Piden todos los detalles sobre los 30.000 kilos de carne de una empresa sevillana retirados del mercado

El Ayuntamiento hispalense llama a la "tranquilidad" de saber que los alimentos están inmovilizados y la "prudencia" ante una investigación abierta de la que "hay que esperar a las conclusiones"

Las instalaciones de Sola Ricca, en una imagen de Google Maps.
Las instalaciones de Sola Ricca, en una imagen de Google Maps.

El Ayuntamiento de Sevilla ha advertido de que los entre 25.000 y 30.000 kilos de alimentos que han sido precintados por la Policía Local en el supermercado Sola Ricca no implica "que conlleve riesgo para la salud pública", sino que se trata de una actuación que "se lleva a cabo en garantía absoluta de la calidad del producto que se ofrece a los consumidores".

A preguntas de los medios de comunicación, tras firmar el acuerdo sobre la exhumación de la fosa común de Pico Reja, Espadas ha explicado que la actuación se ha llevado a cabo por una denuncia presentada, tras lo que se ha abierto una investigación que está en estos momentos en desarrollo. Así, indica que se está analizando si "el etiquetado es correcto" y llama a la "tranquilidad" de saber que los alimentos están inmovilizados y la "prudencia" ante una investigación abierta de la que "hay que esperar a las conclusiones".

"Lo que está claro es que, ante una denuncia, se produce la inmediata acción por parte de la Policía, que inmoviliza el material al entender que mercancía no reunía el etiquetado y catalogación adecuados", añade. La actuación de la Policía Local, junto con veterinarios del área de consumo, ha arrancado a las 10:00 horas del lunes, cuando se ha procedido a realizar una inspección en las instalaciones del establecimiento Sola Ricca, localizando varios palés de alimentos que carecían de etiquetado, sumando aproximadamente entre 25.000 y 30.000 kilos de alimentos.

Facua pide "detalles suficientes" sobre los productos retirados

La asociación de consumidores Facua ha reclamado al Ayuntamiento hispalense que ofrezca "detalles suficientes de los productos retirados por encontrarse caducados o sin etiquetado" y aclare "si llegaron a ponerse a la venta" para que los usuarios puedan identificarlos correctamente y abstenerse de comprarlos o consumirlos.

En cualquier caso, la asociación llama a los consumidores a que, si han adquirido recientemente alimentos de Sola Ricca, comprueben que en el etiquetado figura una fecha de caducidad y que ésta no sea anterior a aquella en la que compraron el producto, para descartar que se trate de estos productos.

De igual forma, Facua insta también al Ayuntamiento de Sevilla a que detalle a qué empresas distribuye Sola Ricca sus productos, para que los usuarios tengan toda la información posible y puedan identificar correctamente aquellos que pertenecen a esta mercantil y, por tanto, podrían encontrarse caducados o sin etiquetado.

Finalmente, la entidad exige al Ayuntamiento que realice planes de inspección suficientes en establecimientos de venta de productos alimentarios, para evitar este tipo de situaciones, más aún tras el brote de listeriosis derivado de la carne mechada de la empresa Magrudis contaminada con dicha bacteria, un episodio saldado con más de 200 afectados, cuatro muertes y varios abortos.

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído