Aqualand indemnizará con más de 42.500 euros a una usuaria que se fracturó el coxis en un tobogán

El titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción 5 de El Puerto achaca el accidente al "mal estado de conservación" de la atracción

Una mujer, a punto de lanzarse por uno de los toboganes de Aqualand Bahía de Cádiz. FOTO: TRIPADVISOR
Una mujer, a punto de lanzarse por uno de los toboganes de Aqualand Bahía de Cádiz. FOTO: TRIPADVISOR

La empresa Aspro Ocio, que gestiona el parque acuático Aqualand Bahía de Cádiz, ha sido condenada a pagar una indemnización de 42.541,67 euros a una joven que, en 2011, sufrió una fractura de coxis ante el "mal estado de conservación" de una atracción denominada Cola del Diablo, según informa Diario de Cádiz. La sentencia no es firme y sobre ella cabe interponer recurso de apelación ante la Audiencia Provincial.

Los hechos sucedieron el 11 de julio de 2011 en un tobogán acuático cubierto, en el que es necesario usar un flotador y que culmina en una piscina descubierta. Según se expone en la sentencia, el perito que redactó el informe pericial acudió al parque acuático a los diez días del suceso, y aunque el personal del parque le permitió tomar fotografías, encontró "una actitud poco colaborativa" además de que "no pudo examinar la atracción, pues se negaron a detener su funcionamiento". El titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 5 de El Puerto señala en su sentencia que el perito destacó "una patente contradicción" en los gestores de Aqualand sobre el tramo del tubo colocado el día del accidente, así como un "elocuente silencio" sobre el motivo del cambio. Éste, además, consideró que el origen del accidente se encontraba en el "mal estado de parte del tubo" por el que se lanzó la afectada, para la que el juez no cometió ningún tipo de negligencia.

La usuaria, que contaba con 30 años cuando ocurrieron los hechos, "sufrió lesiones de gravedad, entre otras fractura de coxis, por las que tuvo que ser trasladada en ambulancia a un centro médico". En cuanto a la empresa condenada, al magistrado le "sorprende" su "pasividad" y añade que "se limita, más que a negar rotundamente la realidad de los hechos, a poner en duda la versión de la acusación, pero sin ofrecer ninguna alternativa o explicación plausible sobre lo que, a su juicio, ocurrió".

Un niño, herido en otro parque acuático malagueño

De otro lado, un niño de nueve años ha sufrido heridas en un glúteo al ser succionado por uno de los sumideros de una piscina de un parque acuático de Roquetas de Mar, en Málaga.

Según informa IDEAL, el niño iba a salir de una piscina, pegándose a uno de los muros para poder salir, cuando fue succionado por un sumidero, que le pilló el glúteo derecho. Su padre intentó separarlo sin éxito y según la familia, no fue hasta pasados diez minutos cuando desde el parque ordenaron apagar los motores de la piscina, lo que permitió que el menor pudiera liberarse.

Los padres del menor denuncian la actitud poco colaborativa del personal del parque acuático y considera que los socorristas no estaban preparados para atender una situación así. Ya en el hospital, los médicos confirmaron que el niño podría haber corrido peor suerte si la bomba de la piscina le hubiera succionado el ano y los intestinos.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído