Una "foto de fotos" en el Hospital de Valme: homenaje a más de 4.000 sanitarios

Uno de sus enfermeros y también fotógrafo, José Manuel Andrade, comenzó a realizar retratos de sus compañeros de UCI con mensajes motivadores de los mismos. El 'collage' total ha acabado en fotomural en el complejo sevillano del SAS

Una "foto de fotos" en el Hospital de Valme: homenaje a más de 4.000 sanitarios
Una "foto de fotos" en el Hospital de Valme: homenaje a más de 4.000 sanitarios

Una "foto de fotos" simboliza el reconocimiento con el que la dirección del Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla agradece públicamente a cada uno de sus más de 4.000 profesionales el "esfuerzo y dedicación permanentes" durante la pandemia.

Se trata de un 'fotomosaico', instalado en el Hospital Universitario de Valme, que se ha construido con la unión de rostros de los profesionales. La iniciativa se ha extrapolado de una original actividad desarrollada al principio de la pandemia en la Unidad de Cuidados Intensivos de este hospital sevillano, informa en una nota de prensa.

Uno de sus enfermeros y también fotógrafo, José Manuel Andrade, comenzó a realizar retratos de sus compañeros de UCI con mensajes motivadores de los mismos. Uno por uno hasta cristalizar en un 'collage' con todo el personal de este servicio clínico.

Sin embargo, al año y medio de esta pandemia, y con el compromiso reforzado y permanente para con el paciente, esta área sanitaria "ha querido agradecer con un gesto simbólico y lleno de contenido el trabajo
diario desarrollado no sólo por sanitarios, sino por la globalidad de profesionales en sus distintos ámbitos de conocimiento y en los centros sanitarios del sur de la provincia".

De ahí que este gran mural sea una muestra de agradecimiento a todo el personal sanitario, de servicios, gestión y administración del Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla. Como subraya la directora gerente
de esta área sanitaria, María Jesús Pareja, "conforma un homenaje a la solidaridad permanente de este colectivo durante más de un año de pandemia".

Al acto organizado para la visualización pública e inauguración del mural ha asistido el delegado del Gobierno de la Junta de Andalucía en Sevilla, Ricardo Sánchez, junto a la delegada territorial de Salud y
Familias en Sevilla, Regina Serrano. Ambos acompañados por la directora gerente del Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla y su equipo directivo, con la asistencia de los profesionales de la Unidad de
Cuidados Intensivos impulsores de esta original iniciativa.

Enfermeras con alas de ángel

El diseño del mosaico está definido por la figura de una enfermera con alas de ángel cargada de simbología. La elección de este perfil profesional responde al rol principal en el cuidado de los pacientes y
cercanía con el paciente; máxime cuando la pandemia ha obligado a restringir el acompañamiento por parte de la familia.

Precisamente, las alas de ángel aluden al aspecto metafórico que algunas religiones le conceden para proteger, sanar y enseñar. En este caso, brindando la mayor calidad asistencial en el proceso de salud y hasta el acompañamiento en los últimos momentos de vida marcado por las
restricciones de seguridad Covid.

La modelo que ha prestado su imagen para la foto principal es una enfermera de la UCI del Valme, María de los Ángeles Risco. Junto a ella ha colaborado en el área artística también otra enfermera de Intensivos del hospital sevillano: Amparo Castillo.

El mural, cuyas medidas corresponden a 3 metros de ancho por 2 de alto, luce en un lugar accesible y de paso tanto de profesionales, pacientes y familiares en la planta baja de este centro hospitalario tras cruzar el hall principal.

Ubicación relevante para dos rostros especiales

En total son 1.200 retratos de profesionales los que unidos uno a uno componen la silueta y el contenido de la foto principal del mosaico. Una enfermera creada con fotos de médicos, enfermeros, auxiliares de
enfermería, técnicos, celadores, informáticos, limpiadoras, administrativos, personal de gestión, mantenimiento y equipo directivo.

Sin embargo, hay dos rostros a los cuales este reconocimiento les dedica un cariño eterno. Se trata de las dos pérdidas producidas entre las filas del Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla en lo que va de
pandemia. En diciembre de 2020, fallecía María del Carmen Carrasco, matrona de atención primaria en el centro de salud Nuestra Señora del Castillo de Lebrija, de 62 años de edad.

En enero de 2021 falleció Fernando Caba, de 66 años de edad, jefe de sección del servicio de Anestesiología de este servicio clínico. Ambos hicieron frente a una larga lucha por superar las complicaciones derivadas del virus.

"El homenaje a los compañeros fallecidos incluye su foto en la rosa que sostiene la modelo al lado del corazón. Además, al objeto de otorgarles más visibilidad, se ha disminuido la opacidad en ambos retratos", concluye la nota de prensa.

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído