Salud para todos

Francisco Romero

Francisco Romero

Licenciado en Periodismo por la Universidad de Sevilla. Antes de terminar la carrera, empecé mi trayectoria, primero como becario y luego en plantilla, en Diario de Jerez. Con 25 años participé en la fundación de un periódico, El Independiente de Cádiz, que a pesar de su corta trayectoria obtuvo el Premio Andalucía de Periodismo en 2014 por la gran calidad de su suplemento dominical. Desde 2014 escribo en lavozdelsur.es, un periódico digital andaluz del que formé parte de su fundación, y con el que obtuve en 2019 una mención especial del Premio Cádiz de Periodismo.

javierfergo_ctro-salud_03.jpg
javierfergo_ctro-salud_03.jpg

Hoy, 7 de abril, se celebra el Día Mundial de la Salud, vista ésta como un todo, que engloba no solo la salud en sí, sino también la vida saludable, la prevención ante enfermedades.

Hoy, 7 de abril, se celebra el Día Mundial de la Salud, vista ésta como un todo, que engloba no solo la salud en sí, sino también la vida saludable, la prevención ante enfermedades, etc.

Conviene hacer un análisis somero de la salud a nivel mundial ya que estamos en la fecha indicada para ello, y hacer balance sobre lo que el hombre está haciendo por promoverla en todos los rincones del orbe planetario.

Y tras ese análisis, coincidirán conmigo en que, a pesar de los muchos adelantos de la ciencia en pos de la mejora en la calidad de vida de la mayoría de habitantes de la Tierra, quedan muchos capítulos por cerrar, muchos asuntos pendientes que bien pudieran resolverse a poco que los “mandamales” se pusiesen un poco de acuerdo y dejaran la actitud contemplativa del propio ombligo de lado por un tiempo.

Porque siguen muriendo miles de personas por malnutrición. Siguen sin disponer de los recursos necesarios para tener agua potable; siguen existiendo deficiencias en cuestiones básicas de higiene y prevención de contagio de enfermedades.

El tercer mundo sigue sin existir a ojos de los países “civilizados” que piensan que el Día Mundial de la Salud debe ser para ensalzar los valores que ha aportado la OMS a la sociedad actual, obviando que a veces los intereses de esta otrora digna organización se han malvendido a las grandes farmacéuticas, copatrocinando campañas de “pandemias” que dejaron pingües beneficios a determinadas empresas; aún colea el timo de la estampita en forma de Gripe A hace unos años, en las que nos dejamos una millonada en miles de dosis de vacunas que se quedaron sin usar.

Ahora que la economía remonta (o eso nos venden), estaremos atentos a la nueva pandemia que se avecina, porque las grandes empresas del sector farmacéutico no pueden estar dos años seguidos sin que sus directivos puedan visitar las Bahamas o Cayo Coco en un todo incluido.

En España, mientras, hablar de salud es hablar de recortes en Sanidad, de falta de personal, de falta de vacunas en centros de salud, vergonzosas listas de espera  y de salarios irrisorios para unos profesionales que han demostrado ser (dicho por todos) de lo mejorcito que hay en Europa.

Visto el panorama, hay poco que celebrar. Sea como sea, eso sí, lo cortés no quita lo valiente, así que… Salud para todos. 

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído