"Se le ha tenido que ir la cabeza, le ha cuidado toda la vida y se querían muchísimo"

Beatriz dejó malherido a Ramón antes de quitarse la vida lanzándose desde una azotea en Barbate. La tragedia deja también en 'shock' a Morón, donde fueron profesores en los Salesianos —Ramón, reconocido artista, fue Hijo Adoptivo en 2014— y donde sus más cercanos son conscientes del "sufrimiento que hay detrás" de este fatal desenlace

Azotea del número 20 de la avenida del Atlántico, en Barbate, donde la mujer se precipitó al vacío tras dejar malherido a su marido. ANTENA 3
Azotea del número 20 de la avenida del Atlántico, en Barbate, donde la mujer se precipitó al vacío tras dejar malherido a su marido. ANTENA 3

Una terrible historia que ha conmocionado a las localidades de Morón de la Frontera, donde pasaron parte de su vida y ejercieron como docentes en los Salesianos, y en Barbate, donde se trasladaron con la jubilación. En esta localidad costera de La Janda ha sido donde Beatriz Reyes, de 65 años, dejó herido de muerte, tras varios golpes y puñaladas, el pasado domingo por la noche a su marido, Ramón Castellano, de 73 años, antes de subir a la azotea de la vivienda que compartían en la avenida del Atlántico, 20, y arrojarse al vacío, falleciendo en el acto. Cuando la Guardia Civil fue alertada y logró acceder a la vivienda, el hombre aún respiraba, pero finalmente no pudo más que certificarse su muerte.

"Se le ha tenido que ir la cabeza, le ha cuidado toda la vida y se querían muchísimo. Qué pena", han escrito en redes sociales conocidos de la pareja, que arrastraba diversas dolencias graves y que, en el caso de Ramón, le mantenían postrado en silla de ruedas, con una enfermedad severa y degenerativa que incluso le obligaba a contar con respirador manual. Tras años de cuidados, al parecer cuentan las mismas fuentes que Beatriz "padecía un doble cáncer", mientras que la pareja sumaba también el hecho de contar, según fuentes próximas, con un hijo con problemas con las drogas", lo que hizo que muchos años de su vida en común no fueran en absoluto fáciles de sobrellevar.

Alumnos suyos de Morón no dan crédito del trágico final de un matrimonio muy conocido en la localidad sevillana. "Debe haber mucho sufrimiento tras lo ocurrido, se debió llegar a una situación límite de mucha presión", han asegurado otras fuentes que conocieron a la pareja a lavozdelsur.es. Otro alumno de Salesianos escribe: "Les pido a nuestra virgen Maria por ellos, siempre se les recordarán por todo lo bueno que dieron en vida".

La Guardia Civil investiga los hechos sin descartar ninguna hipótesis, aunque se baraja que el llamado "síndrome del cuidador" —desgaste físico y psicológico que sufren las personas que cuidan de forma permanente a una persona dependiente, como era el caso de Ramón– pudiera provocar este fatal desenlace.

Frente a las expresiones de conmoción y condolencias, hay quien ha querido aprovechar el fatal episodio con tintes políticos. Es el caso de Vox Morón, que ha pedido un minuto de silencio al Ayuntamiento por el "asesinato" de Ramón y ha querido confrontar el caso con las cientos de víctimas de la lacra de la violencia machista.

"La violencia no tiene género, y esta máxima, que siempre defenderemos desde Vox, se ha vuelto a demostrar en este caso. Cuando esta violencia, es ejercida por un hombre contra una mujer, la opinión pública y política realiza una condena contundente hacia el criminal y convocan multitud de actos contra lo ocurrido. Sin embargo, cuando la víctima es un varón, como es el caso, la víctima sufre un doble asesinato, el físico y el del olvido". Por todo esto, han comunicado, "solicitamos a las autoridades de nuestro Ayuntamiento, que no tengan en cuenta el sexo de esta última víctima, y nos convoquen a todos los moronenses a unirnos en su recuerdo con un respetuoso minuto de silencio".

Ramón Castellano de Torres (Ceuta, 1947) llegó en 1976 a Morón y allí pasó gran parte de su vida. En 2014 fue designado Hijo Adoptivo de la localidad sevillana y es que, además de profesor de Sociales, fue pintor e historiador. Aunque inicialmente estudió ingeniería y magisterio, Ramón era reconocido en el mundo del arte, expuso a nivel internacional, y, de hecho, fue profesor en la Escuela de Bellas Artes de Sevilla.

Su obra catalogada, que supera el millar, se encuentra repartida por la geografía española y del mundo. Tal cantidad de obras han podido ser vistas en numerosas exposiciones y han cosechado muchos galardones que premian su brillante y prolífera carrera. Ha sido ilustrador de diversos cuentos infantiles, colaborador en revistas culturales y pedagógicas, autor de muchos de los carteles anunciadores del Carnaval y otros eventos. En febrero de 2013, Ramón Castellano de Torres donó una primera entrega de 50 obras originales de la Fundación Villalón. Como historiador ha escrito y publicado varios libros bajo el patrocinio de esta fundación.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios (1)

Frank Hace 1 mes
¿Por qué se justifica cuando la autora es una mujer? ¿justificáis cuando el asesino es un hombre? Ya está bien de machismo, la igualdad ante todo: si lo hace un hombre es un asesino, y si lo hace una mujer es una ASESINA. Ya que estamos por la igualdad, igualdad con todas las consecuencias (para lo bueno y para lo malo). Ya está bien de justificar o condenar los asesinatos según el sexo del autor. Y, ahora, no publiquéis el comentario, a ver lo "neutrales" que sois...
Ahora en portada
Lo más leído