Moreno se reúne con los presidentes de diputaciones y les prohíbe atender a los medios en San Telmo

Medio año después de comenzar la pandemia, el presidente de la Junta atiende a los responsables de las instituciones provinciales en un encuentro que consideran "decepcionante"

Irene García atiende a los medios a las puertas de San Telmo, este pasado martes.
Irene García atiende a los medios a las puertas de San Telmo, este pasado martes.

Medio año después de arrancar la pandemia, la alerta sanitaria más grave que sufre el país en los últimos cien años, el presidente de la Junta de Andalucía, Juan Manuel Moreno Bonilla (PP), recibió este pasado martes por la tarde en San Telmo a los presidentes de las diputaciones provinciales andaluzas, que llevaban más de mes y medio de peticiones continuadas de reuniones para coordinar las actuaciones de urgencia motivadas precisamente por la covid.

Al encuentro asistieron los representantes de las ocho instituciones provinciales andaluzas, todas ellas gobernadas por socialistas salvo las de Málaga y Almería, presididas por el PP, y si hubiera que resumir el sentir de los convocados, nada más simbólico que el gesto del presidente autonómico de no dejarles comparecer ante los medios para valorar cómo había ido la reunión en el interior de San Telmo. Finalmente, tuvieron que hacerlo en la calle. "En primer lugar, pedirles disculpas por atenderles aquí, en las puertas del Palacio de San Telmo, ha sido imposible que esta comparecencia hayamos podido hacerla dentro", se disculpaba Francisco Reyes, el presidente de la Diputación de Jaén, ante la prensa, quien también lamentaba que el encuentro se haya celebrado "casi seis meses después del inicio de la pandemia".

La secretaria general del PSOE-A, Susana Díaz, escribió por la noche en su cuenta de Twitter: "Transmito al presidente de la Junta la decepción que ocasiona su decisión de impedir que presidentes de diputaciones andaluzas atiendan a los medios de comunicación en San Telmo. Esta postura tan negativa lo aleja de algo fundamental como es la colaboración interinstitucional".

En general, todos los presidentes (los socialistas, claro) han pedido respeto, lealtad institucional y recursos para afrontar la emergencia sanitaria. Para Fernando Rodríguez Villalobos, presidente de la Diputación de Sevilla y de la Federación Andaluza de Municipios y Provincias (FAMP), hacen falta por parte de la Junta "más medios y financiación para el inicio del curso escolar, el refuerzo del servicio de ayuda a domicilio, la apertura de los centros de salud de Atención Primaria y la puesta en marcha de nuevos planes de empleo para afrontar las consecuencias de la pandemia".

Como ejemplo, ha advertido de que "actualmente nos encontramos en una situación excepcional donde se han dictado unas recomendaciones extraordinarias de carácter sanitario desde la Consejería de Salud, que exceden del ámbito de la normalidad y requieren un refuerzo extraordinario de las tareas de limpieza y sin previsión de una dotación presupuestaria adecuada".

En esa línea, ha apuntado que "se sobrepasa sin dudas el posible ámbito obligacional de los gobiernos locales para atender sus competencias propias y, si eso ocurre, la nueva competencia tiene que venir acompañada de financiación como prevé el artículo 25 de la Ley 5/2010, de 11 de junio, de Autonomía Local de Andalucía (Laula)", según ha agregado.

Foto de familia antes del encuentro. FOTO: JUNTA

Irene García, presidenta de la Diputación de Cádiz, ha trasladado por su parte la "decepción y frustración" de los presidentes socialistas de diputación por el desarrollo de la reunión que, según ha querido dejar claro, "se produce por una petición" de los propios dirigentes provinciales "a través de una convocatoria solicitada por el presidente de la Federación Andaluza de Municipios y Provincias (FAMP), y también por el presidente de la Comisión de Diputaciones Provinciales de Andalucía, hace prácticamente 50 días.

Según ha añadido, entre los objetivos por los que habían solicitado esa reunión figuraban, "en primer lugar, hablar del inicio del curso" escolar, así como "de lo que está ocurriendo en los centros sanitarios, especialmente en la Atención Primaria, que es donde nos consta que hay un retraso importante y una queja generalizada en virtud de cómo está funcionando Salud Responde", según ha apostillado.

Sin embargo, la presidenta de la Diputación de Cádiz ha expresado "decepción" porque "el encuentro está sirviendo para poco o para nada", si bien ha señalado que los mandatarios provinciales han trasladado a Moreno "nuestra voluntad de seguir tendiendo la mano" en nombre de los municipios y las diputaciones provinciales andaluzas. "Ninguno de los municipios vamos a dejar de atender nuestras propias responsabilidades desde el punto de vista de cumplir con cada uno de los servicios públicos", ha recalcado, para solicitar a Moreno que es "obligatorio que haya una mejor coordinación", así como "la exigencia de participar en una suficiencia financiera para el desarrollo de las competencias que tienen que desarrollar todos los ayuntamientos" en esos momentos.

Otro momento de la atención de presidentes socialistas a los medios, en plena calle.

Marín hará de enlace a partir de ahora

En cuanto a la valoración del encuentro por parte de Moreno Bonilla, ha dicho se ha tratado de "una reunión sincera para buscar soluciones entre todos a una situación insólita que nos exige estar y actuar más unidos que nunca". Al tiempo, ha asegurado que es necesario que haya intercambio de información entre las distintas instituciones, ha dicho que dará instrucciones a las delegaciones para que mantengan más reuniones de coordinación con las diputaciones y con las capitales de provincia.

Asimismo, ha manifestado que será el vicepresidente del Gobierno andaluz y responsable de Administración Local, Juan Marín, el que mantenga reuniones de forma periódica para que las diputaciones le puedan trasladar los distintos asuntos que consideren oportunos debatir con un orden del día establecido para que, de este modo, se puedan abordar las distintas cuestiones.

"Estudiaremos todas las reivindicaciones que nos habéis trasladado para intentar buscarle solución. Queremos que las cosas funcionen lo mejor posible; tenemos que hacer entre todos un esfuerzo para salir de esta situación lo antes posible. Es importante que nos ayudemos todos porque vienen unos años complejos en los que va a coincidir una crisis económica y social de importantes magnitudes y de esta situación solo salimos si lo hacemos juntos", ha sentenciado.

Alineados con su partido, el presidente de la Diputación de Málaga, Francisco Salado (PP), ha valorado como "altamente positiva", mientras que su homólogo en Almería, Javier A. García (PP), ha agradecido "el compromiso, la disposición y la lealtad" de Moreno Bonilla con la provincia y con cada uno de sus municipios.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído