En marcha una investigación sobre el sacrificio de miles de animales sanos en los aeropuertos

Pacma, a raíz del caso Luno, solicitará cuentas al Gobierno sobre la cantidad de animales que podrían estar siendo sacrificados o devueltos a sus países sin garantía de bienesta

Luno, un perro que viajaba con su dueña a Madrid desde Costa Rica quedó atrapado por más de tres semanas en las aduanas del aeropuerto Adolfo Suárez Madrid Barajas
Luno, un perro que viajaba con su dueña a Madrid desde Costa Rica quedó atrapado por más de tres semanas en las aduanas del aeropuerto Adolfo Suárez Madrid Barajas

El equipo legal del Partido Animalista Pacma, solicitará, a raíz del caso Luno, cuentas al Gobierno sobre la cantidad de animales que podrían estar siendo sacrificados o devueltos a sus países sin garantía de bienestar en los Puestos de Inspección Fronterizos de los aeropuertos españoles a raíz de una presunta aplicación errónea de la normativa europea.

El 13 de marzo de 2022, Luno, un perro que viajaba con su dueña a Madrid desde Costa Rica quedó atrapado por más de tres semanas en las aduanas del aeropuerto Adolfo Suárez Madrid Barajas al carecer de microchip que permitiese garantizar la vacunación antirrábica en origen que aportó su responsable. A día de hoy, sigue retenido indefinidamente en una perrera autonómica a la espera de juicio.

Su caso ha urdido una investigación de la normativa y procedimientos legales que podría sacar a la luz la posible existencia de un número indeterminado de "Lunos"; animales sanos con problemas de documentación que estarían siendo silenciosamente sacrificados en aeropuertos españoles con autorización de sus titulares al no ofrecerse, por parte de los Puestos de Inspección Fronterizos (PIF) dependientes del Ministerio de Agricultura, posibilidad alguna de cuarentena para subsanar la situación.

Cuando se dan este tipo de situaciones, el equipo legal de Pacma explica que el Reglamento (UE) nº 576/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo proporciona tres soluciones que los responsables de aduanas deben trasladar al propietario: a) reexpedición del animal al país de origen; b) aislamiento (con la subsanación para regularizar la situación sanitaria bajo cuarentena) y, por último, c) sacrificio.

Sin embargo, el Código Penal español detalla, en su artículo 337, que provocar la muerte a un animal sano es un delito. Según el Partido Animalista, este simple hecho ya debería significar que la tercera y última de las 3 opciones del reglamento europeo no fuese viable en nuestro país, pudiendo ofrecerse únicamente la cuarentena o la reexpedición, algo que tampoco se respetó en el caso de Luno.

Según la investigación realizada por expertos de la formación política animalista, en los aeropuertos españoles no solo se estaría ofreciendo la opción de sacrificio (para aquellos propietarios que no quisieran reexpedir a sus animales), sino que no se estaría informando debidamente a los usuarios de la posibilidad de realizar una cuarentena para subsanar la situación y asegurar la entrada legal del animal al país.

Sobre el autor:

WhatsApp Image 2021 10 18 at 21.02.22

L. Velázquez

Natural de Sanlúcar de Barrameda, estudió periodismo en la Universidad Complutense de Madrid. Aprendió el oficio entre las paredes de la redacción de Europa Press y luego pasó a seguir creciendo en el diario Público. Especializada en temas de feminismo, migración y fake news, cree en un periodismo comprometida con el derecho a una información veraz a través del respeto de testimonios, las fuentes y la empatía.

… saber más sobre el autor

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído