El final feliz de la primera ingresada por coronavirus en Jerez: 47 días de ingreso y una vida por delante

En la madrugada del 9 de marzo se activó el protocolo en el centro sanitario con esta mujer que había viajado a Madrid. Ha pasado cinco semanas en UCI y una en planta

El equipo de UCI junto a la paciente dada de alta. FOTO: SAS
El equipo de UCI junto a la paciente dada de alta. FOTO: SAS

El pasado 16 de abril, el día fue un poco más claro para ella y sus familiares. Por fin, pasaba a planta, al ala habilitada en el Hospital de Jerez para personas con coronavirus. Lo peor ya había pasado, pero aún guarda marcas de aquella batalla. A sus 67 años, la primera jerezana en contraer el coronavirus y ser atendida en el Hospital de Jerez, ha conseguido salvar su vida. Ha tenido más suerte que las casi 22.524 personas fallecidas en España.

La lucha ha sido a vida o muerte. Cinco semanas en UCI significan muchos momentos de tensión, de gravedad ante una enfermedad a la que los sanitarios jerezanos nunca antes se habían enfrentado. El 8 de marzo, acudió al centro hospitalario con fiebre. Había estado en Madrid, foco aún silencioso de la enfermedad, con el virus campando a sus anchas. Mientras estaba en Urgencias, la situación empeoró y finalmente en la madrugada del día 9 fue aislada en UCI. La pruebas confirmaron el peor indicio, tenía coronavirus.

Desde entonces, esta mujer ya jubilada de la sanidad, peleó casi desde la inconsciencia. Según indican los profesionales, el tiempo en UCI para la enfermedad es de alrededor de cuatro semanas. En su caso, ha sido superior. Cinco los pasó en Cuidados Intensivos hasta que este viernes 24 de abril se ha marchado a casa. Junto a ella han pasado alrededor de una docena de personas que no han superado la enfermedad. Aún quedan dentro muchos. Pero ella vuelve a casa.

Un paciente recibe el alta hospitalaria cuando puede terminar de curarse en casa. El alta total de la enfermedad, cuando las pruebas así lo indiquen. En la práctica, superar los peores síntomas y responder bien con la ayuda de los fármacos hasta ahora conocidos para la enfermedad prácticamente lo supone. Sin evidencia total, muchos estudios apuntan a que una vez pasada la fase aguda, la infectividad es mucho menor. Por lo tanto, su vida comienza de nuevo. A los 67 años. Siendo la primera en entrar por la UCI de Jerez con la enfermedad, y siendo un ejemplo para los demás. Comienza su nueva vida.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído