Hosteleros frente a una apertura imposible: "Cuando abramos, que el local se asemeje a un bar"

El presidente de Horeca, Antonio De María, duda que alguien abra con el 30% de su capacidad. El empresario Manuel Martínez pide que no usen de "conejillo de indias" al sector

Manuel Martínez (derecha) junto a su equipo de cocina. FOTO: CLAUDIA GONZÁLEZ ROMERO.
Manuel Martínez (derecha) junto a su equipo de cocina. FOTO: CLAUDIA GONZÁLEZ ROMERO.

El plan de desescalada del Gobierno abre la puerta a que el próximo 11 de mayo las terrazas puedan abrir sus puertas. Eso sí, con unas condiciones que el sector ve completamente inviables para que los negocios sean rentables. El presidente de Horeca Cádiz, Antonio de María, ha valorado las medidas tomadas por el Gobierno en relación a la desescalada por fases, en las que la hostelería podrá ir recuperando la actividad paulatinamente, y ha señalado que "no se ha hablado con el sector y el problema es que estas decisiones se han tomado en los despachos, y los despachos difícilmente coinciden con la realidad de la calle y del día a día".

En declaraciones a Europa Press, De María ha explicado que a partir del día 4 la hostelería realizará labores de venta a domicilio pero "se desconoce si también se podrá recoger la comida en los propios establecimientos", algo que para el presidente de Horeca "sería lógico siempre y cuando se recoja desde la calle y no haya que meter a gente dentro del local". "Eso deberían autorizarlo", ha apuntado.

En relación a las medidas que se establecen a partir del día 11, cuando podrán abrir aquellos establecimientos que tengan terraza pero con un 30% de su capacidad, De María ha especificado que "se desconoce si se refiere al número de comensales o al número de mesas". "No es lo mismo tres mesas que 12 personas", ha recalcado. En este sentido, el representante de los hosteleros gaditanos ha puesto en duda "que alguien vaya a abrir una terraza con el 30% de la capacidad, sean personas o mesas", ya que "hay terrazas de tres o de seis mesas".

Por citar un caso concreto, el presentador y empresario Manuel Martínez, dueño del chiringuito La Manuela, en la playa de Las Tres Piedras (Chipiona), aseguraba en su cuenta de Facebook: "Hoy me han ofrecido un contador digital para el aforo del local, unas mamparas, un túnel de temperatura, una máquina de ozono, un curso post Covid para cocina, unas caretas de protección... Respeto mucho que se quiera hacer negocio, pero los restaurantes y locales no vamos a salir de esta crisis con dinero, sino con pérdidas, incluso el cierre de muchos. Junto a mi casa hay una obra con unos 50 obreros y no veo nada de eso. Es el sector hostelero diferente?, pues quizás sí por muchos motivos".

"Por la salud de los clientes y trabajadores no abriremos hasta que todo esté claro y las medidas sean correctas. ¿Te imaginas abrir tu negocio y que se contagie un trabajador o un cliente? Tendríamos que cerrar y tendríamos la empresa estigmatizada para siempre", ha afirmado, al tiempo que ha asegurado: "En estos momentos de desesperación hay que esperar y no ser conejillo de indias. Me dolería ver a un compañero criticado por una foto o vídeo en redes sociales porque hay más de cuatro en una mesa o por hacer las cosas mal por falta de información. Vamos a esperar un poquito y cuando abramos que se asemeje el local a un bar. Con sus risas, su alegría, con la libertad que se tiene en el único sitio donde te sientes como en casa".

Abrir hoteles sin movimiento entre provincias

El sector hotelero andaluz, por su parte, ha señalado este jueves que ve "imposible" abrir sus establecimientos el próximo 11 de mayo, según las medidas que contempla el plan de desescalada del Gobierno central, pero ha hecho un llamamiento a la positividad confiando en que se pueda salvar "parte" de la temporada de este próximo verano.

Así lo ha expresado en Canal Sur Radio el responsable de turismo de la Confederación de Empresarios de Andalucía (CEA) y hotelero, Miguel Sánchez, quien ha subrayado que los establecimientos hoteleros son únicamente una parte necesaria para activar la industria turística andaluza. Así, ha visto "imposible" su reapertura ante la falta de clientes.

Igualmente, ha puesto de relieve el protocolo sanitario necesario apuntando que se necesitarían "semanas" para poder cumplir las pautas que recoge. Junto a ello, ha manifestado que el sector pedía la ampliación de los expedientes de regulación de empleo (ERTE), que finalmente no ha sido recogido en el plan del Ejecutivo, por lo que ligado al aforo del 30 por ciento o la prohibición del uso de zonas comunes, ha previsto, será difícil la reapertura.

Para la vuelta a la normalidad, los hoteleros han reclamado facilidad en la movilidad nacional o la flexibilización de ERTE para poder así "abrir con garantías de sanidad y con ocupaciones que nos permitan asumir parte de los gastos". En este sentido, Miguel Sánchez ha reconocido que pese a que va a haber un descenso del consumo que afectará al tema vacacional, "hay margen para no perder el verano de 2020".

"Si el contagio se va reduciendo, vamos creando seguridad y confianza al usuario, parte de la temporada podemos salvarla", ha insistido reclamando a su vez "mensajes reales y seguros" porque "lo más importante es nuestra calidad y la reputación del turismo en Andalucía". Así, ha informado de que este próximo martes se celebrará el Consejo de Turismo de la CEA con once sectores turísticos, donde se analizarán temas pendientes sobre salud o hacienda, entre otros, y posteriormente se abordarán con las administraciones.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído