Los médicos de los centros de salud no pueden pedir test para sus pacientes con sospechas de Covid-19

Asociaciones de Pediatría reclaman que el personal de Atención Primaria también tenga acceso a pruebas rápidas de diagnóstico para controlar la enfermedad

Un facultativo pone una vacuna a un paciente, en una imagen de archivo.
Un facultativo pone una vacuna a un paciente, en una imagen de archivo.

La Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPap) y la Sociedad Española de Pediatría Extrahospitalaria y Atención Primaria (Sepeap), sociedades que agrupan la atención pediátrica en AP, denuncia que los médicos de centros de salud no pueden solicitar test para sus pacientes en los casos sospechosos de Covid-19 y tampoco tendrán acceso a las nuevas pruebas rápidas, pese a ser la mejor herramienta para el control de la enfermedad.

En un comunicado, ambas agrupaciones consideran que "la estrategia para el control de la enfermedad en lo sucesivo, pasa por que se haga una búsqueda activa de casos en la sociedad, y es requisito imprescindible que se dote a la Atención Primaria de las herramientas necesarias para ello".

Así, recuerdan que una de estas herramientas son este tipo de test para conocer, aunque sea a posteriori, los casos habidos; y, por otro lado, las pruebas diagnósticas de detección de antígeno mediante PCR a nuestros pacientes sospechosos en el futuro.

"Si seguimos dando la espalda al verdadero origen de la epidemia (su extensión entre la ciudadanía) difícilmente podremos controlarla, ahora que la emergencia de la atención a la población hospitalizada parece que ha decaído", añaden.

A su juicio, en el momento que la presión del tratamiento hospitalario de los pacientes comience a ceder, el control y seguimiento de la prevalencia de la enfermedad debería pasar a ser fundamentalmente desde la Atención Primaria, "de la que en este país tenemos un modelo que se ha mostrado ampliamente solvente".

Así, les "sorprende" que, todavía, en la mayoría de las comunidades autónomas los facultativos de Atención Primaria no puedan solicitar test de confirmación a sus pacientes en los casos sospechosos de la enfermedad. Sobre todo, cuando parece ser la "estrategia más efectiva", según los datos de la Organización Mundial de la Salud, y de los resultados que su implementación ha dado en países como Corea del Sur y Alemania.

Por otro lado, también quieren poner de manifiesto que como profesionales sanitarios se les ha puesto en situación de una exposición a contraer la enfermedad, por falta de las medidas adecuadas de protección, "que no debería de volver a repetirse", concluyen.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído