Un niño halla una cuenta de oro de hace 3.000 años en Jerusalén

El pequeño, Binyamin Milt, de 9 años, encontró esta pieza de la época del Primer Templo mientras excavaba como voluntario en el proyecto de Cribado del Monte del Templo, pero los investigadores no la anotaron por su excepcional estado de conservación

Cuenta de oro.
Cuenta de oro.

Un niño de 9 años, Binyamin Milt, ha hallado una pieza de gran excepcionalidad en el Monte del Templo en la ciudad vieja de Jerusalén, Israel, durante una de las excavaciones que los voluntarios llevan a cabo en verano como proyecto de Cribado. Se trata de un abalorio de oro de la época del Primer Templo de hace 3.000 años, y se suma a los miles de objetos de gran valor arqueológico que ya se han extraido en esta iniciativa. 

 

El pequeño le llevó el objeto al arqueólogo supervisor, sin embargo, el experto pensó que se trataba de una pieza actual debido a su estado de conservación y no la anotó paara su estudio. Pero, tras revisar la campaña realizada en 2020, tras la limitación de la pandemia, los investigadores se dieron cuenta del gran hallazgo. 

La cuenta mide 6 milímetros de ancho y 4 de alto, está elaborada con cuatro capas, compuestas por pequeñas bolas de oro adheridas entre sí en forma de flor, y presenta una forma cilíndrica con un hueco en el centro. El estado óptimo en el que se conserva se debe a su material, el oro, que no se oxida ni se empaña, por eso parece como si hubiese sido fabricada recientemente. 

En Primer Templo, entre los años 960 y 586 a.C., estas cuentas se usaban para ofrendas funerarias y los expertos explican que tenían una función apotropaica, un hechizo mágico o acto ritual para protegerse del mal de ojo. En la época el uso de estos abalorios también estaba muy extendido en los collares o cinturones. 

Sobre el autor:

logo lavozdelsur

lavozdelsur.es

… saber más sobre el autor



Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Lo más leído