teseo
teseo

Detalles y curiosidades sobre la arquitectura de este emblemático edificio.

La casa-palacio de Riquelme es, a buen seguro, una de las obras clave de la arquitectura renacentista en la ciudad de Jerez. Ubicada en la Plaza del Mercado, es también, lamentablemente, un monumento a la desidia y al abandono de lo mejor de nuestro patrimonio. Su rica y valiosa fachada, pese a su mal estado de conservación y su preocupante deterioro es, todavía, una hermosa lección de historia del arte en la que abundan los elementos de la iconografía propia de otras obras del Renacimiento.

De esta singular edificación y de su importancia (y también de sus primeros signos de deterioro ya en el último tercio del siglo XVIII), nos habla el ilustrado Antonio Ponz en su Viaje a España (1772), quien nos aporta una primera interpretación de los elementos más notables de su fachada: “Hay una casa antigua que hace frente a la plaza del Mercado, y pertenece, según me dijeron, a Don Pedro Riquelme; se conoce que en lo interior está desfigurada, o no se hubo de acabar; pero se conserva la portada del estilo de Berruguete, anterior al tiempo en que se hicieron las casas de cabildo. Consta de cuatro columnas en el primer cuerpo, revestidas las jambas y friso de la puerta con cabecillas, animalejos ideales y otras labores. Tiene un segundo cuerpo más pequeño con semejantes ornatos, y a los lados dos figuras, al parecer representativas de Hércules en acción de dar a un león con las mazas que tiene en las manos”.

Desde entonces mucho se ha escrito de los aspectos más relevantes de esta casa-palacio, para lo que remitimos al lector interesado a los trabajos de Esperanza de los Ríos, Julia López Campuzano o Ricarda López y Rosa María Toribio, entre otros. Sobre la historia de su construcción y sus posibles autores resulta de obligada lectura la investigación realizada por Natividad Guzmán y Cristóbal Orellana a la que acompañan de un interesante apéndice documental. Para la interpretación iconológica de los elementos y figuras que aparecen en su fachada, además de los trabajos anteriores, resulta imprescindible el estudio realizado por el profesor Antonio Aguayo Cobo, uno de los más completos, del que hemos tomado el esquema inconográfico de la fachada. Por último, y a modo de síntesis, el lector curioso encontrará en el informe elaborado por Mª C. Andújar Gallego para el expediente de declaración de BIC, los datos más destacados de esta singular obra de la arquitectura renacentista jerezana.

Y junto a todo ello, y para facilitar el “recorrido” detenido por la fachada de la casa-palacio de Riquelme, para apreciar todos sus más pequeños detalles, resultará de gran interés “pasear” detenidamente por esta “gigafoto” que hoy publicamos que nos ha sido facilitada amablemente por sus autores Jorge Brea, Sonia Santos, Eloy de la Cruz y Noelia Alconchel, alumnos de Laboratorio de Imagen del IES La Granja de Jerez. Para su composición han realizado 318 instantáneas tomadas en dos horas y montadas y procesadas digitalmente en un laborioso trabajo de más de dieciséis horas que, como podrán comprobar, ha merecido el esfuerzo dedicado.

Que ustedes la disfruten “a lo grande”.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído