Alicia Negrón.
Alicia Negrón.

Alicia es una enfermera especialista en el ámbito familiar y comunitario. Explica y sigue diciendo en su cuenta de Twitter: "Amo, trabajo, investigo, creo...". Su lema es ojo por ojo y el mundo se quedaría ciego.

Y Alicia, que ha tenido la Covid-19, nos dice en Instagram:

“Hay un momento en el que la esencia de algo se rompe. Normalmente, ese algo, hace tiempo que está sometido a estrés y tensiones que trata de aguantar. Paradójicamente, cuanto más aguanta, cuanto más se es capaz de soportar, más fuerza libera el momento de ruptura. En ese momento, el puzzle del que poseías todas las piezas aparece resuelto ante tus ojos. Las sospechas, los pálpitos e intuiciones. El no querer ver. La aceptación de excusas inciertas y justificaciones peregrinas. Los silencios que envolvían mentiras a gritos. Las pupilas que delataban lo que la boca escondía. El miedo al dolor de las ilusiones rotas. La esperanza perdida. El ego mancillado por haber aceptado dócilmente ser engañado. Ese momento, en que la última astilla se rompe con su crujir característico. Cuántas veces he recompuesto con celo las partes de esa ilusión rota. Quizás, sólo quizás, sea el momento de asumir la ruptura. De caminar hacia un mañana, que ya nunca volverá a ser como fue ayer, y que al fin dejará de ser lo que es hoy. Gracias a quienes me estáis ayudando en este camino”.

Y a partir de este bonito y extenso mensaje, yendo para atrás vamos viendo, cómo llega a estas palabras:

“Día 25. Ayer por la tarde estuve mejor. Bastante dopada cada 4 horas. Hoy no he querido calmantes. Mañana llamaré al centro de salud para intentar hacer una analítica el martes. El resto de síntomas han remitido, solo queda la maldita fiebre y su cortejo. Son los últimos coletazos de un virus cabrón que nos está jodiendo a todos de muy diversas maneras. Hay que estudiarlo por si hubiera otras causas, sí, pero no ocupando una cama de hospital pudiendo hacer los estudios desde AP. Al menos, eso pienso. No me da el cuerpo para leer y contestar los mensajes, aunque cuando voy pudiendo, me reconfortan mucho #todovaasalirbien #enfermera #comunitaria #atencionprimaria #centrodesalud #Fe #Gracias

Y sigue diciendo, yéndonos hacia el principio:

“Día 22, me estoy dando cuenta de que, en estos días, he tenido delirios, situaciones que yo viví y que no han sucedido realmente, alucinaciones. Puede ser por la fiebre, por la medicación. Sea lo que sea, hoy he sentido otra vez miedo y además vergüenza. Estoy agotada, triste, asustada. Entiendo que es poco en la tragedia de otros, y aún así a veces, creo que no voy a poder más. Necesitaba decirlo. Si os he dicho alguna cosa rara estos días, lo siento. Y sigo con fiebre, así que no descarto más rarezas. Gracias a quienes me habéis mandado música en estos días. A veces no la escucho en ese momento, pero me reconforta mucho. Gracias”.

Seguimos y llegamos al día 15:

“Día 15. Ganas de tirar el termómetro por la ventana. Solo me la miro una vez al día, y por obligación. Mucho que aprender de esta experiencia sobre mí misma, el peso de lo que creo en mis certezas y los caminos por recorrer. Gracias a todos por acompañarme. #Agotada”.

Y más aún:

“Centrada en lo positivo. Hoy en el camino de 5 minutos entre el hospital y mi coche, he disfrutado del sol de un día maravilloso, y de las flores. Es cierto que estaban escondidas, tímidas. Pero ahí están, esperando a que esto termine para que las disfrutemos”.

Y llegamos a una reflexión más profunda:

“Tendremos mucho que reflexionar, a nivel humano y a nivel profesional. Gracias compañeros del #hospitalramonycajal #ramonycajal #enfermera #medico #mir #eir #celador #tcae #administrativo #tecnico #paciente #sanidad #sanidadpublica GRACIAS a todos y a todas, y gracias amigas y amigos por vuestro cariño, y vuestros buenos deseos. Os quiero #covid_19 #covid”

Y sigue diciéndonos GRACIAS:

“Gracias. Gracias por los mensajes de afecto, los audios, los vídeos, las canciones,... y especialmente, gracias por el cariño que me trasladáis con ellos”.

Llegamos al día 6 y nos dice:

“Día 6, Hoy no puedo. Gracias por todo el cariño”

Y al día 5:

“Día 5. Quinto día de fiebre entre 38 y 39. Aunque tarde, veo todos vuestros mensajes. Gracias por tanto cariño y por ayudarme cada uno a su manera #Enfermera #Madrid Síntomas #Covid19 #QuedateEnCasa”.

Y llegando a los primeros días, Alicia nos dice:

“#YoMeQuedoEnCasa por obligación, no quieras comprar papeletas de esta lotería. #FrenaLaCurva #FrenarLaCurva es cosa de todos #yoelijoserresponsable #yoelijosalvarvidas porque no sabes qué encontrarás tras la siguiente curva, qué habrá en la siguiente casilla? #Cuidate No salgas de casa, si es necesario que salgas mantén las distancias y extrema la higiene”.

Probablemente, el primer mensaje fue este:

“Las crisis generan estrés en todos los sistemas. También sirven para reflexionar y aprender. Mucho ánimo compañeros y compañeras. Descansad lo que podáis, relajaos, y cuidaros mucho. Solo así podremos cuidar de los demás.#trabajo #asistencia #covid #covid2019 #covid19 #enfermera #salud #sanidad #intelecto #enfermería #ciencia”.

Una historia de una enfermera para quitarse el sombrero, Alicia Negrón, @alicia82mad en Twitter, @alicianegronenf en Instagram, una capacidad increíble, un agradecimiento siempre presente, un estar en todos los momentos, una gran persona de la cabeza a los pies.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído