Verónica Guerrero: "La pandemia no tiene la culpa de todos los males de la escuela pública"

La presidenta de la Flampa de Jerez, una de las federaciones más numerosas de Andalucía, hace balance del curso y traza previsiones del que viene, mientras lucha por sobrevivir a Chipiona en temporada alta y por rebajar el uso del móvil en las vacaciones de sus hijas

Verónica Guerrero posa, en días pasados, en el Mamelón, en Jerez.
Verónica Guerrero posa, en días pasados, en el Mamelón, en Jerez. ESTEBAN

Mucha química para representar a medio centenar de AMPA de Jerez

Nació un 1 de enero de 1975 en el jerezano e histórico barrio de La Asunción. Estudió Ciencias Químicas en Puerto Real, pero hace ya años que aparcó su especialidad profesional para volcarse en la crianza y en la educación de sus dos hijas, una de 15 años, que cursa 1º de Bachillerato, y otra de 14, que está en 3º de ESO. Desde septiembre de 2019 es presidenta de la Federación Local de Asociaciones de Madres y Padres (Flampa) de Jerez, dando el relevo a Geli Sánchez, que hasta entonces canalizaba a través de esta federación la representación de medio centenar de AMPA del municipio.

“Esto es algo engancha”, reconoce Guerrero, que comenzó al frente de la representación de los padres y madres en la guardería de la primera de sus hijas y que, años más tarde, asumió la presidencia del AMPA del Tartessos, “porque se disolvía si no lo pillaba alguien”. De ahí hasta hoy. "Cuando mis hijas dejen el instituto ya me plantearé otra cosa, incluso a nivel profesional. Creo que hay tiempo para todo", asegura en uno de los muchos trayectos que estos días suele hacer con la familia a caballo entre Jerez y Chipiona, donde veranea.

¿Qué nota le pone al curso pasado?

Por parte de la comunidad educativa, desde los docentes hasta el alumnado, familias y personal no docente, matrícula de honor, se han portado de maravilla. Son los que han sacado el curso adelante. Si hablamos de la Administración, políticos, que si instrucciones… imagínate. Y el curso que viene, más de lo mismo. Nosotros hemos aprendido, ellos parece que no aprenden. Ya se sabe, en cuanto al profesorado, que no habrá refuerzos covid. ¿Entonces…? Se ha visto que vinieron muy bien e hicieron mucha falta. ¿Tropezamos otra vez? Han dicho que se intentará la presencialidad, pero si la incidencia aumenta habrá plan b, con los problemas que acarrea. O sea, vamos a peor porque, pese a la experiencia que ya tenemos a las espaldas, se cometerán los mismos fallos.

¿Qué asignaturas se ha llevado Educación para la reválida de septiembre?

Refuerzo covid, aumento de la plantilla de personal no docente, reforzar la limpieza, la ratio, que sigue siendo la misma, y podemos nombrar el plan de bioclimatización, que estamos en las mismas. Llegará otra vez el invierno, abriremos las ventanas, tendremos frío… se va a repetir lo mismo. Estamos a un mes, como quien dice, del comienzo del curso.

¿Llegará a tiempo la vacunación?

Van a empezar a llamar a niños a partir de 12 años y esperemos que tarden poco en llamarles. Los primeros exámenes de recuperación son a primeros de septiembre, por lo que si ya hay alumnados en las aulas, que al menos estén vacunados. Y es de suponer que se agarrarán a la vacunación también de los más pequeños si no van a bajar ratios ni van a haber refuerzos.

¿Siente que este desmantelamiento progresivo de la escuela pública es una batalla perdida?

A ver, perdida no. La esperanza es lo último que se pierde, no me gusta pensar en batalla perdida. Pero que lo tenemos complicado… Hay que seguir saliendo a la calle, protestando para que nos hagan caso. Siempre confiamos en que algo se pueda arreglar. Cuando un cole quiere concentrarse o manifestarse, por lo que sea, les animo, algo van a lograr aunque sea poniéndose media hora al día en la puerta. En general, te desanimas, pero no cuesta trabajo seguir organizándose, hacer pancartas y ruido. Si no, ¿quién nos escucha…? En el caso de la sanidad, por ejemplo, no sé cómo aguantan los sanitarios…

"Llegará otra vez el invierno, abriremos las ventanas, tendremos frío… se va a repetir lo mismo. Estamos a un mes, como quien dice, del comienzo del curso"

¿Qué hace una licenciada en Químicas como usted en un sitio como éste?

Estoy metida en esto desde la guarde de mi primera hija. Mientras no encontraba trabajo, estudiaba Enfermería y tuve una niña. Al final, empecé y empecé, y me iban a haciendo vocal, secretaria, presidenta… te vas enganchando porque esto engancha. Además, siempre me ha gustado participar en todo. Y hacerme de un equipo, porque es verdad que una sola no haces las cosas, necesitas gente afín con la que trabajes bien, a la que animes y empujes. Siempre hay que pensar que cuando te vayas, porque ya tus hijas salgan del instituto, tiene que quedarse alguien.

¿Ha contado a cuántas madres y padres representa?

Uf, un montón. Es que la Flampa defiende a los centros públicos, sean socios o no sean socios. Nos metemos en un montón de cosas y hay mucho por hacer y conocer en los centros educativos.

7Z7A8520
Guerrero, presidenta de la Flampa de Jerez, tras la entrevista.   ESTEBAN

¿En cuántos grupos de WhatsApp relacionados con su puesto está?

No te lo podría decir, tengo un montón. Los intento controlar. Tenemos divididos por distritos, pero luego hay otro de ‘Jerez por lo público’, ‘AMPA comunitarias de la zona Sur’, otros a nivel provincial, de Marea Verde… Pero bueno, más o menos se controlan

¿Y ha estado tentada de salirse de alguno?

Bueno, de alguno me salí. Pero fue al principio del curso pasado, me agobié mucho cuando hubo la controversia de si se mantenían los centros escolares abiertos o no. Fue el momento en el que algunos padres y madres no querían llevar a sus hijos y me agobié mucho. Entiendo que había dos posturas en función de cómo se estuviera viviendo la pandemia, pero la Flampa no representamos a una parte, sino a ambas partes. Fue complicado, nos dejamos aconsejar por familias y, sobre todo, por los directores y directoras de los centros. Lo peor fue el regreso de la Navidad, fue horroroso, y se sabía que iba a pasar al dar rienda suelta. No fue culpa de los centros, que nunca han sido focos de contagio. Yo creo que no hubo que cerrarlos porque, además, hay muchas familias que los necesitan para conciliar, pero cuando en septiembre pasado nos arrojamos al abismo, quizás habría que haber exigido más tener una bajada de ratio y una ventilación en condiciones. En todo caso, no sabías si lo estabas haciendo bien o mal. Ha salido bien, dentro de lo que cabe, pero pudo salir muy mal.

"Las leyes van y vienen, pero lo que realmente importa, los recursos humanos y materiales, no se abordan y eso es primordial"

¿A qué le pone el veto parental de la nueva Ley de Educación?

Es que son demasiadas leyes ya… pero luego la realidad es que hay cosas como bajar la ratio que no se toca nunca. El tema de cómo pasar de curso y cómo se aprueba no lo vemos muy claro… en qué queda el aprendizaje. Creemos que debe de haber un esfuerzo por parte del alumnado, aun teniendo que comprender la situación de cada uno. No se puede ir cada vez a menos. Las leyes van y vienen, pero lo que realmente importa, los recursos humanos y materiales, no se abordan y eso es primordial. Hay cosas tan surrealistas como los errores y arbitrariedades que se están denunciando de las pasadas oposiciones al cuerpo de docentes. Los docentes van al límite, como con el sincronismo y la semipresencialidad, hay un vacío educativo que luego se va a reflejar y no se hace nada. Muchas carencias de la escuela pública no son por el covid, y no son desde hace dos o tres años. La pandemia no es la culpable de todo lo que pasa en la escuela pública de este país, ha potenciado los problemas que ya teníamos.

7Z7A8468
Posado veraniego en la fuente del Mamelón.   ESTEBAN

Uno de los grandes males de la educación son los bajos índices de lectura. Ahora que estamos en verano, ¿qué lectura recomendaría a sus hijas para este verano?

Ellas tienen su propio criterio y mi hija la mayor, por ejemplo, ahora está leyendo a Agatha Christie, que yo la leía en el colegio y me gustaba mucho. También tiene algunos de García Márquez… A la chica, como le gusta el tema del K-Pop, pues también hay libros de eso. En el instituto tienen sus lecturas, las biblioteca del IES Cabellero Bonald está muy bien… En mi caso, me ha encantado el de Agustín García Lázaro, Paisajes con historia en torno a Jerez, que me está haciendo descubrir un montón de cosas que no conocía y me apasiona. Pero claro, el otro gran problema de los niños y adolescentes de hoy son las tabletas y los móviles. Si ya estaban enganchadetes, ahora mucho más.

¿Cómo brega con eso?

Estando como el loro de un pirata, todo el día en el hombro viendo a ver qué hacen. Pero bueno, si en casa hay libros, están al alcance de ellas, y si no leen hoy, lo harán mañana. Siempre me ha gustado regalar libros, aunque a veces los niños te pongan una cara… pero insistes para que, al menos, no sea solo el móvil lo que tengan al alcance.

¿Dónde se olvida de ratios y cierre de unidades en tiempos de covid durante el verano?

En julio y agosto sobrevives, porque está todo lleno de gente, por lo que mis vacaciones ideales son en junio y septiembre. Voy mucho a Chipiona, pero en junio y septiembre. No es lo mismo que la cantidad de gente que se mueve en julio y agosto. Hoy en día hay estrés vacacional, por eso a mí me gusta disfrutar de Chipiona cuando no va nadie y está super tranquilo. 

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído