El audio de Juan Marín dinamita la negociación del Presupuesto: la Junta asume que es "muy difícil" el acuerdo

Juan Bravo y Elías Bendodo han intentado salvar, sin mucho éxito, las negociaciones para los presupuestos de 2022 después de que se hiciera público un audio del vicepresidente diciendo que sería “estúpido” aprobar las cuentas en año electoral y que, poco después, el PSOE anunciara el fin de las reuniones

El consejero de la Presidencia de la Junta, Elías Bendodo, y el consejero de Hacienda, Juan Bravo, en rueda de prensa.
El consejero de la Presidencia de la Junta, Elías Bendodo, y el consejero de Hacienda, Juan Bravo, en rueda de prensa.

A la misma hora que Juan Marín afirmaba en una entrevista en Canal Sur que estaba siendo “una mañana normal”, en San Telmo no sabían cómo maquillar las palabras del vicepresidente en el audio filtrado y publicado por la Cadena SER. La mañana estaba preparada para que tanto el Gobierno como el PSOE explicaran la reunión que habían tenido durante la tarde del lunes para seguir avanzando en las negociaciones. Sin embargo, en cuestión de horas, un acuerdo que era difícil se ha convertido en imposible.

Pese a ello, desde la Junta de Andalucía, al menos la parte del Partido Popular, se ha insistido en pedir el apoyo a los diferentes grupos parlamentarios con los que se estaban manteniendo conversaciones en los días previos. “El Gobierno de Andalucía, con una única voz, quiere que haya Presupuestos”, decía Elías Bendodo, portavoz del Ejecutivo. Juan Bravo, consejero de Hacienda, lo complementaba declarando que “nuestro objetivo es que salga”. El objetivo no era otro que neutralizar las declaraciones de Marín en la que afirmaba que aprobar unas cuentas en año electoral era “estúpido”.

Las distintas piruetas discursivas no han camuflado el tono pesimista que en todo momento ha expresado el consejero Bravo. El planteamiento de la comparecencia ya iba encaminado a aceptar la derrota. El titular de Hacienda ha intentado explicar el transcurso de las negociaciones con los diferentes grupos parlamentarios. Con Vox y Unidas Podemos no se ha extendido demasiado. En el caso de los primeros, trasladaron a la consejería que no se veían identificados con las últimas actuaciones del Gobierno. Los segundos directamente se reafirmaban en la enmienda a la totalidad y, por lo tanto, la reunión ni siquiera llegó a celebrarse.

Más tiempo se le ha dedicado en San Telmo al Partido Socialista. Durante las últimas semanas, donde ha habido un constante tira y afloja para poder llegar a acuerdos, el Gobierno andaluz ha presumido de la discreción de las negociaciones. Hoy, Bravo, tras detallar punto a punto las reuniones mantenidas, ha vuelto a presumir de este sigilo. Pero lo ha hecho con un objetivo muy claro, demostrar la voluntad de la Junta de llegar a un acuerdo con la oposición para acabar la legislatura sin sobresaltos. “Es complicado que nos apoye la oposición pero lo estamos intentando”, explicaba Bravo.

Pocas horas antes, Ángeles Férriz, portavoz del grupo socialista, anunciaba que el PSOE se levantaba de las negociaciones porque no querían “formar parte de esta farsa”. No ha quedado muy claro si el consejero de Hacienda estaba al tanto de estas declaraciones, porque en su intervención parecía seguir emplazando a los socialistas a contactos futuros. En cualquier caso, Juan Bravo ha admitido que el acuerdo “se está poniendo muy difícil”.

Por su parte, Elías Bendodo ha intentado desplazar el foco de lo ocurrido hacia los socialistas, “si el PSOE buscaba una excusa para presentar la enmienda, ya la tiene”. El número dos del Partido Popular ha tachado de “casualidad” que el documento sonoro haya salido durante los días en los que se tenían que producir las reuniones definitivas para llegar a un acuerdo. Para el portavoz del Gobierno se trata de una “cortina de humo” para “anteponer los intereses del partido al de los andaluces, como siempre”. Según la Junta, la no aprobación de los presupuestos no tiene nada que ver con la duración de la legislatura, aunque tanto Moreno Bonilla en sus últimas manifestaciones, como Elías Bendodo durante su intervención en San Telmo, han dejado abierta la puerta a modificar la hoja de ruta marcada si el clima parlamentario no es el óptimo.

Dure lo que dure la legislatura, la situación en las próximas semanas para el Gobierno en general y para Juan Marín en particular, no va a ser cómoda. A pesar de su tranquilidad durante la entrevista en Canal Sur y de las habituales excusas sobre el contexto de las declaraciones, tanto Vox como Unidas Podemos no han tardado en solicitar la dimisión del líder de Ciudadanos

Sobre el autor:

Emilio Cabrera.

Emilio Cabrera

Periodista.

… saber más sobre el autor



Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Lo más leído