captura_de_pantalla_2018-02-21_a_las_9.52.12.png
captura_de_pantalla_2018-02-21_a_las_9.52.12.png

Desde el establecimiento hotelero aseguran que solo se trata de un "depósito" recuperable si no hay desperfectos, ya que años atrás tuvieron que tirar colchones al orinarse varios clientes de la misma fundación que los integra.

La Fundación Andaluza para la Integración del Enfermo Mental (Faisem) denuncia que el Hotel Caribe, de Rota, ha querido cobrarle una cantidad adicional a un grupo de 15 personas tras conocer que la reserva era para enfermos mentales. Según recoge Diario de Sevilla, Rosario Mislata, monitora de Faisem y también del taller de salud mental del Ayuntamiento del municipio sevillano de Sanlúcar la Mayor, ha remitido un escrito de queja al gerente del hotel, preguntándole si haría lo mismo si "un huesped alemán, francés, inglés, homosexual, diabético..., ocasiona un daño en sus instalaciones, a los demás de su misma nacionalidad, condición sexual o enfermedad".

Según recoge el rotatito sevillano, Mislata pidió precio para un grupo de 14 personas, sin especificar que se trataba de Faisem, y le respondieron que era de 30 euros al día la media pensión. Tras una segunda llamada días después, desde el hotel preguntaron si la reserva iba a nombre de alguna asociación y al señalar Mislata que se trataba de un taller de Faisem "me dijeron que entonces el precio no es el mismo, que hay que pagar un extra". Desde el hotel aseguran a Diario de Sevilla que años atrás tuvieron a otro grupo de Faisem y que hubo que cambiar algunos colchones porque varios clientes se orinaron, si bien asegura que no se trata de una cantidad adicional, sino de un "depósito" recuperable tras la estancia siempre y cuando no haya daños.

Por su parte, el alcalde de Sanlúcar la Mayor, Raúl Castilla, ha criticado a través de su cuenta de Facebook lo que considera una "indignante, inmoral y lamentable noticia", añadiendo que "sobra decir que, siempre, nuestros alumnos han sido ejemplares y cariñosos con el personal de cada hotel que han pisado (incluso en este mismo donde estuvimos en 2013). El problema profundo es de concienciación y etiquetas". Castilla finaliza considerando que "esta es una discriminación inadmisible que afecta a nuestros vecinos más vulnerables y por tanto a todos nosotros y a nuestra comarca porque tenemos alumnos de todo el Aljarafe. No pararemos hasta conseguir, como mínimo, una disculpa y una rectificación inmediata".

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído