aves_insectivoras.jpg
aves_insectivoras.jpg

Vigilantes medioambientales encontraron una docena de pájaros atrapados en esta trampa, y solo pudieron soltar a un ejemplar que había sobrevivido.

Los vigilantes medioambientales, adscritos a la Delegación de Medio Ambiente, requisaron y desmontaron este pasado domingo en el parque periurbano de Santa Teresa una red de caza de aves insectívoras colocada por cazadores furtivos. Encontraron una docena aves de distintas especies atrapadas en esta fina red, denominada red fantasma, y solo pudieron soltar a uno que había sobrevivido.

Los vigilantes recibieron aviso de la presencia de cazadores furtivos dentro del parque periurbano, y se personaron en el lugar donde inspeccionaron las zonas mas densas de vegetación, hasta dar con una red fantasma de caza de aves insectívoras de unos 10 o 12 metros de larga, y una altura de 2 metros colocada en una acequia junto a los viveros. La red tenía capturados más de 12 pájaros de diferentes especies como verdecillo, papamoscas, mosquitero, jilguero, colibrí, chamarín, etcétera.

Los infractores o cazadores furtivos no fueron localizados después de un minucioso rastreo por las diferentes zonas del parque. Los vigilantes contaron con la colaboración de una dotación de la Policía Local, a quien dieron aviso una vez que fueron alertados de la presencia de cazadores en el parque. La dotación de la Policía Local tomó nota para remitir un informe a la Delegación de Medio Ambiente. Los vigilantes requisaron y desmontaron la red de caza que trasladaron a sus a dependencias policiales con otras artes que a lo largo del tiempo se han ido localizando y retirando.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído