motos_y_bicis_torrot_2.jpg
motos_y_bicis_torrot_2.jpg

Afea al alcalde "la rapidez para ponerse en la foto" y recuerda que el suelo industrial fue un compromiso de la anterior alcaldesa, Teófila Martínez.

La llegada de la empresa Torrot a la Zona Franca de Cádiz, en la antigua nave de Altadis, ha provocado todo tipo de reacciones entre la clase política. La empresa española, dedicada desde 1948 a la fabricación de bicicletas y ciclomotores, renovó en 2011su filosofía apostando por la producción de vehículos eléctricos inteligentes. De hecho, el servicio de motos eléctricas que funcionan en Cádiz es con un modelo fabricado por Torrot. Su planta en Cádiz fabricará un modelo pionero de velocípedo, del que se prevén 3.000 unidades el primer año y hasta 12.000 en tres años, además de otros dos productos: uno en el que podrán viajar dos pasajeros completamente cerrados y otro, que será un vehículo de carga, según publica Diario de Cádiz. 

Su ubicación en la Zona Franca, donde quiso instalarse una clínica privada que obligaba al cambio del uso del suelo, ha provocado un enfrentamiento político. Así, mientras que el alcalde de Cádiz, José María González, se felicitaba de no haber cedido a las presiones de la oposición para cambiar la clasificación del suelo y asegurar que la operación había salido adelante gracias a la intermediación del equipo de gobierno, el PP ha respondido contundentemente. 

En primer lugar, el grupo municipal ha agradecido "el trabajo realizado por el delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, y el delegado especial del Estado para la Zona Franca de Cádiz, Alfonso Pozuelo, durante el último año, para conseguir la implantación en la ciudad de una empresa tecnológica como Torrot que supondrá la generación de empleo y riqueza en Cádiz", lo que supone una apuesta industrial por la zona.

En un comunicado, los populares han señalado que para la ciudad es de "vital importancia" que nuevas empresas encuentren en la Zona Franca y en su entorno el marco idóneo para su implantación, "ya que esto debe suponer un revulsivo para otras empresas ya instaladas y para nuevas inversiones en las que se vienen trabajando desde hace ya meses por parte de Gobierno y el Consorcio".

El grupo popular también ha agradecido "la rapidez del alcalde", José María González, "para ponerse en la foto, después de que se enterara en el último momento de las gestiones que se venían realizando para conseguir esta inversión". Del mismo modo, los populares han apuntado "el afán de arrogarse" una "supuesta política de movilidad sostenible de la que hasta ahora no se ha visto más que el cierre de la plaza España tres días, cuando el desarrollo de estas actuaciones está contemplado en el Plan de Movilidad Urbana Sostenible que se aprobó en el pleno de diciembre de 2013". Además, han señalado que "es realmente ridículo que un alcalde, que lleva semanas desaparecido, intente apuntarse ahora la llegada de una empresa en la que nada ha tenido que ver excepto contactos meramente informativos".

Los concejales populares también han lamentado que el responsable de Urbanismo de la ciudad, Martín Vila, esté "aún intentando enterarse de qué ha pasado con la implantación de esta nueva empresa en la Zona Franca". Y ha añadido que "a lo más que ha llegado es a colgar un comentario en redes sociales donde confunde los terrenos que va a ocupar esta nueva empresa con los que en su día pretendieron unos empresarios privados para una clínica. Todo un ejemplo de la tranquilidad que nos da saber en manos de quién está el urbanismo en el Ayuntamiento".

Los concejales del PP han aclarado al responsable de Urbanismo que donde se ubicará la nueva empresa está calificado como suelo industrial en el PGOU "y fue compromiso de la anterior alcaldesa, Teófila Martínez, y el anterior equipo de Gobierno no cambiar esa calificación por mucho que quisiera Altadis o quien quisiera, y la clínica no iba en ese mismo suelo, sino en una zona de la parcela ocupada por oficinas cuyo cambio de planeamiento era totalmente compatible, como finalmente se demostró". Por ello han pedido a Vila que "no se líe. Podíamos tener clínica y fábrica. La primera no la tenemos gracias a él y la segunda la tendremos sin que se haya enterado ni él ni el alcalde".

Una "excelente noticia" para la CEA

El presidente de la Confederación de Empresarios de Andalucía (CEA), Javier González de Lara, ha valorado este lunes como "excelente noticia" la implantación de una fábrica de la firma Torrot en los terrenos de la Zona Franca en Cádiz. Ha asegurado que "es una marca que me recuerda a viejas glorias", asegurando que fue "propietario de un producto de la marca Torrot y lo recuerdo con mucho cariño". Además, "va a crear 200 empleos en la Zona Franca y va a hacer una inversión industrial" que supone "una apuesta por la ciudad y por esta provincia, que sin duda le va a dar una amplia cobertura", según ha señalado durante un desayuno informativo de organizado por Banco Santander y Grupo Joly.

La nueva fábrica ocupará los antiguos terrenos de Altadis, con una superficie de 6.000 metros cuadrados. En estos momentos están en el proceso de selección del personal que ocupará las 200 vacantes. Datos como 6.000 motos fabricadas en 2016, una facturación de veinte millones, un 90% de exportaciones a 62 países repartidos por todo el mundo y una filial propia en EEUU, avalan la situación de la empresa.

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído