Bomberos de La Línea, en 'territorio comanche': "No podemos entender el placer de hacernos daño"

Efectivos de emergencias lamentan las condiciones de trabajo en los disturbios de La Atunara. Los Bomberos acudían a sofocar incendios provocados y les tiraban piedras y huevos

Tensión en La Línea, ante la oleada de disturbios y vandalismo en La Atunara. BOMBEROS DE LA LÍNEA
Tensión en La Línea, ante la oleada de disturbios y vandalismo en La Atunara. BOMBEROS DE LA LÍNEA

La marginalidad, el hartazgo, la frustración, la exclusión, vivir del trapicheo, del narco... el alcalde de La Línea, Juan Franco, visiblemente desbordado por los acontecimientos, ha admitido sentir una "vergüenza tremenda" por los sucesos de la barriada de La Atunara y ha apelado a actuar en el trasfondo social que podría de alguna manera explicar los disturbios, la guerrilla urbana... Todo ocurrió tras ahogarse dos presuntos implicados en las redes del narcotráfico de esta población del Campo de Gibraltar, un supuesto bulo sobre la omisión de socorro de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, y un estallido social que difícilmente ha sido contenido hasta ahora. Quienes menos culpa tienen, vuelven a pagar: los propios linenses, gente honrada y decente en su mayoría, y los propios efectivos de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, y de emergencias. 

Los Bomberos de La Línea, en este sentido, han dicho basta, emitiendo un comunicado en su muro de Facebook donde no solo lamentan los incidentes, sino que exponen su penosa situación al ir apagar los incendios provocados. "Podemos entender muchos comportamientos del ser humano pero nunca podremos entender el placer de hacer daño, eso es lo que hemos vivido esta noche los Bomberos de La Línea. El imprevisible hecho de querer hacer daño a quien quiere ayudar".

Situación irrespirable en La Línea, en una imagen de Bomberos, esta pasada madrugada.
Situación irrespirable en La Línea, en una imagen de Bomberos, esta pasada madrugada.

"Nos hemos visto en situaciones difíciles y estamos acostumbrados, pero esas situaciones tienen una explicación, un accidente, un descuido, algo fortuito... pero ¿la intencionalidad de provocar incendios para que cuando acudamos a sofocarlos quieran hacernos daño? Nunca lo podremos digerir y da un síntoma claro de la deshumanizacion de dichos seres, que son capaces de empatizar por la pérdida de dos personas en la mar, pero no de emparizan con otras personas que arriesgamos la vida por protegerles".

"Nosotros estamos acostumbrados a ver apagarse una vida, y sin conocer a los sufridos finados sentimos pena, tristeza y angustia por ellos, algunos de este parque conocíamos a las personas que perdieron la vida ayer en la mar y sentimos su pérdida, y entendemos la pena que acompaña en estos momentos a sus familiares, pero no tiene solución, por eso no entenderemos nunca que se soluciona quemando vehículos de personas desconocidas que quizás estén pagando una letra y trabajen duro cada día para poder pagarlas, no se soluciona nada creando un gasto ingente al Ayuntamiento por el mobiliario quemado, las señales rotas, los árboles quemados, no se soluciona nada apedreandonos a los Bomberos, ni a los agentes de policía, no soluciona nada amenazarnos por ir a apagar un contenedor, ni tampoco lo soluciona nada tirarnos huevos a escondidas desde las ventanas, solo indica que hay gente pobre del corazón".

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído