antonio_lopez.jpg
antonio_lopez.jpg

Nos da miedo emplear otros adverbios distintos a los que estamos acostumbrados a utilizar y en los que hemos sido entrenados desde niños casi sin darnos cuenta. 

En realidad, el crecimiento personal, el camino terapéutico, consiste en abandonar poco a poco los adverbios y expresiones adverbiales absolutas y cambiarlos por adverbios y expresiones adverbiales relativas. Es decir, en vez de emplear: siempre, totalmente, absolutamente, nunca, todo, nada, sin duda, seguro, por supuesto… comenzar a utilizar: a veces, casi siempre, casi nunca, en cierta medida, de vez en cuando, en ocasiones, en cierto sentido, generalmente, quizás, depende, probablemente…. Ensayar una perspectiva distinta que nos lleva a cuestionarnos las creencias falsas en las que vivimos y sustituirlas o, al menos, flexibilizarlas adoptando una posición menos rígida, menos rocosa, en relación a las verdades y compromisos sobre los que hemos levantado nuestra vida.

Si bien se mira, absolutas, absolutas, lo que se dice absolutas… con un par de creencias nos podemos apañar: no hacer daño (amar), realizarte como persona (trabajar)… y poco más. El resto de hilachas ideológicas o morales te las puedes evitar. Especialmente si éstas excrecencias suponen un sufrimiento añadido y actúan como una cadena que no nos dejan conseguir lo verdaderamente importante: procurar la felicidad (la alegría, la compasión) ajena y la propia.

En ocasiones hemos levantado un andamiaje tan complicado para poder construir no se sabe muy bien qué edificio en el que hemos cifrado nuestra felicidad, que nos pasamos media vida quitando, poniendo, comprando, vendiendo, jurando y perjurando, obedeciendo, mandando, llorando, gritando y esperando…un millón de cosas a cuál más inútil. Sabemos que es así y sabemos, además, que ninguna de ellas nos llevaremos a la tumba.

Pero nos da miedo emplear otros adverbios distintos a los que estamos acostumbrados a utilizar y en los que hemos sido entrenados desde niños casi sin darnos cuenta. Adverbios absolutos, rígidos, inflexibles, que expresan y nos ocasionan no poco sufrimiento.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído