La Cueva de la Zarzamora: abre la primera postrería de Andalucía

Postres de La Cueva de la Zarzamora en Alcalá de Guadaíra.
Postres de La Cueva de la Zarzamora en Alcalá de Guadaíra.

El municipio sevillano de Alcalá de Guadaíra acogerá el primer restaurante de Andalucía dedicado sólo a los postres. No se trata de una pastelería. Esta iniciativa puesta en marcha por Moisés Romero y Sandra Martín, los dueños de la taberna Cuevas de Anita la de San Miguel, es una postrería que ofrecerá postres de autor servidos en platos especiales con una presentación muy cuidada.

La Cueva de la Zarzamora, que se convertirá en uno de los pocos locales con estas características en el mundo, tiene previsto abrir sus puertas a principios de septiembre en el centro de la ciudad, concretamente  en una casa del siglo XIX.  Los curiosos podrán acercarse a este sitio después de haber comido en otro restaurante para completar el almuerzo o la cena con un toque dulce.

Los naturales de Alcalá, Moisés y Sandra, sorprenderán a los clientes con creaciones de la propia Sandra, una veterana de los postres que lleva trabajando en la hostelería desde los 15 años y ha realizado cursos de especialización para dominar campos como el chocolate o el uso del Isomalt, una de las técnicas de moda en la pastelería.

Sandra preparará con mucha dedicación cada una de las doce propuestas que en un principio ofrecerá la carta, aunque estas irán cambiando y se incluirán postres de temporada basados en los productos del momento. Entre ellas destacan las torrijas que sirven en en las Cuevas de Anita de San Miguel, con pan brioche elaborado por ellos mismos, el risotto de arroz con leche y un bizcocho en tres texturas alternado con varias cremas y con un tostado en su superficie.

A su vez, la postrería también servirá café con una cafetera de 80 años de antigüedad construida con latón y cobre  de la mítica marca Elektra Bella Epoque. A esta bebida imprescindible, se sumarán cócteles y bebidas largas, además de aperitivos como aceitunas o unos quesos seleccionados para acompañar una carta de vinos con la presencia de jereces.

La postrería, situada en la calle Blanca de los Rios,  envolverá a los clientes en una finca de mediados del siglo XIX que acogió unas caballerizas de arrieros donde alojaban a los burros. Este lugar donde se ha instalado el local, presenta las caballerizas recuperadas, un patio con pozo y una antigua cueva que también formarán parte de la estancia.

El establecimiento, que permenecerá abierto de jueves a domingo y festivos de 13:00 a 2:00 horas tras la pandemia, también dispondrá de postres para llevar como tartas para celebraciones.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído