'Hospitalidad': un encuentro con poesía "descarnada" que va más allá del flamenco

Santiago Moreno y Rocío Rosado en la sala La Guarida del Ángel. FOTO: MANU GARCÍA
Santiago Moreno y Rocío Rosado en la sala La Guarida del Ángel. FOTO: MANU GARCÍA

Letras y melodías se funden en el proyecto Hospitalidad, una apuesta diferente en la que los versos del sevillano José María Gómez Valero y el extremeño David Eloy Rodríguez resuenan en composiciones envolventes. Los poetas que forman parte de la Compañía de Poesía La Palabra Itinerante han contado con la voz de Rocío Rosado y la guitarra de Santiago Moreno para dar vida a su literatura.

Los artistas jerezanos se sumergen en esta creación, después de haber participado juntos en el Festival de flamenco de Casares, que surge en el confinamiento con un “formato muy nuevo” que reúne la esencia del “flamenco popular con matices muy profundos de fado o de bolero”, comenta Santiago Moreno, “guitarrista muy flamenco” que define esta aventura musical como “la necesidad de lo humano ante todo esto que parece tan extraño”.

El que también ha dirigido espectáculos de baile y teatro flamenco pone su alma en este “experimento” que nace con la idea de “darle hospitalidad a todo aquel que persiga el encuentro en unos tiempos inhóspitos, que corren muy extraños y cada vez más inhumanos en los que todo el mundo se confina y se recluye a sí mismo”. Santiago destaca el componente novedoso de esta propuesta creada con “poesía totalmente descarnada y muy cercana”. Para él, “todo el mundo ilustra los poemas de Lorca o de Miguel Hernández, unos grandes, pero esto es poner música a unas letras desconocidas”.

Santiago Moreno con su guitarra junto a Rocío Rosado. FOTO: MANU GARCÍA

Hospitalidad, el tema que la cantante Rocío Rosado compuso durante el estado de alarma, da nombre a este proyecto que busca ser “lo más cercano posible” y engatusar al público con “flamenco con un poquito de blues o un poquito de folk dándole una vuelta de tuerca a otras formas de expresión, no solo la flamenca”, explica Santiago. El guitarrista asegura que “muchas veces el flamenco echa para atrás, una petenera así tan profunda y desgarrada es muy para entendidos, pero cuando la encuentras camuflada, te parece confortable y te llega”.

El jerezano acaricia los acordes de su guitarra para acompañar al cante de Rocío Rosado, docente de formación que siempre ha utilizado el arte para la integración social en el ámbito educativo. “Me dieron un puñado de poemas y desde navidades empiezo a componer a partir de los cantes flamencos”, expresa la cantautora que, aunque ha derrochado su arte en peñas como la de Trigueros, siente que “el cante más ortodoxo y tradicional no se ajusta bien a mi forma expresiva que es muy mezclada”.

Rocío cuenta con entusiasmo que en este trabajo se ha podido “permitir muchísima libertad y hacer lo que he querido, poder tener la base de una bulería por soleá pero cantar y meter un scat de jazz”. Por eso, la jerezana, que ha formado parte de la Big band al alba de Vallecas o de la desaparecida banda Granujazz, manifiesta que “quien piense que va a ver flamenco se va a llevar un chasco, yo voy a cantar canciones, canciones hondas, como se llamaba el primer disco de Ketama”.

Un repertorio con una amplia “gama emotiva y de sentimiento que empieza con peteneras y termina por unos tanguillos suavitos”, comenta Santiago, que detalla que los temas van desde lo más profundo hasta la euforia. “En los más jondos , como estés un poquito atento a la letra te dan ganas de tirarte de un tercero, pero después metemos una guajira super cadente donde se respira ese punto amoroso y necesario”, suspira el que recorre junto a Rocío “todas las esferas personales y todas las emociones sin muchas estridencias”.

Los artistas del proyecto en la plaza Las Angustias de Jerez. FOTO: MANU GARCÍA

Los curiosos que deseen “emocionarse” con Hospitalidad podrán hacerlo, como dice Rocío, “en dos pases como en los antiguos cafés cantantes” el próximo viernes 25 de septiembre en la sala La Guarida del Ángel de Jerez a las 20:30 y a las 22:30 horas. Es allí donde los artistas presentarán al público, con todas las medidas de seguridad y con aforo reducido, este proyecto que desemboca en un libro disco de la mano de los poetas David y José María de la editorial Libros de la Herida.

El trabajo presenta un carácter multidisciplinar que va más allá de la música y la poesía ya que también incluye las pinceladas de Patricio Hidalgo, que además de diseñar el cartel del evento, se encargará de las ilustraciones, e incluso, en un futuro “tenemos pensado que Patricio participe con pintura en directo”, dice Rocío que aclara que están “en periodo de rodaje y es un movimiento muy vivo”.

La ilusión de Santiago y Rocío se palpa en sus voces delatadoras del halo de esperanza que supone poder mostrar su trabajo y ofrecer su "hospitalidad" en unos momentos de absoluta incertidumbre donde la cultura está al borde del colapso, "en alerta roja" y pidiendo auxilio en plena pandemia.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído