'Raised by Wolves'.
'Raised by Wolves'.

Raised by Wolves es una serie de ciencia ficción con referencias mitológicas producida por HBO y cuya primera temporada está actualmente en emisión en el canal TNT de Movistar y en Netflix.  Aaron Guzikowski es el responsable de la historia y su productor ejecutivo, Ridley Scott, dirige también los primeros episodios.

EL director británico ha tocado todos los géneros imaginables pero es en la ciencia ficción donde parece encontrarse más a gusto, con el respaldo siempre de la tecnología digital en la creación de un universo visualmente impactante, desasosegante y ambiguo.  

Su obra seminal del ciberpunk cinematográfico, Blade Runner (1982), planteaba algunos de sus temas recurrentes: una sociedad distópica donde el individuo está implacablemente sometido a la dictadura de las grandes corporaciones y su estado policial, el declive de la especie humana, no por conquista extraterrestre, sino por las limitaciones de nuestra fisiología y el empuje de la biotecnología. En la franquicia Alien proponía la colisión entre el pensamiento religioso –seríamos la criatura predilecta de un dios omnipotente que construye un mundo para nuestro goce y sufrimiento- y la evidencia científica de nuestra condición de anécdota irrelevante en medio de fuerzas cosmogónicas inconmensurables.

En Raised by Wolves, Aaron Guzikowski y Ridley Scott nos convocan a un nuevo génesis en un lugar apartado y aparentemente edénico. Aquí la pareja primordial, en este caso dos androides, Madre y Padre, intentan llevar a buen término la misión para la que han sido programados: reiniciar la humanidad después de una guerra devastadora, que ha supuesto la práctica extinción de nuestra especie,  entre las fuerzas de la religión y la superstición frente a las del ateísmo científico.  Además del bíblico, también el mito fundacional de varias civilizaciones, en concreto la lucha entre los gemelos engendrados en una mortal por Marte, dios de la guerra, y amamantados por Luperca, está muy presente en el universo del guionista.

Es ciencia ficción, pero no hay que esperar grandes viajes por la inmensidad del universo o el tiempo, ni batallas de rayos láser en las fronteras de un imperio. El lenguaje, más que épico, se vuelve simbólico. Hay el inevitable recelo entre los humanos y la inteligencia artificial que caracteriza al género. Aborda la aspiración, nunca del todo cumplida, del androide de asimilarse al humano y a la vez la ambición del hombre de convertirse en creador, en Dios. Sin embargo, la serie huye de la postura apocalíptica que adjudica a lo sintético el papel de villano, aunque tampoco parece claro que nuestros Adán y Eva androides sean los progenitores ideales de un nuevo elegido para redimir a la raza humana.

Raised by wolves juega durante toda esta primera temporada con la ambigüedad de las motivaciones de los diferentes personajes, biológicos o sintéticos, y del verdadero carácter edénico o maligno del nuevo Edén. Va mostrando sus cartas una a una y, a la vez, cada capítulo abre nuevos enigmas que despliegan la narración dejando en suspense su continuación. Nada nuevo en una serie de 10 entregas y con clara intención de continuar en futuras temporadas.

La ambigüedad también está presente en el conflicto entre la religión, representada por la secta de los Mitraicos, ataviados con la vestimenta blanca de los adoradores del dios Sol, y la ciencia, representada por la facción de los Ateos y sus androides plateados; ambas partes convencidas de su superioridad moral sobre la otra. Aquí tampoco está claro quién está en el lado luminoso y quién en el oscuro.

Es en el personaje de Madre donde la ambigüedad juega un papel más relevante. Esta Eva sintética recibe la misión de proteger unos embriones de seres humanos, cruzar el vasto universo hasta hallar un lugar protegido donde darlos a luz con la ayuda de su androide compañero, Padre, que no interviene en el acto de engendrarlos. Sus atribuciones maternales de autosuficiencia, fecundidad o nutrición la emparentan con deidades matriarcales. Por otro lado, su potencial destructivo la asocia a criaturas terribles como las gorgonas de mirada letal.

No faltan las referencias al mito del dragón o la serpiente, inquilina del jardín del Edén, ni su cavidad subterránea que seguro deparará sorpresas a medida que avance la historia.

Hay quien sostiene que la ciencia ficción es el realismo del siglo XXI y parece justificada esa afirmación a la vista del deterioro acelerado del planeta, del avance de la biotecnología y la tecnología de la información y la consiguiente desconfianza creciente hacia la ciencia como sustituto de la religión. Para colmo, en estos tiempos de pandemia, la realidad cotidiana se ha convertido en una película de terror en la que cruzarnos con otro ser humano embozado se percibe como una amenaza.

Raised by Wolves se hace eco de esta inquietud elaborando un argumento enrevesado y perturbador pero muy interesante y entretenido además de brillante en sus efectos visuales y muy sugerente en sus referencias mitológicas. Parece que los vetustos y venerables mitos siguen apelando a nuestra capacidad de emocionarnos; siguen siendo un espejo, una red simbólica, que nos ayuda a entender lo incomprensible.

Ficha técnica

Raised by Wolves (Serie de TV) Estados Unidos, 2020. 1ª temporada (10 episodios). Creador, guionista: Aaron Guzikowski. Dirección: Ridley Scott, Luke Scott, Alex Gabassi, Aaron Guzikowski, James Hawes. Fotografía: Dariusz Wolski, Ross Emery. Producción:  HBO Max, Scott Free Productions… Productor ejecutivo: Ridley Scott. Intérpretes: Amanda Collin, Abubakar Salim, Winta McGrath, Travis Fimmel, Ethan Hazzard…

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído