La ermita de Guía de Jerez, en la 'Lista Negra' de monumentos "destrozados" de España

La asociación Hispania Nostra considera que se han alterado sus valores esenciales de manera irreversible

Evolución del entorno de la ermita de Guía en Jerez.
Evolución del entorno de la ermita de Guía en Jerez.

La ermita de Guía en Jerez ha sido seleccionada por la asociación en defensa del patrimonio Hispania Nostra como uno de los ocho monumentos nacionales “destrozados” desde el año 2006. Una Lista Negra que también integran el Palacete de los Condes de Benahavís-La Mundial en Málaga, la Cárcel Modelo del Partido Judicial de Úbeda, la Casa de la Carnicería en Manzanares (Ciudad Real), el entorno exterior de las Murallas de Ávila, el Cuartel de las Heras en Ceuta, el Monasterio-hospital de Santa María de las Tiendas en la locaidad de Lédigos de la Cueza en Palencia y la Casa de Pico de Velasco o de los Godos en Cantabria.

En todos ellos, el denominador común es que, o han desaparecido, o se han alterado sus valores esenciales de manera irreversible.

En el caso de la ermita de Guía, cabe recordar que ya estaba incluida en la Lista Roja elaborada por esta organización, que recoge aquellos elementos del Patrimonio Cultural Español que se encuentren sometidos a riesgo de desaparición, destrucción o alteración esencial de sus valores, al objeto de darlos a conocer y lograr su consolidación o restauración. Finalmente, el monumento jerezano pasó a la lista negra el 26 Marzo de 2008.

La ermita de Guía, situada en el casco urbano de Jerez de la Frontera, fue construida por iniciativa municipal en 1675, al parecer sobre, un eremitorio del que se tienen noticias desde el siglo VIII. Está fuera de lo que fueron las murallas de Jerez. Junto a la Ermita existe una fuente y aljibe conocida como La Alcubilla, que fue la primera conducción de agua que se realizó en la ciudad. El actual templo se levantó sobre el solar de la derruida ermita a expensas de los labradores jerezanos, motivo por el cual se acogió bajo el patronazgo de San Isidro Labrador, aunque popularmente nunca ha dejado de conocerse como ermita de Guía. En el siglo XIX pasó a manos privadas cayendo en el olvido hasta que hace unos años la Hermandad del Perdón la recuperara para el culto católico.

Entorno de la ermita de Guía de Jerez en la actualidad.

En su entorno inmediato se han constuido cuatro enormes bloques con 193 viviendas que, además, causan un grave impacto visual sobre la ciudad. El Residencial Puerta de la Ermita, se ubica junto a la glorieta de Cuatro Caminos. En su momento, el Ateneo de Jerez convocó a distintas asociaciones y personas relacionadas con el patrimonio y la cultura en la ciudad para abordar la situación de la Ermita. Se concluyó que, desde el punto de vista histórico y cultural, era una atrocidad la anulación de su entorno, al pretender una urbanización con cuatro bloques de diez plantas. Para mayor gravedad, según se recoge en la web de Hispania Nostra, el nuevo PGOU de Jerez dice que: “a pesar de que desde el Ayuntamiento se ha asegurado que esta construcción histórica está garantizada, al no constar en el catálogo de elementos dentro del conjunto histórico-artístico de Jerez, no sería obligatoria su conservación y podría procederse a su demolición legal, al no haber nada que lo prohibiera”.

Descripción

La portada de la ermita es de gran sencillez, tan sólo perfilada por un doble baquetón con orejetas y frontón triangular, flanqueado por jarrones a ambos lados en cuya base se sitúan los escudos de la ciudad. En la parte superior se ubica la espadaña, a la que da altura un basamento rectangular con el escudo de Carlos II, flanqueado por lápidas conmemorativas de la finalización de la ermita en 1675. En la actualidad se encuentra solicitado el inicio de expediente de declaración BIC.

En 2014 se llevaron a cabo las obras de rehabilitación de la ermita de Guía y de la fuente de la Alcubilla, dos proyectos incluidos en el Plan de Actuación 2014-2015. La rehabilitación de la ermita tenía un presupuesto de 32.436,86 euros y consistió, entre otras actuaciones, en la retirada de la solería y la impermeabilización de cornisas, limpieza y protección de la cornisa, la colocación de un canalón y la eliminación de parterres.

La Lista Roja es una actividad emprendida en 2007 por la asociación Hispania Nostra para informar sobre  elementos patrimoniales en riesgo de desaparición, destrucción o alteración esencial de sus valores. Pretende llamar la atención de la sociedad y de sus propietarios, promoviendo intervenciones positivas que eviten el incremento del deterioro o la desaparición de bienes culturales. También apoyar y animar a asociaciones locales de defensa del patrimonio y a particulares, reforzando sus reivindicaciones sobre los monumentos y entornos de su área de acción. Hispania Nostra actúa bajo el convencimiento de que lo que se valora y se aprecia, se cuida y se custodia.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído