francisco_andres_jimenez_cespedes_05.jpg
francisco_andres_jimenez_cespedes_05.jpg

'Verano Rojo' es la primera película del productor jerezano Francisco Andrés Jiménez, un proyecto de terror que se encuentra en fase de posproducción: "Es la presentación para un grupo de personas que nos queremos dedicar al cine".

Más que un vicio, el séptimo arte para Francisco Andrés Jiménez Céspedes (24 de abril de 1982, Jerez) es una necesidad imperiosa en su día a día. En el instituto La Granja comenzó a florecer con más fuerza su interés por el séptimo arte, motivo que le llevó hasta Barcelona para estudiar producción en la ESCAC, una escuela de la que ha salido el cineasta Juan Antonio Bayona. Verano Rojo es el primer proyecto cinematográfico de este jerezano. La película ha sido rodada en Mallorca, con un presupuesto muy limitado y en el que hasta parte del equipo ha tenido que poner dinero de su bolsillo para la financiación. El trabajo actualmente se encuentra en la fase de posproducción, aunque todo el equipo espera tener el producto finalizado para el próximo año.

Próximamente se pondrá en marcha una campaña de crowdfunding para poder rematar la película y así poder tener la oportunidad de presentarse al próximo festival de Sitges o en el Nocturna de Madrid. Se trata de un film de terror del género slasher, donde un grupo de jóvenes madrileños se marchan de vacaciones hasta Mallorca, lugar en el que se perderán y acabarán siendo víctimas de un sádico asesino y su extraña familia. Un trabajo que ha bebido de algunas joyas similares como La Matanza de Texas, Viernes 13 o Halloween.

El filme es la carta de presentación de Francisco Jiménez y Carlos Jofre, director del film y antiguo compañero de la escuela de cine. Ambos tienen esperanzas en que la película pueda verse próximamente no solo por el esfuerzo que ha supuesto sino para no defraudar a esa parte del público que sigue disfrutando con este tipo de género. “El proyecto comenzó siendo muy especial para nosotros. Posteriormente se ha ido sumando gente y estamos muy contentos con el resultado. Es simplemente una película que sirve como presentación para un grupo de personas que nos queremos dedicar al cine”.

La imaginación de Francisco no tiene límites, llevar a cabo una película siempre fue su sueño desde niño. Con Verano Rojo no solo se cumple un reto sino una ilusión en forma de relato terrorífico. “Hemos intentando hacer nuestro particular homenaje a todos los referentes de este tipo de películas como Hostel, La Matanza de Texas, KM 666. Es un slasher donde los cuatro chavales protagonistas vivirán un infierno en Mallorca”.

A pesar de que el producto se encuentra en la fase de posproducción, próximamente se pondrá en marcha una campaña de mecenazgo en la que todo el mundo podrá contribuir a cambio de alguna recompensa por parte de la película. “Se están terminando de pulir algunos aspectos como la música y los efectos especiales. La campaña de crowdfunding va a permitir que todo el mundo que quiera sumarse lo pueda hacer, a cambio habrá oportunidades para aquellos que lo hagan como pases a los eventos que hagamos, pósters e incluso una réplica de la máscara del asesino. Queremos que la película pueda a estar a la altura de cualquier filme de calidad de este género”.

Imaginar y narrar historias originales es uno de los aspectos más importantes para este productor jerezano. “Tengo referentes cinematográficos como Takeshi Kitano o Jean-Luc Godard. Cuando estaba estudiando veía sus películas de una manera totalmente diferente a como las veo ahora El cine realmente para mí es como un vicio, no me puede faltar. Si tengo ganas de ver algo divertido disfruto con Tu madre se ha comido a mi perro de Peter Jackson, no me gusta encerrarme en un tipo de género”.

En cuanto al elenco de actores, cabe destacar el trabajo del actor Simón Andreu. “Durante el rodaje lo pasamos muy bien, todo el mundo trabajó fantásticamente bien. Simón Andreu es un profesional como la copa de un pino. Tenemos esperanzas en que se pueda disfrutar en el cine. Todo género tiene su público y estas películas también se ven”. Francisco es un ejemplo más del atrevimiento de la juventud a la hora de lanzarse a hacer nuevos proyectos pese a que los tiempos para la cultura no acompañen. Este jerezano lo tiene claro, si hay algo que ilusione hay que ir a por ello. “Ahora mismo la gente joven tiene posibilidades que antes no se tenían. Hay que apoyar a las personas que tienen sueños. Sacar una película siempre es duro, pero si tienen una aventura en la cabeza deberán lanzarse porque no hay otra manera de aprender”.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído