Maniqueísmo

Paco_Sanchez_Mugica.jpg.200x200_q100_box-190,0,950,760_crop_detail

Paco Sánchez Múgica

Periodista, licenciado en Comunicación por la Universidad de Sevilla, máster de Urbanismo en el IPE. Antes en Grupo Joly (2004-2012), Desde 2014 soy socio fundador y director de lavozdelsur.es. Miembro de número de la Cátedra de Flamencología; colaboro en Guía Repsol; y coordino la comunicación de la Asociación de Festivales Flamencos. Socio de la Federación Española de Periodistas (FAPE).

maniqueismo.jpg
maniqueismo.jpg

Decir que TODO lo que pasa en el mundo es culpa de Occidente da puntos para el carné de super y true izquierdista, ¿no? Muchas veces tengo esa sensación. No deja de ser esto por cierto una versión ramplona y maniquea, pero a la inversa, del concepto Eje del mal o Imperio del mal acuñados por los republicanos estadounidenses. Son tiempos en los que tantos trazan la línea del bien y el mal tan fácilmente, a pesar de que los países cambian de aliados y enemigos continuamente sin disimulo, reparo ni vergüenza, actuando muchos acríticamente de la misma manera, los que antes eran buenos ahora son malos y viceversa.

Se me podrá acusar de tomar una posición equidistante (no quisiera) pero ambas consideraciones, la de Occidente como única civilización (el resto es barbarie) defendida por muchos que aprovechan que el Sena pasa por París para atacar el Islam recurriendo si hace falta a pasajes del Corán (como si no hubiera textos de la Biblia que espantasen) y acusarlo de homofobia y machismo, siendo precisamente personas no especialmente sensibilizadas por combatirlas, sino todo lo contrario y también la de Occidente como mal absoluto, me cansan muchísimo. El recurrente tema de la venta de las armas viene a mi mente, ¿nunca tiene culpa de nada el que las compra y aprieta el gatillo? Está bien que se critique a los que financiaban a criminales para sus intereses, pero también a estos mismos criminales, no pasa nada.

No sé cuánto tiene esta postura de sentimiento de culpa, dedo acusador, superioridad moral o yo qué sé, pero a las gentes progresistas se les debe pedir un mayor espíritu crítico, cuestionarse las cosas y no ser un mero repetidor de consignas ni de defensa de lo "políticamente correcto" en este caso no desde un ámbito ampliamente establecido, sino de una supuesta izquierda de corte más radical. En mi opinión estas personas a las que se les supone deseosas de querer transformar las cosas se equivocan adoptando el papel de tertuliano de Intereconomía pintado de rojo. Mismo maniqueismo y misma simpleza para situaciones complejas de las que generalmente no tienen ni idea, pero que precisamente por eso conviene ser más precavido a la hora de analizar y no basarse en lo que un "conservador de pro o un rojo de pro" TIENE que defender.

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído