”.

Por su parte, Cabrera ha señalado que esta actuación “supone la mejora del estado de conservación de estos elementos que conforman un conjunto que supone uno de los escasos restos de origen romano que permanece en la ciudad y cuyo mantenimiento ha sido una constante preocupación para este gobierno municipal que ha atendido las demandas de los vecinos de la zona acometiendo en ocasiones anteriores tareas de limpieza y mantenimiento del entorno, incluyendo la instalación de un sistema de bombeo para el drenaje del agua que quedaba estancada en el foso donde se encuentran las columnas”.

La actuación ha tenido como punto de partida un levantamiento topográfico de las columnas que no existía hasta la fecha, y que se ha realizado con la finalidad de documentar sus desplomes y situación actual para conocer el estado de los sistemas de ‘arriostramientos’ instalados y valorar si éstos están cumpliendo adecuadamente su función.

Entre las principales patologías que presentan las columnas, se encuentran la pérdida de materiales, abrasiones y erosiones. En consecuencia, se están acometiendo principalmente trabajos de limpieza, eliminación de las plantas trepadoras, consolidación del material pétreo y de las cimentaciones y recuperación de las pátinas históricas.

Junto con las intervenciones a realizar en las columnas se han proyectado, asimismo, algunas actuaciones en el entorno. En concreto, con la finalidad de permitir el acceso a la cota de arranque de las columnas y facilitar las labores de mantenimiento, se dispondrá una escalera de pates y una barandilla de protección en la cota superior. La integración de estos elementos se llevará a cabo de modo que no interfieran en la contemplación de las columnas.

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído