Decenas de migrantes, abandonados a su suerte en ciudades y carreteras tras llegar en los últimos días a la costa gaditana

El colapso del sistema se ha desmoronado en un año en el que se han incrementado las muertes en un 150%. "Este Gobierno se va haciendo lo único que ha sabido hacer con los migrantes: maltratarlos", aseguran desde Pro Derechos Humanos

Una de las últimas oleadas de migrantes llegados a las costas de Cádiz. FOTO: JUAN CARLOS TORO.
Una de las últimas oleadas de migrantes llegados a las costas de Cádiz. FOTO: JUAN CARLOS TORO.

Decenas de migrantes subsaharianos de los cientos que están llegando en las últimas semanas a las costas andaluzas, especialmente a las de Cádiz, han sido liberados en los últimos días por la Policía con el certificado de la devolución en caliente en la mano y dejándoles totalmente abandonados a su suerte. Estas personas vagan en muchos casos por las carreteras de la provincia, después de que apenas hayan pasado horas desde que cruzaron el Estrecho en patera, para arribar en ciudades como Cádiz, Jerez, Algeciras, San Fernando y El Puerto. Organizaciones como la Asociación Pro Derechos Humanos de Andalucía y Cardijn han denunciado la falta de previsión de la Subdelegación del Gobierno en Cádiz y el colapso que están sufriendo los Centro de Internamiento de Extranjeros (CIE) de Algeciras y Tarifa, "totalmente desbordados". Como ha señalado Rafael Lara, presidente de APDH en la provincia, "ha habido casos que han soltado a los migrantes a las puertas de la Comisaría de San Fernando y les has indicado que se vayan andando a Cádiz a que sean atendidos por la Asociación Cardijn, cosa que han hecho".

"Todos los dispositivos que tiene puesto el Gobierno para la detención e identificación, e iniciación del proceso de expulsión, se han desmoronado, es un caos y los CIE no tienen capacidad de absorber a más gente", explica Lara en conversación con lavozdelsur.es. Y añade: "Esto está sucediendo en todas las grandes ciudades de la provincia porque la política que se sigue es la de encierro y expulsión, un proceso que puede durar un mes o quince días, dependiendo de la dificultad de contactar con el país de origen y articular los vuelos de repatriación. Ahora mismo con esta oleada no hay capacidad para eso y como no hay otra respuesta más que la represiva, no hay tampoco respuesta de acogida humanitaria para estos flujos migratorios. Los llevan a las comisarías de la provincia y los liberan solo con la orden y la información más escasa, con una mano delante y la otra detrás".

Moussa, perdido en el centro de Jerez

En Jerez, los representantes de Izquierda Unida en el municipio, Raúl Ruiz Berdejo y Ana Fernández, se toparon este pasado jueves con esta alarma social en pleno centro de la ciudad, justo antes de acceder al pleno que iba a tener lugar el Ayuntamiento. "De casualidad, antes del pleno, nos encontramos con un migrante deambulando por la plaza de la Yerba, preguntando por los servicios sociales y por la plaza del Arenal, en un español casi ininteligible, pero pudimos hablar con él en francés y nos contó que había llegado en patera a Tarifa la noche antes y que la Policía a las once de la noche lo soltó con el certificado de la devolución en caliente en la mano". Moussa, que así se llama este migrante subsahariano, tuvo que dormir en la calle antes de llegar a Jerez, donde al fin logró ayuda para contactar con Accem y tratar de llegar a Barcelona en tren, donde reside un familiar.

Rafael Lara recuerda que "ya advertimos el año pasado que esto iba a ocurrir —los flujos se incrementaron por tres en 2017 y la previsión era mantenerse este año— y el Gobierno, en cambio, no tiene respuesta. Este Gobierno del PP se va haciendo lo único que ha sabido hacer con los migrantes: maltratarlos". "Este año se han multiplicado las muertes en un 150% hasta principios de mayo y habrá muchas más porque se están usando los medios más inverosímiles y peligrosos", agrega, antes de reclamar al nuevo Ejecutivo de Pedro Sánchez que "cambie de rumbo" en la política migratoria, garantizando que las vías de acceso a España "sean seguras y no supongan un riesgo de muerte", y proporcionando "un trato acorde a los Derechos Humanos a los migrantes que logran llegar a nuestro territorio".

Subsaharianos caminando por el arcén de la CA-33 a la altura de Matagorda

La situación es tan extrema que varias personas que transitaban por la carretera CA-33 a la altura de Torregorda han informado este mismo viernes a APDH como máss personas subsaharianas andaban por el arcén de la carretera con destino Cádiz. En este sentido, la organización no gubernamental ha querido reconocer el espíritu solidario de la asociación Cardijn, en Cádiz, a pesar de contar con recursos limitados y un centro saturado. Estas personas también fueron atendidas por Ayuntamiento de El Puerto de Santa María por lo que solicitamos al Ayuntamiento de Cádiz que se ponga a su disposición. Precisamente el alcalde de El Puerto de Santa María, David de la Encina (PSOE), ha lamentado este viernes que el Ayuntamiento portuense haya tenido que acoger "de manera improvisada" a los migrantes liberados en la Comisaría de la Policía Nacional, al "no ser informados por la Subdelegación del Gobierno".

En declaraciones a los periodistas, ha explicado que en torno a unos 20 migrantes de origen subsahariano, "que han estado detenidos tres días en la comisaría de la Policía, y que tras agotar el plazo máximo de detención, han sido puesto en libertad y han estado deambulando por la ciudad" han sido instalados en el Polideportivo 'Ramón Velázquez', en el caso de los hombres, y en una casa de acogida de la Asociación Anides, en el caso de las mujeres. "Como institución cercana y responsable y sin comunicación previa por parte de la Subdelegación nos hemos tenido que hacer cargo de la ayuda humanitaria, en colaboración con entidades sociales y Protección Civil, que han actuado de manera desinteresada", ha detallado el primer edil.

"Lo hemos tenido que hacer de manera improvisada al no tener información previa y unos medios económicos o materiales del Estado para minimizar esta improvisación que es lamentable en todos los sentidos", ha abundado De la Encina. De otro lado, fuentes municipales han indicado a Europa Press que cuatro mujeres migrantes se encuentran desaparecidas tras ser puestas en libertad por parte de la Policía.

Cádiz: “Una vez más somos los ayuntamientos quienes damos un paso al frente”

El Ayuntamiento de Cádiz, a todo esto, ha ofrecido las instalaciones del centro Elcano para el alojamiento de los inmigrantes que llegaron este pasado jueves andando hasta las instalaciones de Cardijn, después de que el Gobierno central haya decidido liberar grupos de extranjeros sin tipo de apoyo por parte de las ONG. La concejala de Asuntos Sociales, Ana Fernández, ha calificado de “inadmisible” que el Gobierno siga “realizando una dejación brutal de sus funciones en el ámbito de la inmigración y que de modo propio, sin previa coordinación con las organizaciones que trabajan con las personas inmigrantes, haya decidido ir liberando grupos de extranjeros sin ofrecer ningún tipo de alternativas”.

Fernández ha señalado que “en la tarde de ayer (por el jueves), un grupo compuesto por 12 personas acudió hasta las instalaciones de la asociación Cardijn buscando un sitio donde quedarse después de verse en la calle”. “12 personas que forman parte de un grupo mayor compuesto por 70 que fueron rescatados en el Estrecho, trasladados al puerto de Tarifa y repartidos por diferentes comisarias y que fueron puestos en libertad, sin dinero y sin conocer el idioma, abandonándolos a su suerte”, ha añadido la edil. Para Ana Fernández, “es inhumano que el Gobierno sea capaz de dejar a su suerte a personas que se han jugado la vida en busca de un futuro. Es inhumano que 12 jóvenes tengan que caminar durante 12 kilómetros”.

A juicio de la concejala, “esto es fruto de las políticas migratorias racista de un Gobierno a cargo del Partido Popular que, primero coloca concertinas en la frontera, y luego persigue o deja a estar personas a su suerte sin el más mínimo interés por la integración”. “Una vez más somos los ayuntamientos quienes damos un paso al frente”, ha subrayado Fernández, “asumiendo competencias que no son nuestras y que asumimos por responsabilidad moral”. Así, “desde esta misma mañana nos hemos puesto en contacto con Cruz Roja y con Cardijn para ponernos a su disposición y colaborar en lo que haga falta”. De este modo hemos ofrecido las instalaciones de Elcano para el alojamiento de estas personas de forma temporal.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído